Etiqueta: Finanzas Sostenibles

El impacto financiero de las controversias sobre el greenwashing

En este artículo, exploramos el papel que pueden desempeñar las controversias ESG en el apoyo a los esfuerzos para abordar el posible lavado verde. Este análisis contribuye al mandato de la AEVM de garantizar la estabilidad de los mercados financieros y la protección de los inversores en respuesta a la solicitud de la Comisión Europea de información sobre los riesgos de blanqueo ecológico.
En primer lugar, analizamos el posible uso de controversias sobre el lavado verde con fines de monitoreo. La identificación de las controversias relacionadas con el greenwashing no es sencilla, ya que el greenwashing tiende a significar cosas diferentes para las diferentes partes interesadas. Además, las controversias ESG proporcionan información sobre las percepciones de greenwashing, que no son lo mismo que las ocurrencias de greenwashing, lo que aumenta la subjetividad. Esto significa que las controversias ESG no proporcionan necesariamente información fiable sobre la magnitud del greenwashing que se está produciendo. Al mismo tiempo, las controversias relacionadas con el greenwashing son importantes desde el punto de vista de la protección de los inversores, ya que reflejan la percepción pública del greenwashing, lo que puede dar lugar a problemas de reputación para las empresas implicadas e influir en la asignación de carteras de los inversores.
Documentamos que la frecuencia de las controversias de greenwashing que involucran a empresas europeas aumentó entre 2020 y 2021. Las acusaciones tienden a concentrarse en unas pocas empresas pertenecientes a tres sectores principales, incluido el sector financiero. Un creciente flujo de noticias relacionadas con el blanqueo ecológico pone de relieve la creciente relevancia del tema, que justifica un seguimiento futuro, en particular en el sector financiero, para garantizar que se mantenga la confianza pública en la capacidad y la voluntad del sector financiero para financiar la transición hacia una economía hipocarbónica.
La creciente cobertura del greenwashing en los medios de comunicación plantea más preguntas sobre el posible impacto financiero en las empresas. Esto es importante desde el punto de vista de la protección de los inversores y está en consonancia con la prioridad estratégica de la AEVM de abordar los riesgos potenciales para los mercados y los inversores derivados del blanqueo ecológico. Para explorar esto, nos fijamos específicamente en los rendimientos de las acciones y las métricas de valoración. En general, los resultados del análisis muestran que las controversias sobre el lavado verde no tuvieron un impacto financiero negativo claro y sistemático en las empresas en 2020 y 2021, lo que sugiere que los inversores y los mercados no prestaron mucha atención a las controversias relacionadas con el lavado verde. Sin embargo, la dimensión subjetiva de las controversias ESG y la ausencia de una definición común de greenwashing implican que estos hallazgos deben interpretarse con cautela. Los crecientes niveles de escrutinio público sobre las declaraciones relacionadas con la sostenibilidad también ponen de manifiesto que las reacciones de los inversores y del mercado a las controversias sobre el lavado verde pueden cambiar en el futuro. En general, nuestros hallazgos ponen de manifiesto la ausencia de un mecanismo eficaz basado en el mercado para ayudar a prevenir posibles comportamientos de lavado verde. Esto subraya la importancia de una orientación política clara por parte de los reguladores y de los esfuerzos de los supervisores para garantizar la credibilidad de las declaraciones relacionadas con la sostenibilidad.

ICMA publica análisis de riesgos de greenwashing

Creemos que los logros de las finanzas sostenibles, es decir, hacer que la sostenibilidad sea invertible a gran escala con transparencia y rendición de cuentas, superan con creces sus deficiencias, pero no hay lugar para la complacencia. Tanto las mejores prácticas del mercado como las regulaciones tienen un papel que desempeñar para abordar las preocupaciones sobre la integridad y los riesgos de lavado verde en las finanzas sostenibles. Tenemos las siguientes recomendaciones para los responsables de la formulación de políticas y los reguladores a este respecto:
1. Concéntrese en las áreas de preocupación en las finanzas sostenibles: las áreas de preocupación reales en las finanzas sostenibles, como la falta de ambición en el mercado de bonos sostenibles o el etiquetado engañoso de los fondos sostenibles, generalmente son bien entendidas tanto por los participantes en el mercado como por los reguladores. También son procesables. Por el contrario, las definiciones generales de greenwashing corren el riesgo de paralizar a los participantes en el mercado debido a temores tanto de reputación como de litigios.
2. Contribuir a mejorar la disponibilidad de datos y análisis sobre la integridad del mercado en relación con estos ámbitos: no se dispone de suficientes datos y análisis sobre la integridad del mercado, tanto en el mercado de bonos sostenibles como en el de fondos, lo que debe ser remediado por los esfuerzos tanto del sector oficial como del mercado. Esto será más fácil de cuantificar si se centra en las áreas de preocupación identificadas en este documento en lugar de en definiciones más amplias.
3. Haga referencia a la legislación vigente cuando sea necesario aplicarla: las leyes y la regulación financiera vigentes contienen salvaguardias efectivas contra la tergiversación y, por supuesto, el fraude. Tampoco lo son las preocupaciones novedosas para los reguladores. Ya se están dando ejemplos de ejecución y litigios sobre esta base.
4. Implementar iniciativas regulatorias actuales con un enfoque en la interoperabilidad y usabilidad internacional: existen múltiples iniciativas regulatorias de las principales jurisdicciones que se enfocan en las áreas clave de preocupación en las finanzas sostenibles. La prioridad debe ser (i) promover su operatividad internacional en un mercado global, y (ii) abordar los problemas de usabilidad identificados.
5. Seguir aprovechando la contribución positiva de las mejores prácticas del mercado: las finanzas sostenibles, y especialmente el mercado de bonos sostenibles con los Principios de la ICMA, son quizás únicas en el grado de buenas prácticas voluntarias disponibles. Los reguladores y los responsables de la formulación de políticas pueden aprovechar aún más las mejores prácticas que ha desarrollado el mercado cuando consideran que la orientación voluntaria puede ser insuficiente para respaldar su integridad.

Promoción de las finanzas sostenibles y la estabilidad financiera a través de la divulgación de información corporativa relacionada con el clima en Asia

No hay duda de que los gobiernos deben asumir la responsabilidad principal de implementar políticas climáticas más ambiciosas para impulsar la transformación de las industrias y empresas hacia una mayor sostenibilidad ambiental y lograr una economía baja en carbono. Al mismo tiempo, los países deben garantizar la disponibilidad de recursos financieros de fuentes públicas y privadas, tanto nacionales como extranjeras, para apoyar las inversiones en energía limpia, tecnologías bajas en carbono y esfuerzos de descarbonización. Este informe de políticas enfatiza la importancia de la divulgación y la presentación de informes de datos corporativos relacionados con el clima confiables, comparables y consistentes como base para evaluar y monitorear los riesgos financieros relacionados con el clima. Esto, a su vez, puede contribuir a salvaguardar la estabilidad financiera a largo plazo al aumentar la concienciación de las instituciones financieras sobre los riesgos financieros relacionados con el clima y fomentar el crecimiento de las finanzas sostenibles como resultado de una mayor confianza de los inversores y las instituciones financieras. Para acelerar este proceso, es crucial que los gobiernos asiáticos alienten a las empresas a divulgar datos precisos sobre las emisiones de GEI, objetivos y otra información relacionada con el clima en consonancia con las recomendaciones del TCFD y las normas ISSB.
Los gobiernos asiáticos deben tomar estas medidas con urgencia. Al mismo tiempo, deben ser conscientes de que las medidas regulatorias y de supervisión más amplias deben considerarse como el siguiente paso con vistas a promover las finanzas sostenibles y la estabilidad financiera. Entre ellas se encuentran la promoción de la integración de los factores climáticos en la gestión de los activos de cartera por parte de los inversores institucionales, la aplicación de taxonomías o clasificaciones interoperables, la lucha contra las prácticas de blanqueo ecológico y la regulación de las empresas de evaluación ESG y los auditores. Este informe de políticas se centra principalmente en la divulgación de información corporativa relacionada con el clima, comenzando con las emisiones de GEI como paso inicial para permitir que los inversores y las instituciones financieras evalúen los riesgos y rendimientos de las inversiones y mejoren los marcos regulatorios y de supervisión relacionados con el clima con mayor precisión. En particular, la región asiática necesita compartir un sentido de urgencia en la promoción de la divulgación estandarizada de las empresas relacionadas con el clima debido al alto grado de vulnerabilidad a los riesgos climáticos, las grandes necesidades de inversión en infraestructura y energía limpia, y la financiación verde inadecuada para respaldar los ambiciosos objetivos de crecimiento con bajas emisiones de carbono.

BANCA CENTRAL VERDE Y REGULACIÓN PARA FOMENTAR LAS FINANZAS SOSTENIBLES

A medida que queda claro que el cambio climático ejercerá un gran impacto en la inflación, el crecimiento económico y la estabilidad del sistema financiero, los bancos centrales y los reguladores financieros han reconocido cada vez más que ya no pueden ignorar el cambio climático y otros problemas ambientales. En general, los bancos centrales son responsables de lograr la estabilidad de precios en virtud del mandato de política monetaria y la estabilidad financiera en virtud del mandato de política macroprudencial. Por lo tanto, es posible que los bancos centrales consideren los riesgos climáticos dentro de sus mandatos existentes. Además, los mercados financieros mundiales se han enfrentado a los problemas de fijación errónea de precios debido a la presencia de bajos precios del carbono. Si no se abordan estas cuestiones, el proceso de transición hacia una economía baja en carbono seguirá siendo demasiado lento para lograr la neutralidad de carbono. Si bien los gobiernos desempeñan el papel más importante en la aplicación de la política climática, los bancos centrales podrían contribuir a los esfuerzos de los gobiernos dentro de sus mandatos existentes. Los bancos centrales y los reguladores financieros han comenzado a discutir la política prudencial y a tomar medidas para hacer frente a los riesgos financieros relacionados con el clima, incluido el análisis de escenarios climáticos y/o las pruebas de resistencia. Además, hay crecientes discusiones sobre cómo incluir los riesgos climáticos con respecto a la regulación de los requisitos de adecuación del capital para los bancos en el marco de Basilea. También se alienta a los bancos centrales a predicar con el ejemplo divulgando el impacto de los riesgos climáticos en los propios balances de los bancos centrales, estableciendo un objetivo de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en sus operaciones y ajustando la composición de diversos activos nacionales y extranjeros en poder de los bancos centrales para objetivos no monetarios y de política monetaria. Este documento ofrece una visión general de los enfoques y prácticas relacionados con el clima adoptados por los bancos centrales y los reguladores financieros que se han vuelto más visibles en los últimos años.

Crypto shocks y pérdidas minoristas

Conclusiones clave
• Un nuevo conjunto de datos sobre tenencias minoristas de criptoactivos revela que, tras el colapso de Terra/Luna y la quiebra de FTX, la actividad de comercio de criptomonedas aumentó notablemente, con inversores grandes y sofisticados vendiendo e inversores minoristas más pequeños comprando.
• Los datos sobre las principales plataformas de comercio de criptomonedas entre agosto de 2015 y diciembre de 2022 muestran que, como resultado, la mayoría de los usuarios de aplicaciones de criptomonedas en casi todas las economías sufrieron pérdidas en sus tenencias de bitcoins.
• Sin embargo, a pesar de la gran base de usuarios de las criptomonedas y las pérdidas sustanciales para muchos inversores, la agitación del mercado en 2022 tuvo un impacto poco perceptible en las condiciones financieras más amplias fuera del universo de las criptomonedas, lo que subraya la naturaleza en gran medida autorreferencial de las criptomonedas como clase de activo.

Gobernanza de la información en finanzas sostenibles

Para funcionar correctamente, el sistema financiero depende de flujos de información que facilitan la asignación de capital. Estos flujos comprenden información divulgada por empresas que recaudan fondos, recopilada y difundida por intermediarios externos, como agencias de calificación, y adquirida de forma privada por inversores individuales. Los dos primeros canales a menudo están sujetos a regulaciones para garantizar que los participantes en el mercado, incluidos los menos sofisticados, reciban una línea de base de información confiable. Estas regulaciones son la base de la gobernanza de la información en los mercados financieros. Están diseñados para contener las deficiencias del mercado, que surgen de la incapacidad de la contratación privada para contener plenamente el comportamiento oportunista en el proceso de producción de información. En cambio, se necesitan disposiciones reglamentarias para limitar las acciones y, a su vez, frenar la incidencia de conflictos de intereses.
En este artículo, nos centramos en la gobernanza de la información en finanzas sostenibles, un sector de los mercados de financiación que, además de los rendimientos financieros, considera los beneficios sociales y ambientales. En tal contexto, la producción de información precisa es particularmente útil para abordar la contaminación excesiva, que es la «tragedia de los comunes» por excelencia. Los gobiernos, las empresas y los hogares contaminan en exceso porque no pagan el precio total de sus acciones. La información producida por los participantes en los mercados financieros puede ayudar a fijar el precio adecuado para las externalidades (por ejemplo, los impuestos sobre el carbono), mejorando así la sostenibilidad de la actividad económica.

La complejidad de la política monetaria

En condiciones normales, la brecha de producción representa un indicador de la presión inflacionaria al señalar la cantidad de capacidad ociosa en la economía. [2]A su vez, esto proporciona un criterio contra el cual los bancos centrales calibran la política monetaria. Al dirigir la demanda de modo que la producción real coincida con el potencial, los bancos centrales pueden estabilizar la inflación en torno a sus objetivos.
Desde la crisis financiera mundial hasta el inicio de la pandemia, las variaciones en la brecha del producto reflejaron de manera destacada el papel desempeñado por los factores de demanda.
La implicación para la política monetaria fue relativamente sencilla. Los shocks a la demanda empujaron la producción, el empleo y la inflación en la misma dirección, lo que llevó a una correlación positiva entre las brechas de producción y la inflación. La política monetaria podría apuntar a cerrar la brecha de inflación sin enfrentar grandes compensaciones en términos de brecha de producción.
En última instancia, los bancos centrales se enfrentaron a la dificultad, no tanto de diagnosticar, sino de cumplir: una vez que la inflación cayó demasiado baja, sus instrumentos convencionales se vieron limitados a medida que las tasas de interés se acercaban a su límite inferior.[3]Los bancos centrales tuvieron que desplegar herramientas de política no estándar para elevar la demanda.

Ficha informativa: mejora de la comprensión de la divulgación de información sobre sostenibilidad financiera por parte de los consumidores

Este documento explica los resultados de nuevos ensayos e investigaciones sobre cómo se comunica la información sobre inversiones sostenibles a los consumidores. Encuentra:
• Las fichas informativas mejoran la comprensión de las características de sostenibilidad de los productos de inversión
• La longitud de la hoja informativa, ya sea de dos páginas y media o de una página, no afecta a la comprensión
• Proporcionar fichas informativas actualizadas para todos los fondos, no solo para los sostenibles, es la medida más efectiva, ya que aumenta la comprensión del consumidor de información importante sobre sostenibilidad.
Declaración
Los documentos ocasionales contribuyen al trabajo de la FCA al proporcionar resultados de investigación rigurosos y estimular el debate. Si bien pueden no representar necesariamente la posición de la FCA, son una fuente de evidencia que la FCA puede utilizar en el desempeño de sus funciones y para informar sus puntos de vista. La FCA se esfuerza por garantizar que los resultados de la investigación sean correctos, a través de verificaciones que incluyen informes de árbitros independientes, pero la naturaleza de dicha investigación y la elección de los métodos de investigación es un asunto de los autores utilizando su juicio experto. En la medida en que los artículos ocasionales contengan errores u omisiones, deben atribuirse a los autores individuales, en lugar de a la FCA.