Artículos

Los posibles impactos en la competencia de la entrada y expansión de Big Tech en los servicios financieros minoristas


Documento de debate DP22/5 de octubre de 2022

Resumen ejecutivo

La presencia de las grandes empresas tecnológicas a nivel internacional y en los mercados de servicios financieros del Reino Unido ha aumentado con el potencial de crecer y cambiar los resultados del mercado rápidamente. Las grandes empresas tecnológicas, que generalmente incluyen Facebook (Meta), Google (Alphabet), Apple y Amazon, pueden brindar beneficios a los consumidores de servicios financieros minoristas al competir de manera efectiva y justa con los proveedores establecidos y otros nuevos participantes, incluidas las empresas fintech. Pueden proporcionar productos y servicios innovadores y eficientes. Sin embargo, sobre la base de la evidencia de los mercados centrales de las grandes empresas tecnológicas y sus ecosistemas en expansión, podrían surgir riesgos de competencia en el futuro si ganan rápidamente cuota de mercado, los mercados se inclinan a su favor y la posible explotación del poder de mercado que sería perjudicial para la competencia y los resultados de los consumidores.

El propósito de este documento es estimular una discusión sobre los posibles impactos en la competencia identificados utilizando la investigación existente para informar nuestro enfoque hacia las empresas de Big Tech. Queremos escuchar opiniones sobre las áreas en las que es probable que la entrada de Big Tech cree los mayores beneficios de competencia para los consumidores y aquellas áreas donde existe el mayor riesgo de daño significativo si la competencia se desarrolla de una manera particular. Estamos tratando de entender cuál debería ser nuestro enfoque hacia Big Tech en el futuro como parte de nuestro compromiso de dar forma a los mercados digitales.

Hemos centrado nuestro análisis en cuatro sectores minoristas: pagos, captación de depósitos, crédito al consumo y seguros. Hemos elegido estos sectores debido a su importancia para la vida financiera de los consumidores y el impacto potencial de la competencia que la entrada y expansión de las grandes empresas tecnológicas podría tener en ellos. En el Reino Unido y en todo el mundo, estas son áreas donde las Big Techs ya han ingresado a los servicios financieros. No nos hemos centrado en los mercados financieros mayoristas o los servicios tecnológicos proporcionados por las grandes empresas tecnológicas a las empresas financieras, como los servicios en la nube.

Si bien nuestra discusión se centra en la competencia en los sectores minoristas, esto complementa el trabajo conjunto más amplio de la FCA sobre seguridad en línea, protección del consumidor y estabilidad financiera en los mercados digitales, tales como:

• Nuestro trabajo conjunto con la Autoridad de Regulación Prudencial y el Banco de Inglaterra sobre la resiliencia operativa y el papel de terceros críticos, como los servicios en la nube proporcionados por las grandes empresas tecnológicas para apoyar la estabilidad financiera y el crecimiento.

• Nuestro trabajo conjunto con Ofcom a través del Foro de Cooperación de Regulación Digital (DRCF) sobre seguridad en línea y fraude financiero para proteger a los consumidores de estafas.

Queremos desarrollar un enfoque de competencia efectivo para las empresas de Big Tech en los servicios financieros del Reino Unido que sea coherente con el panorama regulatorio más amplio en el Reino Unido e internacionalmente.

Habiendo examinado los cuatro sectores minoristas en alcance, encontramos cinco temas clave emergentes.

1. Potencial para que las empresas de Big Tech mejoren el valor general de sus ecosistemas con una mayor entrada y expansión en los sectores de servicios financieros minoristas a través de propuestas innovadoras. El sector de pagos ha sido a menudo el primer punto de entrada, por ejemplo, Google Pay y Apple Pay. A largo plazo, es poco probable que la entrada de Big Tech sea independiente entre los mercados de servicios financieros, ya que la entrada en un mercado creará oportunidades para la expansión en mercados complementarios, con el núcleo de las empresas de Big Tech y otras actividades desempeñando un papel.

2. A corto plazo, es probable que un modelo basado en la asociación siga siendo la estrategia de entrada dominante para las grandes empresas tecnológicas. A largo plazo, pueden tratar de depender menos de las asociaciones y competir más directamente con las empresas existentes. Las grandes empresas tecnológicas pueden buscar traer más actividades internas y expandir su prestación de servicios a lo largo de la cadena de valor a través de fusiones y adquisiciones, crecimiento orgánico o una combinación para competir más directamente con los proveedores existentes.

3. La entrada de las grandes empresas tecnológicas puede no ser secuencial o predecible. Si bien las formas iniciales de entrada pueden ser difíciles de predecir, una vez que se acumule el impulso, podríamos ver cambios significativos en el mercado rápidamente. Los modelos de negocio del ecosistema y las operaciones de conglomerado de las grandes empresas tecnológicas significan que la entrada en un mercado de servicios financieros creará oportunidades para la expansión en mercados financieros complementarios.

4. A corto plazo y posiblemente durando más tiempo, la entrada de las grandes empresas tecnológicas en los servicios financieros podría beneficiar a muchos consumidores. Estos beneficios podrían surgir de las propias innovaciones de las grandes empresas tecnológicas, así como del aumento de los incentivos de otros participantes del mercado para innovar, mejorar la calidad y reducir los precios de los productos y servicios financieros a través de una mayor competencia.

5. A más largo plazo, existe el riesgo de que los beneficios de la competencia de la entrada de Big Tech en los servicios financieros se vean erosionados si estas empresas pueden crear y explotar un poder de mercado arraigado para dañar la competencia sana y empeorar los resultados de los consumidores. Este riesgo puede surgir dadas las características de los mercados digitales (incluidas las economías de escala y alcance, las limitaciones a la conmutación y el multi-homing, las ventajas de los datos establecidos y los efectos de red) y las características y comportamientos de las empresas de Big Tech (incluida la escala global y las grandes bases de usuarios, datos ricos sobre sus usuarios con análisis y tecnología avanzados, influencia sobre la toma de decisiones e incumplimientos).  ecosistemas de productos complementarios y sus opciones estratégicas e inversiones). Estas características pueden llevarlos a ganar rápidamente cuota de mercado, a que los mercados se inclinen a su favor y a una posible explotación del poder de mercado.

Planeamos publicar una Declaración de comentarios en la primera mitad de 2023, estableciendo nuestra respuesta y cómo desarrollaremos nuestro enfoque regulatorio en respuesta a los comentarios recibidos.

1. Introducción

1.1 La presencia de las grandes empresas tecnológicas en los mercados de servicios financieros del Reino Unido ha ido en aumento y con el potencial de crecer rápidamente. Dadas las posibles implicaciones para los consumidores y la competencia, establecimos en nuestro Plan de Negocios el compromiso de identificar proactivamente los riesgos y beneficios de la competencia de la entrada de Big Tech en los servicios financieros. Queremos comprender mejor los riesgos y oportunidades emergentes para garantizar que se aprovechen los beneficios para los consumidores y se mitiguen los daños importantes.

1.2 Definimos las grandes empresas tecnológicas en línea con el Consejo de Estabilidad Financiera (FSB): grandes empresas digitales con plataformas tecnológicas establecidas y extensas redes de clientes establecidas. Nuestro enfoque está en Google (Alphabet), Apple, Facebook (Meta) y Amazon en el Reino Unido, ya que ya han ingresado a los servicios financieros, en el Reino Unido o en todo el mundo. Estas empresas podrían expandirse aún más en servicios financieros, y rápidamente, debido a sus grandes bases de usuarios, ecosistemas, altas cuotas de mercado y recursos financieros significativos. Cuando es relevante, también extraemos lecciones de otras grandes empresas de tecnología, incluidas las grandes empresas de tecnología que operan principalmente en Asia y América del Sur, como parte de nuestra base de evidencia.

1.3 En este documento de debate exponemos nuestro análisis de los incentivos económicos que impulsan la entrada de las grandes empresas tecnológicas; escenarios plausibles de entrada de Big Tech en los servicios financieros del Reino Unido; y sus posibles implicaciones para la competencia, tanto beneficiosas como perjudiciales. Somos conscientes de los servicios de terceros proporcionados por las grandes empresas de tecnología a las empresas de servicios financieros, y consideramos esto cuando existen vínculos directos con la competencia en los mercados minoristas.

1.4 El objetivo es proporcionar una visión imparcial tanto de los beneficios potenciales como de los posibles daños a la competencia. Los escenarios de entrada descritos son indicativos y se basan en nuestro enfoque analítico de la entrada de Big Tech. Esto incluye una evaluación de los incentivos y barreras que enfrentan las grandes empresas tecnológicas al considerar la entrada y expansión a nuevos mercados y la entrada observada en otras jurisdicciones.

1.5 Nos centramos en cuatro sectores de servicios financieros al por menor cuando aplicamos nuestro marco de entrada y expansión de alto nivel y nuestra reflexión sobre los posibles beneficios y daños: pagos, captación de depósitos, crédito al consumo y seguros. Hemos elegido estos sectores debido a su importancia para la vida financiera de los consumidores y el impacto potencial de la competencia que las empresas de Big Tech podrían tener en estos sectores si ingresan o amplían su presencia existente. Además, hasta la fecha en el Reino Unido y en todo el mundo, estos sectores han sido las áreas donde se ha producido la entrada de Big Tech.

1.6 Esta discusión ayudará a informar nuestro enfoque y comprensión de las empresas de Big Tech, en el contexto del nuevo régimen pro competitivo del Reino Unido para los mercados digitales y los de otras jurisdicciones como la UE y los Estados Unidos, el Marco Regulatorio Futuro del Reino Unido y el nuevo Deber del Consumidor de la FCA. En el momento de su publicación, el objetivo secundario de competitividad y crecimiento internacional propuesto todavía se está examinando en el Parlamento, por lo que no lo hemos tenido en cuenta en este documento de debate. Tendríamos que considerar su efecto en nuestro futuro enfoque regulatorio, incluido el impacto de la entrada de Big Tech.

1.7 En esta etapa, no estamos proponiendo ningún cambio regulatorio o de política. El propósito de este documento es estimular una discusión entre las partes interesadas como parte de nuestro enfoque proactivo y con visión de futuro para dar forma a los mercados digitales.

1.8 Las cuestiones planteadas en este documento son sólo para discusión y no representan las opiniones finales de la FCA.

Contexto

1.9 Las grandes empresas tecnológicas en el Reino Unido y en todo el mundo han estado bajo el escrutinio activo de la academia, los medios de comunicación y las autoridades reguladoras. Las grandes empresas tecnológicas ya tienen algunos permisos de la FCA para proporcionar servicios financieros y han estado activas en los sectores de pagos y préstamos.

1.10 Queremos comprender mejor los posibles impactos en la competencia de la entrada y expansión de las grandes empresas tecnológicas en los servicios financieros del Reino Unido. Estas empresas pueden aportar beneficios al competir de manera efectiva y justa con los proveedores establecidos y los nuevos participantes, incluidas las empresas de tecnología financiera. Pueden proporcionar productos y servicios innovadores y eficientes. Sin embargo, sobre la base de la evidencia en los mercados centrales de las grandes empresas tecnológicas y sus ecosistemas en expansión, existen riesgos de competencia derivados de su rápida ganancia de cuota de mercado, los mercados «inclinados» a su favor y la posible explotación del poder de mercado. Esto podría ser perjudicial para la competencia y los resultados de los consumidores.

1.11 En este documento, nos centramos en los posibles impactos de las grandes empresas tecnológicas en la competencia en los mercados minoristas de servicios financieros, tanto positivos como negativos. Somos conscientes de los mercados mayoristas y de la infraestructura más amplia proporcionada por las empresas de Big Tech a los servicios financieros donde tienen implicaciones directas para los mercados minoristas considerados, como el papel de la referencia crediticia en el sector del crédito al consumo.

1.12 La configuración de los mercados digitales es una prioridad clave para la FCA, con una variedad de trabajos en curso para mitigar daños importantes al tiempo que permite beneficios para los consumidores. Esto incluye:

• Apoyar el trabajo del Gobierno en la creación de un nuevo régimen favorable a la competencia para los mercados digitales, como parte de la Unidad de Mercados Digitales (DMU).

• Compromiso y colaboración con el Foro de Cooperación en Regulación Digital (DRCF) sobre temas de mercados digitales y asuntos regulatorios.

• Nuestro trabajo conjunto con el DRCF sobre inteligencia artificial (IA) en servicios financieros.

• Nuestro trabajo conjunto con la Autoridad de Regulación Prudencial (PRA) y el Banco de Inglaterra sobre la resiliencia operativa y el papel de terceros críticos.

• Construir el Sandbox Regulatorio y las Vías de Innovación, para permitir que las empresas innovadoras y los modelos de negocio ingresen a los servicios financieros.

El panorama regulatorio de la competencia

1.13 Dadas las características únicas de las grandes empresas tecnológicas, los gobiernos de múltiples jurisdicciones están elaborando regímenes de competencia ex ante –que regulan las conductas futuras– para complementar la aplicación de la legislación vigente en materia de competencia (como la Ley de Competencia de 1998).

1.14 En el Reino Unido, siguiendo las recomendaciones formuladas en Unlocking digital competition: Report of the Digital Competition Expert Panel (Furman Review), el Gobierno ha creado la Unidad de Mercados Digitales (DMU) dentro de la CMA. El Gobierno tiene la intención de otorgar a la DMU poderes para supervisar un código de conducta obligatorio y aplicar intervenciones favorables a la competencia para las empresas que cumplan con la definición de «estatus estratégico de mercado».

1.15 Del mismo modo, la Comisión Europea está aplicando la Ley de Mercados Digitales (DMA), con el objetivo de limitar el comportamiento anticompetitivo de las plataformas «guardianas». Los «guardianes» son grandes plataformas digitales que en su mayoría intermedian entre los usuarios empresariales y los usuarios finales, y operan en mercados con economías de escala, efectos de red más fuertes y una falta de multi-homing.

1.16 Los legisladores estadounidenses están considerando varios proyectos de ley antimonopolio que afectarían a las grandes empresas tecnológicas; sin embargo, estos aún no han sido aprobados por la Cámara de Representantes o el Senado. En febrero de 2019, la Comisión Federal de Comercio también creó una División de Aplicación de Tecnología para monitorear la competencia en los mercados basados en la tecnología digital.

1.17 Se están desarrollando varias otras iniciativas en Australia (reforma de la legislación sobre fusiones e introducción de un seguimiento proactivo), Corea del Sur (que impide que los operadores de tiendas de aplicaciones exploten a los desarrolladores de aplicaciones) y Japón (introducción de obligaciones de divulgación y presentación anual al Ministerio de Economía, Comercio e Industria del Japón).

1.18 Antes de la reciente elaboración de regímenes ex ante, las grandes empresas tecnológicas habían sido objeto de varios casos de aplicación de la legislación en materia de competencia y estudios de mercado en múltiples jurisdicciones de todo el mundo y siguen siendo objeto de examen en virtud de las leyes de competencia. En el Reino Unido, en marzo de 2021, la CMA abrió una investigación sobre Apple en relación con la distribución de aplicaciones; en particular, los términos y condiciones que rigen el acceso de los desarrolladores de aplicaciones a la App Store de Apple. En junio de 2022, la CMA inició una investigación sobre las reglas de Play Store de Google que obligan a los desarrolladores de aplicaciones que ofrecen contenido digital a utilizar el propio sistema de pago de Google para compras inapp.

1.19 Entre los estudios de mercado recientes realizados por la CMA figura la evaluación de la competencia en las plataformas en línea y la publicidad digital, en la que la CMA concluyó que Google y Facebook dominan los mercados de publicidad de búsqueda y publicidad gráfica. El estudio de mercado de ecosistemas móviles encontró que existe un duopolio efectivo en manos de Apple y Google, en relación con los dispositivos móviles, los sistemas operativos móviles y las aplicaciones que se pueden cargar en dispositivos móviles.

1.20 Ofcom anunció en septiembre de 2022 que lanzaría un estudio de mercado sobre el sector de la nube del Reino Unido, examinando la posición de Amazon, Microsoft y Google en los servicios en la nube. Ofcom también iniciará un programa de trabajo más amplio para examinar otros mercados y servicios digitales, como WhatsApp, Zoom y altavoces inteligentes.

1.21 Si bien nuestro debate se centra en la competencia, las empresas de Big Tech también están sujetas a regímenes regulatorios con objetivos diferentes, incluidas las regulaciones relacionadas con la protección de datos, la conducta empresarial y la resiliencia operativa.1 En julio de 2022, la CMA y Ofcom publicaron una declaración sobre cómo trabajarán juntos para abordar cualquier problema de seguridad en línea y competencia en los mercados digitales. Comprender cómo interactúan dichos regímenes regulatorios también es importante para garantizar que los daños se mitiguen de manera efectiva y se obtengan los beneficios de la innovación.

¿Quién estará interesado en esta discusión?

1.22 Este debate será de interés para todos los participantes en el mercado, los posibles participantes y las autoridades interesadas en pagos, depósitos, créditos al consumo y seguros.

1.23 Será de particular interés:

• Grandes empresas tecnológicas

• Establecimiento de empresas de servicios financieros regulados

• Empresas retadoras más pequeñas (incluidas las empresas fintech)

• Órganos comerciales de empresas reguladas

•Consumidores

• Grupos que representan los intereses de los consumidores

• Autoridades y reguladores nacionales e internacionales encargados de la competencia

Consideraciones sobre igualdad y diversidad

1.24 El análisis que aquí se presenta es prospectivo y, por lo tanto, tenemos pruebas limitadas que nos permiten comprender con certeza los posibles impactos de la competencia en las personas con características protegidas en caso de que las grandes empresas tecnológicas ingresen o se expandan en servicios financieros minoristas en el futuro.

1.25 En otras jurisdicciones, como China y América del Sur, la entrada de Big Tech ha contribuido a reducir la exclusión financiera. Aunque el nivel de exclusión financiera en el Reino Unido es menor, la evidencia sugiere que las plataformas digitales han mejorado la inclusión financiera, tanto en economías emergentes como desarrolladas como en el Reino Unido.

1.26 Seguiremos examinando si existen implicaciones para la igualdad y la diversidad de los posibles efectos en la competencia planteados en el presente documento de debate.

Próximos pasos

1.27 A lo largo de este documento, hemos esbozado preguntas y áreas clave en las que nos gustaría recibir aportes de las partes interesadas. Los invitamos a participar en esta discusión compartiendo sus puntos de vista sobre estos temas. En el Anexo 1 figura una copia completa de las preguntas.

1.28 Puede respondernos enviando un correo electrónico a dp22-05@fca.org.uk o, alternativamente, utilizar los datos de contacto proporcionados en la página 2.

1.29 El período de discusión finalizará el 15 de enero de 2023. Después de esto, consideraremos sus comentarios y planearemos publicar una Declaración de comentarios en la primera mitad de 2023.

2. Antecedentes sobre las empresas Big Tech y nuestro enfoque analítico

2.1 En este capítulo, presentamos las empresas Big Tech y sus modelos de negocio. Consideramos la actividad actual de las grandes empresas tecnológicas en servicios financieros, en el Reino Unido y en todo el mundo. Finalmente, presentamos nuestro enfoque analítico para evaluar escenarios plausibles de entrada y expansión de Big Tech en los mercados de servicios financieros del Reino Unido, y los beneficios y daños asociados a la competencia que esto podría traer.

Características de las grandes empresas tecnológicas

2.2 Definimos las grandes empresas tecnológicas como «grandes empresas tecnológicas con plataformas tecnológicas establecidas y amplias redes de clientes establecidas», siguiendo la definición del Consejo de Estabilidad Financiera (que combina dos frases). Nuestro enfoque está principalmente en las empresas Big Tech que operan en el Reino Unido.

2.3 Consideramos Google (Alphabet), con actividades básicas de búsqueda, publicidad y sistemas operativos telefónicos; Apple, que ofrece dispositivos de hardware y servicios relacionados con el ecosistema móvil; Meta Plataformas (incluyendo Facebook, WhatsApp, Instagram), en redes sociales y publicidad; Amazon, con actividades principales en comercio electrónico, distribución, logística e infraestructura en la nube; y Microsoft, con actividades básicas en hardware, software e infraestructura en la nube. Cuando es relevante, también extraemos lecciones de otras grandes empresas de tecnología, incluidas las grandes empresas de tecnología que operan principalmente en Asia y América del Sur, como parte de nuestra base de evidencia. En el cuadro 1 se describe el tamaño de algunas de estas empresas y sus actividades principales.

2.4 Además de las actividades básicas mencionadas anteriormente, las grandes empresas tecnológicas están activas en una serie de otros negocios que podrían afectar sus incentivos para ingresar o expandirse en los servicios financieros. Big Tech ha sido referido como tecnología o neo-conglomerados. Las grandes empresas tecnológicas a menudo operan con ecosistemas diversificados en múltiples líneas de negocio, tales como, entre otras, búsqueda, publicidad, comercio electrónico, redes sociales, realidad virtual e infraestructura en la nube.2

2.5 Las grandes empresas tecnológicas suelen ser proveedores clave en estos mercados. The Furman Review destacó el papel clave de las grandes empresas tecnológicas en la búsqueda en línea (Google), las redes sociales (Facebook e Instagram), la publicidad digital (Google y Facebook) y los mercados en línea (Amazon). El estudio de mercado de ecosistemas móviles de la CMA encontró que Apple y Google tienen un duopolio de facto sobre los sistemas operativos tanto para teléfonos inteligentes como para tabletas.

2.6 La concentración en estos mercados y el papel clave de las grandes empresas tecnológicas han sido ampliamente discutidos. Refleja tanto las características de los mercados digitales como las características y comportamientos de las propias empresas Big Tech. En el Informe Penrose, las grandes empresas tecnológicas se denominan «monopolios de red» que se benefician de los efectos de red y del acceso a los datos, en particular los de los consumidores. La revisión de Furman destacó la importancia de las economías de escala y alcance, las ventajas de los datos para los grandes operadores tradicionales (como las asimetrías de información y los bucles de retroalimentación que permiten la personalización), las limitaciones a la conmutación y el multihoming y los efectos de red para impulsar la concentración en los mercados digitales. En combinación, esto a menudo podría dar lugar a que los mercados digitales se inclinen a favor de una o unas pocas empresas.

2.7 El éxito de las grandes empresas tecnológicas a la hora de asegurar y mantener una posición clave en estos mercados refleja sus características y comportamientos. Estos incluyen su escala global y el acceso a una gran base de usuarios instalada, datos ricos sobre sus usuarios que permiten la personalización, análisis y tecnología de datos avanzados, influencia sobre la toma de decisiones y los incumplimientos, ecosistemas de productos complementarios y comportamientos estratégicos, incluidas las estrategias de adquisición.

2.8 El Banco de Pagos Internacionales (2019) describe cómo las grandes empresas tecnológicas pueden tener éxito a lo largo de tres etapas clave de su ciclo de vida: nacimiento, donde una empresa de tecnología intenta atraer a una masa crítica de usuarios; crecimiento, donde la empresa puede beneficiarse de las externalidades de la red; y maduración, donde se aprovechan los ecosistemas y las economías de alcance. Mientras que algunas empresas Big Tech eventualmente se convierten en conglomerados globales rentables, algunas empresas optan por priorizar el aumento de su base de usuarios en las etapas iniciales de su ciclo de vida en lugar de los ingresos y las ganancias.

2.9 Para las empresas Big Tech que alcanzan la madurez, existen diferentes enfoques para monetizar los productos y servicios que ofrecen:3

• Los ingresos de Meta (anteriormente Facebook) se derivan en gran medida de la publicidad (98%), que es posible gracias a la gran cantidad de usuarios que Meta ha acumulado, incluso a través de las adquisiciones estratégicas de WhatsApp e Instagram. Las ventajas de los datos de Meta también les permiten proporcionar una orientación y atribución altamente efectivas. 4

• Alphabet (la empresa matriz de Google) genera de manera similar alrededor del 68% de sus ingresos de la publicidad, impulsada por su capacidad para construir integraciones con Android e integrar el software de Google en productos y servicios utilizados por consumidores y empresas.

• Apple genera la mayor proporción de sus ingresos de la venta de dispositivos de hardware (es decir, iPhone, Mac y iPad representan el 72% de todos los ingresos): Apple aprovecha su ecosistema móvil5 para contribuir fuertemente a sus ingresos, a través de cargos de App Store, publicidad y otros servicios.6

• El modelo de negocio de Amazon se centra en el comercio electrónico (50% de los ingresos) y los servicios de vendedores de terceros (22% de los ingresos): los datos completos sobre las preferencias de los consumidores, las ventas de los comerciantes y su posición establecida como mercado lo permiten. El servicio de computación en la nube de Amazon, Amazon Web Services (AWS), también es un componente importante de la rentabilidad de Amazon.

• El modelo de negocio de Microsoft se centra en los productos de Office (24% de los ingresos), la venta de software de Windows (14% de los ingresos) y sus productos de servidor y servicios en la nube, que comprenden el 31% de los ingresos. Las ventajas competitivas de Microsoft en tecnología y software permiten su posición como una de las compañías de informática y tecnología más grandes del mundo.

2.10 Otra distinción amplia en los modelos de negocio es la apertura de los sistemas de las grandes empresas tecnológicas. La CMA identificó el ecosistema móvil de Apple como estrechamente integrado y ampliamente conocido como un sistema cerrado o un «jardín amurallado». Por el contrario, el enfoque de Google es generalmente más abierto con respecto a algunos aspectos de su ecosistema.7

2.11 Estas diferencias en los modelos de negocio significan que cada empresa Big Tech anticipará diferentes oportunidades y consecuencias de entrar o expandirse en los mercados de servicios financieros. Destacamos ejemplos de las diferentes formas en que las grandes empresas tecnológicas han entrado o podrían entrar o expandirse en nuestro análisis sectorial en los capítulos 3 a 6.

Presencia de grandes empresas tecnológicas en los servicios financieros del Reino Unido

2.12 En el Reino Unido, las grandes empresas tecnológicas tienen algunos permisos de la FCA8 para hacer negocios en servicios financieros minoristas. Google, Amazon, Meta y Apple tienen algunos permisos de pago, y Google y Meta también tienen algunos permisos de dinero electrónico. Apple y Amazon tienen algunos permisos de crédito y seguro al consumidor.

2.13 Ninguna empresa de Big Tech tiene aún permisos para proporcionar productos y servicios en depósitos, hipotecas o pensiones. En el momento de escribir este artículo, las empresas de Big Tech no necesitarían permisos para estar indirectamente activas en servicios financieros en algunos casos, por ejemplo, si estuvieran involucradas en la prestación de servicios de terceros (por ejemplo, infraestructura en la nube) como entrada a los servicios financieros. Sin embargo, la FCA, el Banco de Inglaterra y la PRA publicaron recientemente un documento de debate en el que se proponen poderes legales para regular a terceros críticos en virtud del Proyecto de Ley de Servicios y Mercados Financieros. Como referencia, el Informe de Perímetro de la FCA describe otros ejemplos de modelos de negocio que actualmente no están regulados por la FCA.

2.14 La Tabla 2 a continuación resume los permisos de las grandes empresas tecnológicas en el Reino Unido.

2.15 Aquí hay una descripción general de las ofertas de servicios financieros de algunas empresas de Big Tech en el Reino Unido:

• Las billeteras digitales como Google Pay y Apple Pay se encuentran entre las tecnologías de pago más destacadas utilizadas por los consumidores.

• Amazon ha actuado como agente de crédito en asociación con NewDay para ofrecer tarjetas de crédito a los consumidores, que ganan puntos de recompensa de Amazon y tarjetas de regalo (aunque NewDay ha anunciado que este acuerdo está terminando).

• Apple se asocia con Barclays para proporcionar financiación en las compras de Apple Store y recientemente adquirió Credit Kudos, una agencia de referencia de crédito fintech con sede en el Reino Unido.

• En seguros, Amazon proporciona seguros comerciales en colaboración con SuperScript y ofrece productos de seguros generales proporcionados por London General Insurance Company en su sitio de comercio electrónico. Apple proporciona cobertura de avería del mercado de accesorios para dispositivos iOS (AppleCare) como un producto de seguro clave.

2.16 En los Estados Unidos, la cobertura de los productos financieros es similar a la del Reino Unido, aunque el conjunto de productos de préstamo es más amplio, siendo un ejemplo el reciente anuncio de Apple de entrar en «comprar ahora, pagar después» (BNPL). En otras jurisdicciones, particularmente en mercados emergentes como China y América del Sur, las empresas Big Tech ofrecen un conjunto más diversificado de productos financieros, que abarcan banca, seguros e inversiones de consumo. Alipay de Ant Financial y WeChat Pay de Tencent representan el 94% del mercado total de pagos móviles en China. Ambas compañías también operan mercados de seguros (AntSure y WeSure respectivamente). A través de sus ofertas de banca digital (MYBank de Ant Financial y WeBank de Tencent), ambos gigantes tecnológicos pueden ofrecer servicios de banca digital, préstamos al consumo e inversiones de consumo. Esto es similar a la oferta de Mercado Libre en América del Sur, que proporciona una billetera digital (Mercado Pago), préstamos a corto plazo (Mercado Crédito) y productos de inversión (Mercado Fondo).

Nuestro enfoque analítico para la entrada y competencia de Big Tech

2.17 Nuestro enfoque analítico de la entrada y la competencia de Big Tech considera lo siguiente (véase el Anexo 2 para más detalles):

• Los incentivos y barreras que enfrentan las grandes empresas tecnológicas cuando consideran la entrada en nuevos mercados.

• Las estrategias que las grandes empresas tecnológicas podrían utilizar para entrar en nuevos mercados.

• Los posibles beneficios y perjuicios para la competencia.

2.18 Nuestro enfoque asume que las decisiones de entrada de las grandes empresas tecnológicas están impulsadas por los costos y beneficios relativos a largo plazo de la entrada a la empresa. Los mercados donde existe un potencial de alta rentabilidad a largo plazo y bajos costos de entrada serán las opciones más atractivas para las grandes empresas tecnológicas. Al evaluar la rentabilidad, o retorno, de ingresar a un nuevo mercado, las empresas de Big Tech considerarán la estructura del mercado, las barreras de entrada y las posibles reacciones de los proveedores existentes. Los modelos de negocio multi producto de las grandes empresas tecnológicas crean otra consideración. Para las empresas de Big Tech, la entrada puede no estar impulsada por el valor del nuevo mercado en sí, sino por el valor complementario que genera para los otros productos, servicios y ecosistema de la empresa.

2.19 Sin embargo, la entrada no siempre puede generar un valor positivo para la empresa Big Tech. La entrada y expansión agresivas podrían arriesgar el comportamiento de represalia de los titulares que pueden ser clientes de otros productos y servicios de las grandes empresas tecnológicas, como la computación en la nube, el análisis o la publicidad. Como resultado, es probable que las relaciones comerciales existentes de las grandes empresas tecnológicas y la dinámica competitiva con los proveedores de servicios financieros establecidos también influyan en las decisiones de entrada.

2.20 La entrada en un mercado puede realizarse de muchas maneras. Una empresa de Big Tech considerará una gama de opciones al contemplar la ruta más adecuada y rentable hacia un nuevo mercado. ¿Compite o colabora? ¿Innovar o replicar? ¿En qué parte de la cadena de valor debe entrar? ¿Adquiere un proveedor existente? Estas opciones informarán la estrategia de entrada de Big Tech. Al considerar las posibles rutas de entrada en los mercados de servicios financieros, distinguimos entre la entrada como competidor directo de los proveedores existentes y la entrada a través de la colaboración, incluidas las diferentes relaciones comerciales que las grandes empresas tecnológicas podrían tener con los proveedores existentes.

2.21 Por último, examinamos las posibles implicaciones para la competencia, tanto beneficiosas como perjudiciales, derivadas de la entrada de las grandes empresas tecnológicas. Nuestro enfoque de la competencia destaca que las empresas retadoras son una fuente importante de presión competitiva para las empresas establecidas, además de aportar nuevas ideas e innovación. Sin embargo, la innovación conlleva riesgos.

2.22 La entrada de Big Tech trae sus propios beneficios y daños potenciales. Las grandes empresas tecnológicas pueden superar las barreras de entrada que otros posibles rivales no pueden. Sin embargo, la entrada de Big Tech también podría crear riesgos dinámicos potenciales para la competencia y los resultados de los consumidores si resulta en la creación de un poder de mercado dañino o se logra aprovechando el poder de mercado de otros lugares.12 Los beneficios y daños potenciales de la competencia derivados de la entrada de Big Tech en los servicios financieros se resumen en la Figura 1. Estos beneficios y daños potenciales para la competencia crean un marco que puede aplicarse en toda la gama de sectores de servicios financieros.

2.23 En los siguientes capítulos aplicamos nuestro enfoque analítico a cuatro sectores de servicios financieros del Reino Unido: pagos, captación de depósitos, crédito al consumo y seguros. Para cada uno de los cuatro sectores, identificamos estrategias plausibles de entrada o expansión de Big Tech en el Reino Unido. Una vez identificados escenarios plausibles de entrada en el mercado, analizamos los posibles beneficios y daños para la competencia que podrían surgir.

2.24 A largo plazo, podrían surgir cambios significativos en la forma en que funcionan los servicios financieros «físicos» y «digitales» y en las propuestas resultantes para los consumidores. Las grandes empresas tecnológicas ya desempeñan un papel importante en el acceso de los consumidores a los contenidos digitales. El estudio de mercado de ecosistemas móviles de CMA encontró que a través de sus sistemas operativos, tiendas de aplicaciones y navegadores, Apple y Google actúan como guardianes de la mayoría de los consumidores del Reino Unido con dispositivos móviles y, como resultado, pueden establecer las reglas del juego para los proveedores de contenido y servicios en línea. En el futuro, el metaverso, una realidad digital, podría convertirse en un lugar donde un número creciente de personas interactúe y realice transacciones virtuales, incluso con empresas y productos de servicios financieros. Es probable que las grandes empresas tecnológicas desempeñen un papel importante en el metaverso. Por ejemplo, Facebook Pay ha sido recientemente renombrado a Meta Pay como un primer paso hacia la creación de una billetera digital para el metaverso. Nuestro análisis se ha centrado en escenarios de entrada a corto plazo en los sectores de servicios financieros existentes.

2.25 Es importante señalar que nuestro análisis no puede predecir la evolución futura del mercado con precisión, pero crea una base para comprender una serie de escenarios plausibles que pueden surgir en los próximos años.

3. Pagos

En 2021, los pagos con tarjeta representaron más de la mitad de todos los pagos en el Reino Unido y más del 80% de las ventas minoristas por valor en 2020. Los dos principales esquemas de tarjetas en el Reino Unido, Visa y MasterCard, juntos representan alrededor del 99% de todos los pagos con tarjeta, tanto por volumen como por valor (2021). En junio de 2022, el PSR lanzó una revisión del mercado del esquema de tarjetas y las tarifas de procesamiento para comprender si los mercados están funcionando bien.

Los criptoactivos también se han sugerido como posibles sistemas de pago alternativos. En abril de 2022, el Tesoro confirmó que el Gobierno tenía la intención de introducir actividades que emitan o faciliten el uso de criptoactivos como medio de pago en el perímetro regulatorio del Reino Unido.

Encontramos tres estrategias de entrada plausibles para las empresas Big Tech.

• En primer lugar, las grandes empresas tecnológicas podrían intermediar más allá de su oferta existente (billeteras digitales) para proporcionar más servicios en todos los esquemas de tarjetas y capturar más de la cadena de valor. La innovación ha significado que más empresas están ofreciendo servicios de pago especializados, haciendo que la cadena de valor sea más compleja (por ejemplo, facilitadores de pagos, procesadores de adquirentes y procesadores de emisores). Las grandes empresas tecnológicas podrían ingresar a través de una de estas funciones establecidas, ofreciendo servicios a las empresas existentes, o a través de innovaciones como ‘Tap to Pay’.

• En segundo lugar, las grandes empresas tecnológicas podrían facilitar la adopción de sistemas de pago sin tarjeta para competir directamente con los esquemas de tarjetas. Una empresa de Big Tech, especialmente si ya tenía una amplia adopción de su billetera digital, podría facilitar la adopción de pagos a través de un canal de pago sin tarjeta, como Faster Payments. Podría hacerlo integrando opciones de pago alternativas directamente en billeteras digitales. En el futuro, algunos criptoactivos también pueden utilizarse como un medio de pago generalizado.

• En tercer lugar, las empresas de Big Tech podrían ampliar el alcance más allá de los productos de pago minorista a través de billeteras digitales. Ofrecer servicios como transferencias peer-to-peer (con tecnología como tap-to-transfer) serviría para más casos de uso y aumentaría el volumen de transacciones procesadas a través de la tecnología de las grandes empresas tecnológicas.

Históricamente, los esquemas de tarjetas se han enfrentado a una amenaza competitiva limitada de las nuevas redes de pago dadas las altas barreras de entrada, pero la innovación en los pagos interbancarios podría debilitar estas barreras en el futuro. La entrada de Big Tech podría ayudar a acelerar este proceso.

A corto plazo y tal vez perdurando más tiempo, la entrada de las grandes empresas tecnológicas podría impulsar la adopción de bajo costo, asegurar un papel estratégicamente importante en las redes de pago y aumentar los incentivos de las empresas establecidas para innovar y ofrecer servicios de pago de mejor valor.

A largo plazo, puede surgir un riesgo de competencia si el mercado evoluciona para que las empresas de Big Tech controlen el acceso (y los datos) a una parte significativa de las transacciones (consumidores y comerciantes) a través de su control de pasarelas móviles clave, creando el potencial de poder de mercado sobre las transacciones móviles en persona (y en menor medida para las transacciones remotas de navegador o aplicación). Como guardianes de las transacciones basadas en dispositivos móviles, podrían tener la capacidad y el incentivo para explotar su poder de mercado.

Antecedentes del sector

3.1 Definimos el sector de pagos de manera amplia, para significar cualquier infraestructura, tecnología o servicio que facilite o permita la transferencia de fondos digitales (no consideramos activamente las transacciones en efectivo). Consideramos redes de pago alternativas o «rails» (esquemas de tarjetas, monedas digitales interbancarias y potencialmente criptográficas o del banco central), tecnología o servicios que complementan las redes de pago (como billeteras digitales, Apple Pay y Google Pay) y usos alternativos para los consumidores, como pagos por bienes y servicios (remotos y en persona) y transferencias entre pares.

Entrada de Big Tech en Pagos

3.2 Los pagos han sido el punto de partida natural para las grandes empresas tecnológicas que ingresan a los servicios financieros en muchas jurisdicciones de todo el mundo, incluido el Reino Unido. En las plataformas de comercio electrónico, la entrada en los pagos ayudó a superar la falta de confianza entre compradores y vendedores. Los servicios de pago como los proporcionados por PayPal (propiedad de eBay) permiten una liquidación garantizada en el momento de la entrega y están totalmente integrados en las plataformas de comercio electrónico (Informe Económico Anual del BIS, Capítulo 3).

3.3 En países como China, las grandes empresas tecnológicas han entrado en la cadena de valor de los pagos a través de la prestación directa de servicios de pago. Por ejemplo, Alipay se creó en 2003 para proporcionar un método de pago más rápido y eficiente tanto para comerciantes como para consumidores en Alibaba. En el Reino Unido, la entrada en pagos se ha centrado en la prestación de servicios adicionales además de la infraestructura existente. Por ejemplo, billeteras digitales y tecnología como Apple Pay y Google Pay, donde la información de pago se almacena electrónicamente y se autentica para facilitar la realización de pagos en persona (a través de la tecnología Near Field Communications (NFC) integrada en dispositivos móviles y portátiles) y de forma remota (a través de navegadores web y aplicaciones).

3.4 Nuestra Encuesta de Vidas Financieras 2020 (Figura 5.17), encontró que el 27% de los consumidores informaron que habían usado una billetera móvil o una aplicación de teléfono inteligente que no es proporcionada por su principal proveedor de cuenta corriente, casi duplicándose desde 2017. Muchas compañías de telefonía móvil y tecnología ofrecen una billetera digital y pagos móviles sin contacto. 13 Sin embargo, dos de los más destacados, dado su duopolio efectivo en la provisión de sistemas operativos que se ejecutan en dispositivos móviles, son proporcionados por Apple y Google (informe final del estudio de mercado de ecosistemas móviles CMA). Si bien la experiencia de cara al cliente es similar, la implementación tecnológica y la monetización del servicio son diferentes.

3.5 Apple Pay y Google Pay operan una capa tecnológica, proporcionando servicios de autenticación y verificación de identidad para los consumidores. Esto no está regulado como iniciación de pagos, ya que es subcontratado por los proveedores de servicios. Apple Pay opera produciendo un token en el dispositivo (almacenado en el chip ‘Secure Element’), mientras que Google Pay utiliza ‘Host Card Emulation’ para generar tokens en línea.

3.6 Las diferencias en la implementación tecnológica pueden desempeñar un papel en el enfoque de Apple y Google para monetizar el servicio. Si bien Apple requiere asociaciones directas con los bancos emisores y cobra una comisión, Google Pay no exige relaciones comerciales con socios bancarios de la misma manera que Apple. Como resultado, en la actualidad no cobra comisión a los bancos por aceptar sus tarjetas.

3.7 Además, mientras que Apple Pay se limita a los dispositivos de hardware de Apple y al navegador web Safari de Apple, Google Pay es compatible con varios navegadores. Google también permite que las billeteras digitales de terceros accedan a la tecnología NFC en dispositivos Android, algo que Apple no permite en dispositivos iOS. La Comisión Europea ha abierto una investigación sobre las prácticas de Apple con respecto a Apple Pay.14

3.8 Tanto Apple como Google operan tiendas de aplicaciones móviles, que son mercados para comprar y vender aplicaciones, conectando a consumidores y desarrolladores. Apple y Google monetizan sus tiendas de aplicaciones a través de requisitos para que ciertos desarrolladores utilicen sistemas de pago propietarios para procesar compras inapp, con una comisión de hasta el 30% para estas transacciones. Para las transacciones gestionadas por las compras in-app de Apple o los sistemas de facturación de Google Play, Apple y Google actúan efectivamente como vendedores de la compra inapp relevante y tienen el vínculo contractual con el consumidor.15

3.9 En marzo de 2021, la CMA abrió una investigación sobre Apple en relación con la distribución de aplicaciones, en particular, los términos y condiciones que rigen el acceso de los desarrolladores de aplicaciones a la App Store de Apple. En junio de 2022, la CMA inició una investigación sobre las reglas de Play Store de Google que obligan a los desarrolladores de aplicaciones que ofrecen contenido digital a utilizar el propio sistema de pago de Google para compras inapp.

3.10 A nivel internacional, las grandes plataformas tecnológicas también ofrecen pagos peer-to-peer. Tanto Apple como Google ofrecen un servicio de contactos de pago en los Estados Unidos, integrado directamente dentro de sus respectivas aplicaciones de mensajería, una función que aún no está disponible en el Reino Unido.16 En algunos mercados internacionales, Meta también ha integrado pagos directamente en WhatsApp.17 En los Estados Unidos, esto se habilitó utilizando la billetera digital Novi y la moneda estable Paxos, sin embargo, el piloto de Novi finalizó el 1 de septiembre de 2022. Esto sigue a la salida de Meta del proyecto Diem (anteriormente Libra), luego de numerosos intentos de lanzar una billetera criptográfica, primero en Suiza y luego en los Estados Unidos.

Escenarios de entrada

3.11 A partir de nuestra evaluación del valor del sector de pagos para las empresas de Big Tech, planteamos la hipótesis de tres escenarios de entrada y expansión (no mutuamente excluyentes):

• Escenario 1: Las grandes empresas tecnológicas amplían la intermediación más allá del comienzo de la transacción de pago para capturar más de la cadena de valor de los esquemas de tarjetas.

• Escenario 2: Las grandes empresas tecnológicas integran sistemas de pago sin tarjeta en billeteras digitales.

• Escenario 3: Las grandes empresas tecnológicas amplían el alcance de los productos de pago, o casos de uso, a los que los usuarios acceden a través de billeteras digitales.

En el escenario 1, una empresa de Big Tech podría proporcionar más servicios a través de los esquemas de tarjetas, para capturar más de la cadena de valor.

3.12 Tradicionalmente, los operadores de sistemas de pago cuatripartitos18 conectaban a dos usuarios de servicios (titulares de tarjetas y comerciantes) a través de adquirentes y emisores de tarjetas. La innovación ha significado que más empresas están ofreciendo servicios de pago especializados, haciendo que la cadena de valor sea más compleja, por ejemplo, con facilitadores de pagos, procesadores adquirentes y procesadores de emisores.

3.13 Una empresa de Big Tech podría intentar intermediar más allá de sus ofertas existentes, ya sea introduciendo una de estas funciones establecidas, u ofreciendo servicios a las empresas existentes, o innovando un método para cambiar la forma en que funciona la cadena de valor. Por ejemplo, Apple ha anunciado una función «Tap to Pay» para permitir a los comerciantes estadounidenses aceptar Apple Pay y otros pagos sin contacto utilizando un iPhone, sin necesidad de hardware adicional.19

3.14 Si una empresa de Big Tech logra una adopción a gran escala de sus billeteras móviles y servicios de autenticación y verificación de pagos, podría convertirse en un guardián para los titulares de tarjetas. Con una mayor entrada en otras partes de la cadena de valor, también podría convertirse en un guardián para los comerciantes.20 Al controlar el acceso a ambos usuarios del servicio, puede tener una fuerte posición de negociación para aumentar las comisiones y tarifas en sus acuerdos comerciales con socios, incluidos otros miembros de la red de tarjetas.

3.15 El acceso a los datos se cita a menudo como un motivador clave para la entrada de Big Tech en nuevos mercados, aunque no está claro en qué medida una mayor expansión dentro de los esquemas de tarjetas aumentaría significativamente la calidad, exclusividad y puntualidad de los datos que una empresa Big Tech ya puede obtener. Esto es particularmente cierto en el contexto de Open Banking y Open Finance (que extiende el intercambio de datos similar a la banca abierta y el acceso de terceros a una gama más amplia de sectores y productos financieros).

3.16 Existen posibles costes regulatorios directos derivados de la expansión (requisitos potencialmente más estrictos de protección del consumidor, delitos financieros, capital y resiliencia), pero esto depende de la medida en que la empresa Big Tech realice actividades reguladas por sí misma u opere como proveedor de servicios a otras empresas reguladas.

En el escenario 2, las empresas de Big Tech compiten directamente con los esquemas de tarjetas facilitando la adopción de sistemas de pago sin tarjeta.

3.17 Si bien los sistemas de tarjetas son el canal de pago más popular, especialmente para las compras minoristas, están lejos de ser la única opción. Además del efectivo, hay tres sistemas interbancarios ampliamente utilizados para diferentes casos de uso: Bacs, CHAPS y Faster Payments. En el futuro, los sistemas de pago basados en criptografía pueden obtener una adopción más amplia.

3.18 Una gran empresa tecnológica, especialmente si ya tiene una amplia adopción de su billetera digital y, por lo tanto, el inicio de los viajes de pago de los consumidores, podría facilitar la adopción de pagos a través de un canal de pago sin tarjeta, como Faster Payments, integrando opciones de pago alternativas directamente en billeteras digitales. Las interfaces de programación de aplicaciones (API) de banca abierta se pueden utilizar para el acceso a datos para analizar la información y las transacciones de la cuenta, utilizando los Servicios de Información de Cuentas, e iniciar y recibir pagos, a través de los Servicios de Iniciación de Pagos.

3.19 En el futuro, algunos criptoactivos o monedas digitales también podrán utilizarse como medio de pago generalizado, ya sea aprovechando una cadena de bloques existente u otro sistema de pago o creando el suyo propio. Se informa que Google y Apple están buscando criptoactivos (al igual que Visa y Mastercard).

3.20 Históricamente, los sistemas de tarjetas se han beneficiado de la explotación de redes bilaterales con grandes volúmenes, bajos costes marginales y externalidades de red.21 Las grandes empresas tecnológicas podrían estar en una posición única para escalar estas elevadas barreras de entrada y fomentar la adopción generalizada de un sistema de pago diferente, utilizando su experiencia tecnológica, grandes bases de clientes existentes, ecosistemas de productos complementarios y el uso de la arquitectura de elección, incluidos los valores predeterminados.22 En comparación con nuestro primer escenario de entrada,  Este escenario puede tener mayores costos de inversión hundidos. La competencia directa de Big Tech también puede incentivar a los operadores tradicionales a invertir en tecnología que evite los dispositivos móviles y portátiles de las grandes empresas tecnológicas, por ejemplo, la tecnología biométrica. Las tiendas Amazon Fresh utilizan cámaras en la tienda y tecnología ‘Just Walk Out’ para cobrar a los clientes. Amazon también ha desarrollado un sistema de pago de impresión de palma llamado Amazon One. Mastercard está desarrollando un nuevo Programa de Pago Biométrico.

3.21 La integración de opciones de pago alternativas en billeteras digitales puede no ser siempre un sustituto de los esquemas de tarjetas. En algunas situaciones, pueden ser complementos. El recientemente anunciado servicio «Apple Pay Later» de Apple utilizará la red Mastercard. Además, al tomar decisiones de pago, los consumidores pueden considerar los beneficios más allá de la conveniencia, la velocidad y el costo de la transacción en sí. Algunos tipos de pago, especialmente las tarjetas de crédito, pero también BNPL, implican crédito. Al tomar decisiones de pago, los consumidores pueden tener en cuenta los beneficios percibidos del crédito, incluida la suavización del consumo, el historial crediticio y las protecciones adicionales que pueden ofrecer las tarjetas de crédito (el crédito al consumidor se analiza más adelante en el capítulo 5).

En el escenario 3, las empresas de Big Tech amplían el alcance de los productos de pago, o casos de uso, a los que los usuarios acceden a través de billeteras digitales.

3.22 Las transacciones minoristas o comerciales son una razón clave por la que los consumidores realizan pagos. Los escenarios 1 y 2 se centran en la expansión potencial de las empresas de Big Tech dentro de los pagos minoristas. Sin embargo, las empresas de Big Tech también podrían aumentar el volumen de transacciones procesadas a través de su tecnología al admitir más casos de uso de pagos. Por ejemplo, transferencias peer-to-peer (con tecnología como tap-to-transfer – transferencias inalámbricas directas entre dispositivos) o servicios de cambio de divisas.

3.23 El desarrollo de cada característica adicional generaría costos de inversión. Sin embargo, fortalecerían el valor general del ecosistema de una empresa Big Tech a través de complementariedades y potencialmente reducirían la necesidad de aplicaciones de terceros, que pueden no estar tan fuertemente integradas en el ecosistema de la empresa Big Tech. Los clientes tendrían un incentivo más fuerte para utilizar los propios servicios (de primera parte) de las grandes empresas tecnológicas, como iMessage de Apple, en lugar de los servicios de mensajería de la competencia, como WhatsApp. Facilitar los pagos internacionales puede ser particularmente valioso para el ecosistema de una empresa Big Tech, dadas sus bases de usuarios globales.

Beneficios potenciales para la competencia

3.24 Las innovaciones existentes en materia de pagos de las grandes empresas tecnológicas ya han aportado beneficios a algunos consumidores. El informe de la Autoridad Holandesa para Consumidores y Mercados sobre Big Techs en el sistema de pago destacó la conveniencia y la seguridad como las principales razones para la adopción de billeteras electrónicas. UK Finance descubrió que las personas más jóvenes son más propensas que las personas mayores a usar Apple Pay, Google Pay o Samsung Pay, lo que tiene implicaciones positivas y negativas potenciales para el acceso a los servicios de pago.

3.25 Podría decirse que el sector también se ha vuelto más discutible debido a la existencia de grandes empresas tecnológicas que pueden tener los ingredientes para superar las barreras de escala y red que históricamente han limitado la competencia a los sistemas de tarjetas. Además del aumento de la competencia y las eficiencias potenciales (por ejemplo, a través de la integración vertical23) en toda la cadena de valor del sistema de tarjetas, las grandes empresas tecnológicas pueden incentivar precios más bajos, mayor calidad e innovación de los propios operadores del sistema.

3.26 Esto puede deberse a que la escala y la experiencia tecnológica de las grandes empresas tecnológicas podrían convertirlas en un facilitador clave para impulsar la adopción de sistemas interbancarios,24 o porque la capacidad de las grandes empresas tecnológicas para actuar como guardianas de una parte significativa del mercado les da un mayor poder de negociación para dictar las condiciones de acceso a su base de usuarios (las redes establecidas podrían estar envueltas dentro de los ecosistemas de las grandes empresas tecnológicas).

3.27 Este poder de negociación compensatorio podría imponer una presión competitiva sobre las redes establecidas que podría beneficiar a los consumidores. Por ejemplo, a principios de 2022, Amazon y Visa llegaron a un acuerdo comercial global después de que Amazon considerara restringir el uso de tarjetas de crédito Visa. Se podría considerar a Amazon como un guardián de los pagos de los consumidores, no a través de su control de las billeteras digitales, sino a través de su participación en el mercado del comercio electrónico.25

Posibles daños a la competencia

3.28 Sin embargo, nos preocuparía que el mercado evolucionara de tal manera que una empresa de Big Tech creara un poder de mercado arraigado, por ejemplo, convirtiéndose en un guardián de las transacciones en persona o en línea, lo que resultaría en una reducción de los incentivos para innovar, mejorar la calidad y precios más bajos, así como la capacidad de participar en comportamientos anticompetitivos.

3.29 Una gran empresa de tecnología con un poder de mercado arraigado podría llevar a cabo conductas de explotación, como establecer precios elevados para los socios comerciales (como altas tasas de comisión para acceder o publicitar a los titulares de tarjetas o comerciantes) y reducir la calidad (como incluir una gran cantidad de publicidad en las billeteras digitales de los consumidores). A diferencia del Reino Unido, en los Estados Unidos la aplicación Google Pay tiene tres componentes: ‘Pagar’, ‘Explorar’ e ‘Insights’).

3.30 También podrían incurrir en conductas excluyentes, con la intención de impedir que los competidores entren, crezcan o permanezcan en el mercado de pagos. Por ejemplo, la autopreferencia de sus propios servicios o la restricción de la capacidad y el incentivo de los consumidores para multihogar o cambiar de billetera digital, a través del control de los valores predeterminados, la interoperabilidad y el acceso de terceros a las funciones de hardware y software.

3.31 Sin embargo, hay muchos factores impredecibles que afectarán a la posibilidad de que una empresa de Big Tech alcance ese poder de mercado arraigado. En la actualidad hay una variedad de formas de iniciar pagos digitales. Para compras en persona, las opciones incluyen tarjetas físicas, aplicaciones de pago, proveedores BNPL no regulados, aplicaciones bancarias y, en el caso del hardware Android, billeteras digitales de fabricantes como Samsung Pay. Estas ofertas de productos pueden utilizar tecnología similar a las empresas de Big Tech (como Near Field Communication – NFC) o alternativas como los códigos QR.26 Para las compras remotas en línea, a menudo se requiere que los consumidores hagan una elección consciente (sujeto a dispositivos, navegadores y arquitectura de elección) entre métodos como Apple Pay, Google Pay, Amazon Pay, PayPal, proveedores BNPL no regulados y opciones de tarjetas.

3.32 Si las grandes empresas tecnológicas lograron asegurar un poder de mercado arraigado para sus billeteras digitales y servicios de pago, esto puede deberse a su capacidad para incentivar la adopción en sus bases de usuarios existentes, incluso mediante la creación de externalidades de red de consumidores y comerciantes que operan en la plataforma; utilizar sus ecosistemas para ofrecer a los consumidores comodidad e integración con servicios complementarios; e impulsar la adopción de bajo costo mediante el uso de la arquitectura de elección y el conocimiento de los sesgos de comportamiento de los consumidores. La adopción también podría ser impulsada por una empresa de Big Tech que aproveche su poder de mercado en un mercado adyacente o complementario.

3.33 Si estos factores conducen a ventajas competitivas significativas para las grandes empresas tecnológicas en materia de pagos, todavía existe la posibilidad de que las grandes empresas tecnológicas se impongan una presión competitiva entre sí. Sin embargo, la CMA ha observado una competencia efectiva limitada entre Apple y Google, ya que los usuarios rara vez cambian entre iOS y Android. La contestabilidad puede ser impulsada por el «hardware», incluida la competencia en el mercado de dispositivos móviles, dispositivos portátiles y biometría.

3.34 En general, las innovaciones existentes en materia de pagos de las grandes empresas tecnológicas ya han aportado beneficios de comodidad y seguridad a los consumidores. Una mayor expansión podría aumentar la competencia en toda la cadena de valor del sistema de tarjetas e incentivar precios más bajos, mayor calidad e innovación por parte de los propios operadores del sistema. Sin embargo, pueden surgir riesgos de competencia cuando las grandes empresas tecnológicas tienen poder de mercado, reduciendo los incentivos para innovar, mejorar la calidad y bajar los precios, así como la capacidad de participar en comportamientos anticompetitivos.


Publicado originalmente: https://www.fca.org.uk/publication/discussion/dp22-5.pdf

IASB aumentará el enfoque en la información digital


Publicado el noviembre 25, 2022 por Editor

Tras los comentarios a la Tercera Consulta del Programa, diseñada para ayudar al Consejo de Normas Internacionales de Contabilidad (IASB) a definir sus prioridades para los próximos cinco años, el IASB aumentará ligeramente su enfoque en la información financiera digital.

En la práctica, esto significa que el IASB considerará las implicaciones de un mayor consumo de información financiera digital para las Normas de Contabilidad, que tradicionalmente se han visto limitadas por la cantidad de información que se puede presentar en un formato basado en papel. Continuará mejorando la taxonomía de las NIIF y trabajará con los reguladores para apoyar la adopción de la taxonomía de las NIIF. El IASB también planea trabajar con el International Sustainability Standards Board (ISSB) para desarrollar enfoques consistentes, desarrollar compatibilidad tecnológica (para que las empresas puedan usar ambas taxonomías sin problemas) y facilitar el consumo de información digital.

En XBRL International apoyamos este cambio adicional hacia la facilitación de la información financiera digital. A medida que los informes digitales se convierten cada vez más en la norma, es crucial que los emisores de estándares y los reguladores tomen medidas para apoyar el buen funcionamiento de las divulgaciones digitales. Al trabajar con una mentalidad digital primero, se pueden facilitar las divulgaciones y el análisis de datos. Continuamos abogando por un enfoque significativo en los informes digitales, y alentamos el pensamiento digital en todas las actividades de establecimiento de estándares.

Lea otras conclusiones clave de la Tercera Consulta de la Agenda aquí y la declaración de comentarios aquí.

DIGITALIZACIÓN DIVULGACIÓN DE SITUACIÓN FINANCIERA IASB IFRS REPORTING


Número 27 Contenido

Información relacionada

De perfil: Enitan Adebonojo, analista forense sénior de renta variable y director ejecutivo de CFRA y miembro del Comité Asesor de Mercados de Capitales

IASB Investor Team: ¿Puede hablarnos de su experiencia profesional? ¿Qué te interesó en el análisis de estados financieros? ¿Puede compartir algunos ejemplos del tipo de técnicas de análisis que utiliza en su función actual?

Enitan: Comencé en contabilidad a través de una licenciatura y una maestría combinadas en contabilidad pública. No estaba seguro de lo que iba a hacer en contabilidad antes de comenzar mi educación. Al crecer en Nigeria, donde disfrutaba trabajando con matemáticas, no sabía qué haría con ellas, así que por defecto caí en la contabilidad. Una vez que comencé mi educación contable, supe que no quería trabajar en el departamento de finanzas de una empresa. De hecho, mi profesor en ese momento nos aconsejó que la mejor manera de trabajar en finanzas o liderar la función financiera como CFO es a través de la auditoría. Así es como comencé mi carrera, y pasé once años en contabilidad pública y auditoría interna. Durante mi tiempo en la Fundación Ford y trabajando en la función de auditoría interna, me interesé en los mercados financieros. Me senté en el mismo piso que los analistas de renta variable y renta fija, y trabajé con ellos en calidad de auditor y me interesé por los mercados. Entonces, decidí obtener mi MBA en Finanzas y también seguir el programa CFA y usarlos como medios para cambiar mi carrera. Luego caí en el puesto en CFRA a través de una pasantía que el fundador de la compañía había publicado. Así que esa pasantía de verano en el año 2000 resultó ser una gran experiencia y me enamoré del trabajo y he sido parte de la compañía desde entonces.

Me gustaría mencionar el enfoque de CFRA para el análisis de los estados financieros. Tenemos un enfoque múltiple sobre cómo analizamos a las empresas, pero en el fondo ayudamos a nuestros clientes a identificar los riesgos a la baja en las empresas en las que invierten. Esto implica trabajar con información cuantitativa y cualitativa proporcionada por las empresas. En el aspecto cuantitativo, para las empresas que cotizan en bolsa en los Estados Unidos, normalmente comenzamos nuestro análisis examinando cinco años de información histórica de los estados financieros, que incluye estados trimestrales. Para las empresas europeas, normalmente nos basamos en informes intermedios semestrales, pero algunas empresas divulgan los resultados financieros trimestralmente. Analizamos la información proporcionada en los tres estados financieros y las notas, comunicados de prensa, presentaciones de inversores y transcripciones de ganancias de las compañías. Algunos ejemplos de nuestro enfoque múltiple para el análisis de la empresa son:

  • Análisis de medidas de desempeño no GAAP: aquí es donde analizamos las inclusiones y exclusiones en dichas medidas en todas las empresas en relación con las medidas GAAP y la consistencia en los ajustes de un período a otro. Hacemos nuestros propios ajustes a estos números en función de lo que creemos que refleja el verdadero desempeño de la empresa. Por ejemplo, las empresas adquisitivas normalmente eliminan los costos de adquisición de sus métricas de ganancias no GAAP. Para comparar las empresas que crecen orgánicamente con las que crecen a través de adquisiciones, incluimos dichos costos en la medida del rendimiento.
  • Análisis de juicios y suposiciones: en comparación con los inversores que confían en bases de datos financieras y proveedores de datos para su análisis, proporcionamos un valor diferenciado a nuestros clientes profundizando en las cuentas para analizar los juicios y suposiciones incorporados en los números.
  • Banderas rojas contables: esto implica el análisis de las cuentas para identificar banderas rojas que impulsan una mayor investigación y análisis de las empresas. Por ejemplo, analizamos los picos en las cuentas por cobrar o el inventario y los conectamos con las explicaciones de la gerencia para tales cambios y tratamos de buscar inconsistencias entre las narrativas y los resultados de la información financiera de un período a otro.
  • Análisis cualitativo: examinamos las políticas contables de las empresas y tratamos de verificar las reclamaciones de la gerencia conciliando las narrativas en las presentaciones legales y en las llamadas de ganancias con los resultados y acciones reales.

Equipo de inversores del IASB:

El IASB está buscando llevar a cabo revisiones posteriores a la implementación de la NIIF 15Ingresos ordinarios de contratos con clientes, la NIIF 16 Arrendamientos y la NIIF 9Instrumentos financieros en los próximos meses. ¿Puede compartir su experiencia con estas Normas?

Enitan: Permítanme retomar primero el estándar de ingresos. No creo haber encontrado ejemplos en los que pensara que los ingresos reportados por una empresa no reflejaban la economía del negocio. En cambio, puedo compartir ejemplos en los que las empresas pueden mejorar las divulgaciones.

  • Obligaciones de desempeño restantes: he observado algunos ejemplos de compañías que no proporcionan suficiente información sobre las obligaciones de desempeño restantes, pero donde creemos que la Norma debería haberles exigido que lo hicieran.
  • Activos contractuales, pasivos contractuales y cuentas por cobrar: cuando las empresas proporcionan información en una tabla de avance, es más fácil para los inversores recoger y utilizar esa información (en lugar de proporcionar la misma información en un párrafo). Espero que se pueda hacer algo para alentar a las empresas a proporcionar transferencias para saldos de ingresos diferidos, activos contractuales y pasivos contractuales en formato tabular. También me gustaría que los saldos de los activos contractuales y los pasivos contractuales se divulgaran en cada período. Este suele ser el caso, pero no siempre.
  • Desagregación de ingresos: la desagregación de ingresos es un área donde puede haber mejoras, particularmente en el caso del consumidor. Si los minoristas no desglosan los ingresos por canal de distribución, por ejemplo, se vuelve difícil analizar los cambios en las cuentas por cobrar a lo largo del tiempo porque a menudo está impulsado por cambios en la combinación de ventas en diferentes canales de distribución (por ejemplo, minorista, en línea, mayorista, etc.).

En los arrendamientos, es útil cuando las empresas divulgan los reembolsos de arrendamiento en la cara del estado de flujo de efectivo. Mientras que algunas compañías hacen esto, otras combinan pagos de arrendamiento dentro de otras partidas. También nos gusta ver que las empresas incluyen los pagos de arrendamiento en sus métricas de flujo de efectivo libre.

En la NIIF 9, no vemos mucho impacto en las empresas que revisa mi equipo, pero hablé con el analista de nuestra institución financiera al respecto. Expresó buenos comentarios en general e indicó que algunos bancos hacen un gran trabajo al desglosar las exposiciones brutas de préstamos y las provisiones en las tres etapas y también por clase de activos de préstamo. Consideró que esta práctica debería ser obligatoria para que más bancos proporcionen información similar.

Equipo de inversores del IASB: El IASB concluyó recientemente su Tercera Consultade Agenda y ha establecido sus prioridades para el plan de trabajo 2022-26. ¿Cuáles son sus pensamientos sobre algunos de los proyectos que el IASB ha decidido agregar a su cartera de proyectos de investigación y mantenimiento?

Enitan: En cuanto a los intangibles, nos complace ver que este tema se ha agregado a la agenda, pero advertimos sobre permitir que las empresas tengan margen para capitalizar más intangibles generados internamente en los balances (con la excepción de los costos de desarrollo de software, donde creemos que la contabilidad actual funciona bien). Esto se debe a que podría haber una gran subjetividad en la forma en que las empresas deciden capitalizar tales intangibles. Para aquellos intangibles que se amortizan (por ejemplo, costos de desarrollo), nos gustaría ver mejores revelaciones de los importes en el balance y el estado de pérdidas y ganancias (P&L).

En términos de un proyecto sobre el estado de flujo de efectivo y las revelaciones, es un tema importante para abordar, y tenemos algunas sugerencias. Hoy en día, existe una falta de transparencia en la financiación de la cadena de suministro y los acuerdos de factoraje de cuentas por cobrar. Estos acuerdos pueden tener un impacto material en el flujo de efectivo y los niveles de capital de trabajo de una empresa, por lo que el IASB debe desarrollar principios que mejoren la transparencia sobre el impacto en el flujo de efectivo de dichos acuerdos. En particular, nos gustaría que las revelaciones de las cuentas por cobrar factorizadas incluyan el saldo de las cuentas por cobrar no reconocidas vendidas y pendientes al final del período, así como la cantidad de efectivo recaudado, pero no remitido sobre las cuentas por cobrar vendidas que continúan siendo atendidas por la compañía, si corresponde. La otra área que nos preocupa es la elección de la presentación de los gastos por intereses en el estado de flujo de efectivo, pero esto está siendo abordado por el proyecto de Estados Financieros Primarios del IASB. También ayudaría mucho a los analistas si los cambios en las partidas del balance se conciliaran claramente con las mismas partidas del estado de flujos de efectivo: por ejemplo, los cambios en el capital circulante que se muestran en el estado de flujos de efectivo preparado utilizando el método indirecto deberían ser conciliables con los cambios en los saldos de apertura y cierre de las partidas de capital de trabajo en el balance. A veces, las adquisiciones y desinversiones dificultan la conciliación y sería útil si las empresas pudieran explicar las diferencias.

En cuanto a los temas que no están incluidos en el plan de trabajo, la presentación de informes provisionales es importante para nosotros. Por el momento, no se trata de igualdad de condiciones con respecto a la información disponible en los informes intermedios de todas las empresas. A menudo, tenemos que esperar hasta que se publiquen las cuentas anuales para obtener claridad, y los analistas tienen que trabajar con información limitada hasta entonces. Por ejemplo, a veces no obtenemos un desglose de las cuentas por cobrar en los informes de período intermedio frente a las no comerciales, por lo que no sabemos qué está impulsando un gran aumento. Quisiéramos saber qué parte del aumento de las cuentas por cobrar durante el período intermedio está relacionado con las ventas y no con el ruido de otras cuentas por cobrar. Del mismo modo, a menudo no obtenemos suficiente desglose en la cara del P&L o el estado de flujo de efectivo para los informes intermedios.

Equipo de inversores del IASB: El IASB ha añadido algunos proyectos a su lista de reservas en el nuevo plan de trabajo. ¿Alguno de estos temas es relevante en su análisis de las empresas y por qué?

Enitan: No he encontrado precios de contaminantes en las empresas que analizo, así que no tengo nada que decir sobre el tema.

Los segmentos operativos no son una gran prioridad para nosotros, pero sería útil si las empresas pudieran divulgar los indicadores clave de rendimiento (KPI) mediante el segmento de informes para que pueda conciliarse con el KPI consolidado. Esto es importante porque los impulsores para el KPI de cada segmento pueden ser bastante diferentes.

Equipo de inversores del IASB: El IASB también decidió no llevar a cabo muchos de los proyectos de su nuevo plan de trabajo dadas sus limitaciones de capacidad. ¿Hay algún tema en su mente o que esté enumerado en la Consulta de la Tercera Agenda de Solicitud de Información del IASB que considere que puede ser crítico para su análisis o para los inversores en los próximos cinco años?

Enitan: Un tema que no está en la lista mencionada en la Solicitud de Información para la Consulta de la Tercera Agenda del IASB es el impacto de las adquisiciones en los resultados reportados de las empresas. En el pasado, las empresas proporcionaban información sobre los valores contables de la adquirida inmediatamente antes de la adquisición, el impacto de la realineación contable y los ajustes del valor razonable bajo la asignación del precio de compra. Por lo general, ya no obtenemos los valores contables adquiridos con ajustes para la alineación contable y los ajustes de valor razonable. Conseguir que las empresas proporcionen los valores contables de la adquirida en particular sería muy útil para mejorar la transparencia en la contabilidad de fusiones y adquisiciones.

Equipo de inversores de IASB: Agradecemos a Enitan por tomarse el tiempo para compartir sus puntos de vista con nosotros y nuestros lectores.

La Sra. Adebonojo es analista forense sénior de renta variable y directora ejecutiva de CFRA, una firma independiente de investigación de renta variable. Desde 2006, ha dirigido el equipo de investigación a medida de CFRA y la capacitación de analistas junior. Antes de unirse a CFRA, trabajó como auditora interna para la Fundación Ford después de pasar algunos años en contabilidad pública. Adebonojo tiene una licenciatura y una maestría combinadas en administración de empresas en contabilidad pública de la Universidad Pace en Nueva York, y un MBA en finanzas de la Universidad de Maryland. Es titular de CFA y contadora pública certificada en los Estados Unidos.

En primer plano: conclusiones clave de la Tercera Consulta de la Agenda

En julio de 2022, el IASB publicó la Declaración de comentarios de la Tercera Consulta de la Agenda, que describe sus prioridades para los próximos cinco años (incluido su plan de trabajo para 2022 a 2026). Para obtener información importante, consulte esta instantánea.

Los inversores desempeñaron un papel clave en esta consulta. Presentaron 16 cartas de comentarios, siete respuestas a encuestas y participaron en 26 eventos de divulgación.

En este artículo destacado, exploramos brevemente algunas de las decisiones del IASB.

¿Cuáles son los elementos clave de la Consulta de la Tercera Agenda que pueden ser importantes para los inversores?

Si bien la consulta se centró en varias áreas relacionadas con el trabajo del IASB y sus prioridades futuras, las siguientes áreas pueden ser de gran interés para los inversores:

  1. nuevos proyectos para agregar al plan de trabajo del IASB para 2022 a 2026;
  2. centrarse en la información financiera digital; y
  3. áreas de colaboración con el ISSB.

1. Nuevos proyectos para agregar al plan de trabajo del IASB para 2022 a 2026

El IASB solicitó a los inversores comentarios sobre la prioridad (alta, media o baja) de cada uno de los 22 proyectos potenciales descritos en el documento de consulta.

Teniendo en cuenta la capacidad de las partes interesadas y su propia capacidad, el IASB decidió:

  • Incluir en su cartera de proyectos de investigación para 2022 a 2026 estos dos proyectos:
    • Activos intangibles: este proyecto revisará exhaustivamente la NIC 38Activos intangibles; y
    • Estado de Flujos de Efectivo y Asuntos Relacionados—Como parte de su trabajo inicial, el IASB considerará si el proyecto debe tener como objetivo revisar exhaustivamente e Estado de Flujos de Efectivo de la NIC 7 o, en cambio, realizar mejoras más específicas; y
  • agregar un proyecto sobre riesgos relacionados con el clima en los estados financieros a su cartera de proyectos de mantenimiento. Este proyecto investigará las cuestiones contables planteadas por los encuestados sobre este tema para decidir si es necesario introducir modificaciones de alcance limitado en las Normas de Contabilidad de las NIIF.

A diferencia de los proyectos de investigación (que generalmente requieren una nueva Norma de Contabilidad o una enmienda importante a una Norma de Contabilidad para resolver el problema identificado), los proyectos de tubería de mantenimiento pueden requerir solo una enmienda de alcance relativamente estrecho para mejorar los requisitos de información financiera o remediar una deficiencia. Tales proyectos a menudo pueden llevarse a cabo más rápidamente que los proyectos para desarrollar una nueva Norma de Contabilidad o una enmienda importante a una Norma de Contabilidad.

Comentarios de los inversores y respuesta del IASB

Activos intangibles

Muchos inversores calificaron este proyecto como de alta prioridad. Hubo comentarios contradictorios sobre el alcance de ese proyecto. Algunos inversores expresaron su apoyo a un mayor reconocimiento de los activos intangibles generados internamente. Sin embargo, más inversores expresaron su apoyo a una mejor divulgación de información sobre los activos intangibles no reconocidos. Algunos de estos inversores dijeron que medir el valor de estos activos es su tarea.

El LASB llevará a cabo una revisión exhaustiva de la NIC 38, que será un proyecto grande y complejo para el IASB y sus partes interesadas. Para hacer que un proyecto tan grande sea más manejable y para permitir un progreso más oportuno, este proyecto podría llevarse a cabo en etapas (para obtener más detalles sobre la posible puesta en escena de este proyecto, consulte la página 27 de la Declaración de comentarios).

Estado de flujos de efectivo y asuntos conexos

La mayoría de los inversores consideraron que este proyecto era la más alta prioridad de todos los proyectos potenciales. Las preocupaciones de las partes interesadas se relacionan tanto con cuestiones de presentación como con otras cuestiones (como la mejora de la divulgación de información sobre la financiación no monetaria). Las opiniones sobre el alcance del proyecto fueron diversas. Algunas partes interesadas sugirieron una revisión exhaustiva de la NIC 7. Otros sugirieron un enfoque más específico. El IASB decidirá el alcance durante la fase de investigación del proyecto. Este proyecto tendrá interacciones con algunos otros proyectos (por ejemplo, el trabajo sobre acuerdos de financiación de proveedores).

Riesgos relacionados con el clima en los estados financieros

Los comentarios también indican que un proyecto potencial sobre riesgos relacionados con el clima en los estados financieros es importante para los inversores, ya que muchos lo calificaron como de alta prioridad y casi todos los inversores lo calificaron como de alta o media prioridad.

Los encuestados en la consulta expresaron su preocupación por:

  • aplicación incoherente de las Normas de Contabilidad a los riesgos relacionados con el clima; y
  • Información insuficiente divulgada sobre los riesgos relacionados con el clima en los estados financieros.

Este proyecto:

  • investigar las causas de las preocupaciones de las partes interesadas;
  • investigar si el material educativo sobre los efectos de los asuntos relacionados con el clima en los estados financieros y la aplicación de la futura Norma de Divulgación de Sostenibilidad de las NIIF del ISSB sobre divulgaciones relacionadas con el clima ayudan a abordar estas preocupaciones; y
  • Considere si podría ser necesario realizar acciones de alcance limitado.

El IASB también decidió crear una lista de reserva de proyectos que podrían añadirse al plan de trabajo si se dispone de capacidad adicional (para más detalles, véase la página 31 de la Declaración de comentarios). La lista de reserva comprende dos proyectos:

  • Segmentos operativos; y
  • Mecanismos de fijación de precios de contaminantes.

2. Centrarse en la información financiera digital

De acuerdo con los comentarios, el IASB aumentará ligeramente su enfoque en esta actividad para ayudar a mejorar la utilidad, calidad, accesibilidad y comparabilidad de la información financiera digital.

Para ello, el IASB tiene previsto lo siguiente:

  • considerar las implicaciones del aumento del consumo de información financiera digital para las Normas de Contabilidad, que históricamente se han basado en la cantidad de información que se puede presentar y divulgar en un formato impreso o PDF;
  • continuar mejorando la Taxonomía Contable de las NIIF, por ejemplo:
    • actualizar la taxonomía contable de las NIIF para reflejar los requisitos nuevos o modificados;
    • actualizar la Taxonomía Contable de las NIIF para reflejar la información (no mencionada explícitamente en las Normas de Contabilidad o en los materiales adjuntos) que las empresas suelen divulgar en la práctica al aplicar las Normas de Contabilidad;
    • publicar materiales educativos para ayudar a las empresas, reguladores y otras personas que utilizan la Taxonomía Contable de las NIIF; y
    • identificar y resolver las causas de errores y extensiones innecesarias;
  • colaborar aún más con sus socios en el ecosistema digital, por ejemplo, trabajando con los reguladores para apoyar la adopción de la Taxonomía Contable de las NIIF y con los preparadores para apoyar resultados de alta calidad en la aplicación de la Taxonomía Contable de las NIIF; y
  • trabajar con el ISSB, por ejemplo:
    • desarrollar enfoques y conceptos coherentes para la Taxonomía Contable de las NIIF y la Taxonomía de Divulgación de Sostenibilidad de las NIIF que se desarrollará;
    • desarrollar la compatibilidad tecnológica, de modo que las empresas puedan utilizar sin problemas ambas taxonomías; y
    • Comprometerse conjuntamente con el ecosistema de informes digitales para facilitar el consumo de información digital.

3. Áreas de colaboración con el ISSB que los inversores deben conocer

El IASB establece las Normas de Contabilidad NIIF y el ISSB establece las Normas de Divulgación de Sostenibilidad de las NIIF.

Las Normas de Contabilidad del IASB proporcionan a los inversores importes «monetarios» en los estados financieros sobre asuntos históricos y actuales (incluido el efecto de los asuntos futuros en los valores actuales de activos y pasivos). Las Normas de Divulgación de Sostenibilidad del ISSB requerirán la divulgación de información sobre riesgos y oportunidades relacionados con la sostenibilidad, generalmente cuando estos riesgos y oportunidades no se reconocen como montos monetarios en los estados financieros.

El IASB y el ISSB trabajarán juntos para garantizar que los dos conjuntos de normas (Normas NIIF) se complementen entre sí para proporcionar a los inversores un paquete de información financiera conectado para satisfacer sus necesidades de información.

El IASB planea trabajar con el ISSB en proyectos relevantes, muy probablemente, en el proyecto actual del IASB sobre Comentarios de la Administración, su nuevo proyecto de investigación sobre Activos Intangibles y su proyecto de lista de reservas sobre Mecanismos de Precios de Contaminantes.

Por ejemplo, un proyecto conjunto sobre el comentario de la dirección puede requerir reuniones conjuntas de las dos juntas, y el proyecto de investigación del IASB sobre activos intangibles deberá considerar la relación entre este proyecto y el trabajo del ISSB sobre la divulgación de información relacionada con la sostenibilidad sobre recursos intangibles, como el capital humano.

Dada la importancia de las conexiones entre los requisitos de las Normas de Contabilidad y los requisitos que desarrollará el ISSB sobre información financiera relacionada con el clima y la información relacionada, el IASB también tendrá que coordinar cualquier trabajo sobre riesgos relacionados con el clima en los estados financieros con el ISSB. El proyecto del IASB se centrará en los efectos de los riesgos relacionados con el clima en los estados financieros. Si bien el IASB señala que las propuestas del ISSB en el Borrador de Divulgación de Exposición relacionada con el Clima establecen requisitos de divulgación específicos para los riesgos y oportunidades relacionados con el clima, ambas juntas deberán trabajar juntas para desarrollar terminología consistente y requisitos compatibles.

El ISSB consultará sobre las prioridades de su agenda en el primer semestre del próximo año.

¿Cómo avanzará el IASB?

El IASB espera que a corto plazo la mayor parte o la totalidad de sus recursos para proyectos de investigación y establecimiento de normas se asignen a:

  • continuar el trabajo sobre los proyectos sobre el plan de trabajo actual, de acuerdo con los comentarios de las partes interesadas, en su reunión de febrero de 2022, el IASB decidió no volver a priorizar los proyectos en su plan de trabajo actual, sino continuar trabajando en ellos; y
  • llevar a cabo las revisiones posteriores a la implementación requeridas de la NIIF 9Instrumentos financieros, la NIIF 15Ingresos ordinarios de contratos con clientes y la NIIF 16 Arrendamientos.

En consecuencia, el IASB no comenzará a trabajar en los dos proyectos de investigación (activos intangibles y el estado de flujos de efectivo y asuntos relacionados) de inmediato. Debido a que es probable que ambos proyectos sean grandes y complejos, no se espera que se completen en los próximos cinco años.

El IASB y el Equipo de Participación de las Partes Interesadas del IASB desean agradecer a todos los inversores que contribuyeron a la Tercera Consulta del Programa del IASB.

Necesitamos sus opiniones: consultas abiertas

NIIF para PYMES Norma de Contabilidad

El IASB ha publicado propuestas para actualizar la Norma de Contabilidad de las NIIF para las PYMES a fin de reflejar las mejoras que se han realizado en la totalidad de las Normas de Contabilidad NIIF, manteniendo al mismo tiempo la Norma simple para las pequeñas y medianas entidades.

Las enmiendas propuestas incluyen la actualización de la Norma para:

  • reflejar las mejoras del Marco conceptual para la información financiera publicado en 2018;
  • incluir requisitos simplificados basados en la NIIF 13Medición del valor razonable; y
  • incluir requisitos simplificados basados en la NIIF 15Ingresos procedentes de contratos con clientes.

Las actualizaciones propuestas también incluyen nuevos requisitos en las Normas de Contabilidad NIIF y otras mejoras que se han realizado a las Normas de Contabilidad NIIF completas desde que se publicó la segunda edición de la Norma de Contabilidad NIIF para PYMES en 2015. Las propuestas responden a los comentarios de las partes interesadas sobre la solicitud de información que se publicó en 2020 y el asesoramiento del Grupo de Aplicación de las PYME.

El período de la carta de comentarios está abierto hasta el 7 de marzo de 2023.

También puede leer la Actualización de la Norma Contable de las NIIF para PYMES de noviembre de 2022 que detalla cómo el IASB ha respondido a los comentarios de los usuarios de los estados financieros de las PYME y describe las propuestas que el IASB publicó en el Borrador de Exposición.

Recabar la opinión de los inversores sobre la posible propuesta del personal técnico de introducir requisitos de divulgación sobre el impacto de las normas fiscales mínimas mundiales

Las reglas del Modelo de Pilar Dos de la OCDE publicadas en 2021 están diseñadas para garantizar que las grandes empresas multinacionales paguen un nivel mínimo de impuestos sobre los ingresos que surjan en cada jurisdicción de operación. Se espera que las reglas modelo se conviertan en parte de la legislación fiscal en varios países durante 2023 y ya en el primer trimestre de 2023.

El CNIC está estudiando las implicaciones de las normas antes mencionadas sobre contabilidad por impuestos diferidos aplicando la NIC 12Impuestos sobre la renta. Las consideraciones iniciales indican que es probable que la contabilidad por impuestos diferidos resultante de las normas sea muy compleja y que pueda resultar difícil medir los importes por impuestos diferidos de manera fiable. Por lo tanto, el IASB considerará si puede ser necesario establecer normas. Debido a que la NIC 12 requiere que las entidades reflejen en su contabilidad los efectos de la legislación tributaria desde que la legislación es «promulgada sustantivamente», cualquier establecimiento de normas tendría que completarse lo antes posible.

El personal todavía está explorando opciones para el establecimiento de normas, pero puede sugerir algunos requisitos de divulgación sobre los efectos de la nueva legislación (por ejemplo, la exposición de una entidad a impuestos adicionales si opera en jurisdicciones de baja tributación).

El personal técnico está interesado en comprender qué información sería útil para los inversores con respecto a las normas del modelo de segundo pilar.

Podemos programar reuniones hasta mediados / finales de noviembre de 2022.

Manténgase al día sobre las noticias recientes

Actualización de la norma contable NIIF para pymes de noviembre de 2022: comentarios de los usuarios

Este boletín explica cómo el IASB ha respondido a los comentarios de los usuarios de los estados financieros de las PYME y describe las propuestas que el IASB publicó en el Borrador de Exposición.

Resumen de la reunión conjunta CMAC-GPF de junio de 2022

El Comité Asesor de Mercados de Capitales (CMAC) y el Foro Global de Preparadores (GPF) celebraron una reunión híbrida los días 16 y 17 de junio de 2022, transmitida desde las oficinas de Londres del IASB. Un resumen de esa reunión está ahora disponible en la página de la reunión.

Nombramientos del IASB

Nombramientos ISSB

Informes integrados: articulando un camino futuro

El presidente del IASB, Andreas Barckow, y el Presidente del ISSB, Emmanuel Faber, comunicaron los planes para el futuro papel, la gobernanza y el desarrollo del Marco Integrado de Informes y los Principios de Pensamiento Integrado del VRF.

El G7 acogió con satisfacción el trabajo del ISSB para ofrecer una línea de base global de divulgaciones de sostenibilidad

El G7 acogió con satisfacción la inauguración del ISSB y su progreso en el trabajo sobre la línea de base global de las normas de informes de sostenibilidad. Acogieron con satisfacción la declaración del ISSB de 18 de mayo de 2022 sobre el «camino hacia la línea de base mundial» y pidieron a todas las partes interesadas pertinentes que participaran en la consulta en curso sobre las normas propuestas.

Camino a la línea de base global: ISSB describe las acciones necesarias para entregar la línea de base global de divulgaciones de sostenibilidad

El Consejo de Normas Internacionales de Sostenibilidad de la Fundación IFRS describió los pasos necesarios para establecer una línea de base global integral de divulgaciones de sostenibilidad.

Recopilación de decisiones del orden del día—Publicación del volumen 6

La sexta Recopilación de Decisiones de Agenda de la Fundación NIIF reúne las decisiones de agenda publicadas por el Comité de Interpretaciones de las NIIF desde noviembre de 2021 hasta abril de 2022.

ISSB y GRI proporcionan información actualizada sobre la colaboración en curso

Representantes técnicos del ISSB y de la Global Reporting Initiative (GRI) se reunieron en mayo para comenzar a trabajar en la entrega del memorando de entendimiento acordado.

Actualización de la Conferencia de la Fundación IFRS 2022

Conclusión de la revisión posterior a la implementación de la NIIF 10, la NIIF 11 y la NIIF 12

El IASB ha publicado un Informe del Proyecto y una Declaración de Comentarios que concluye su Revisión Post-implementación de estas normas contables: NIIF 10 Estados Financieros Consolidados, NIIF 11 Acuerdos Conjuntos y NIIF 12 Revelaciones de Intereses en Otras Entidades.

El IASB establece sus prioridades para 2022-2026

El Consejo de Normas Internacionales de Contabilidad ha publicado su Declaración de Comentarios e Instantáneas de la Consulta de la Tercera Agenda, que describe las prioridades del IASB para los próximos cinco años.

Nuevo nombramiento y cuatro nuevas citas para el Comité de Interpretaciones de las NIIF

Los fideicomisarios de las Fundaciones NIIF han anunciado el nombramiento de Yanli Liu y la renovación de Lisa Bomba, Jens Freiberg, Karsten Ganssauge y Brian O’Donovan para el Comité de Interpretaciones.

ISSB recibe una respuesta global sobre los estándares de divulgación de sostenibilidad propuestos

El ISSB ha recibido más de 1.300 cartas de comentarios sobre sus dos estándares de divulgación de sostenibilidad propuestos.

Consolidación de IFRS Foundation con Value Reporting Foundation

Se completó la consolidación de la Value Reporting Foundation en la Fundación IFRS.

Decisiones clave tomadas sobre el perfeccionamiento de los estándares de divulgación relacionados con la sostenibilidad propuestos

En su reunión de octubre, el ISSB votó unánimemente para exigir la divulgación de información de las empresas sobre las emisiones de gases de efecto invernadero de alcance 1, 2 y 3 aplicando la versión actual del Estándar Corporativo del Protocolo de GEI.

ISSB confirma el requisito de utilizar el análisis de escenarios relacionados con el clima

El ISSB confirmó por unanimidad que las empresas deberán utilizar el análisis de escenarios relacionados con el clima para informar el análisis de resiliencia.

El IASB modifica la NIC 1 para mejorar la información sobre la deuda a largo plazo con covenants

El IASB ha publicado modificaciones a la NIC 1Presentación de Estados Financieros que tienen como objetivo mejorar la información que las empresas proporcionan sobre la deuda a largo plazo con covenants.

Recursos para inversores: webcasts y seminarios webs recientes

Seminario web: Solicitud del personal de comentarios sobre la taxonomía de divulgación de la sostenibilidad de las NIIF

El personal de la Fundación IFRS proporciona una visión general de la Solicitud del personal de comentarios sobre la Taxonomía de divulgación de sostenibilidad de las NIIF para informar el desarrollo de una Taxonomía de divulgación de sostenibilidad de las NIIF para la presentación de informes digitales.

Webcast: Bruce Mackenzie presenta el borrador de exposición Tercera edición de la Norma de Contabilidad NIIF para PYMES

Bruce Mackenzie, miembro del IASB, explica por qué el Consejo de Normas Internacionales de Contabilidad está consultando sobre propuestas para actualizar la Norma de Contabilidad de las NIIF para las PYMES.

Webcast: Declaración de comentarios e instantánea de la Consulta de la Tercera Agenda

El Presidente del IASB, Andreas Barckow, presenta la Declaración de Retroalimentación y la Instantánea de la Consulta de la Tercera Agenda.

Serie de webcasts: Gestión dinámica de riesgos

El personal técnico de la IASB ha producido una serie de ocho webcasts para explicar el proyecto de Gestión Dinámica de Riesgos basado en las decisiones provisionales del IASB hasta la fecha.

Seminario web: Actualización del proyecto sobre las deliberaciones preliminares de exposición

La Fundación IFRS celebró un seminario web el viernes 14 de octubre para ofrecer las últimas actualizaciones sobre el proyecto de Estados Financieros Primarios, incluidas las decisiones tentativas del IASB hasta septiembre de 2022.

Actualizaciones y podcasts de IASB

Compartir

El logotipo de la Fundación IFRS y el logotipo de IFRS para PYMES, el logotipo IASB, el ‘Hexagon Device’, e IFRS, IAS, IASB, IFRIC, IFRS, IFRS para PYMES, IFRS Foundation, International Accounting Standards, International Financial Reporting Standards, NIIF y SICs son marcas registradas de la Fundación IFRS, cuyos detalles adicionales están disponibles en la Fundación IFRS previa solicitud. ®®®®®®®®®®®®®

La International Financial Reporting Standards Foundation es una corporación sin fines de lucro constituida en el Estado de Delaware, Estados Unidos de América, con la División de Empresas de Delaware (número de archivo: 3353113), y está registrada como una empresa extranjera en Inglaterra y Gales (número de registro: FC023235). Oficina central: Columbus Building, 7 Westferry Circus, Canary Wharf, Londres E14 4HD, Reino Unido.

© Fundación NIIF 2022


Publicado originalmente: https://www.xbrl.org/news/iasb-to-increase-focus-on-digital-information/

Comercio de juegos – Cómo las aplicaciones comerciales podrían atraer a los consumidores para peor


Investigación Publicado: 21/11/2022 Última actualización: 21/11/2022

Este artículo resume la investigación realizada por Lucy Hayes, Stephen O’Neill, Max Spohn (durante su tiempo trabajando para la FCA) y Cherryl Ng.

Es posible que esté familiarizado con el búho verde saltarín que celebra su finalización de una lección de idioma de Duolingo. O tal vez compites contra tus amigos en Strava para correr la mayor cantidad de millas en un mes. Todos estos son ejemplos de gamificación: el uso de elementos de diseño de juegos para hacer que las tareas sean más y más atractivas.

Con un cambio sin precedentes hacia la digitalización de los servicios financieros durante la pandemia de Covid-19, los responsables políticos están cada vez más preocupados de que las empresas en línea puedan manipular a los consumidores de nuevas maneras y más fácilmente que nunca. El nuevo deber del consumidor de la FCA llama a las prácticas de diseño dañinas de «lodo», fricciones excesivas que impiden que los consumidores tomen decisiones en su propio interés. Y su plan de negocios 2022/3 establece su compromiso de «dar forma a los mercados digitales para lograr buenos resultados».

La gamificación puede parecer un primo inocuo del lodo, pero nuestra investigación sobre su uso en aplicaciones comerciales sugiere que a veces puede desempeñar un papel en la obtención de malos resultados para los consumidores.

El aumento de la popularidad de las aplicaciones comerciales

Las aplicaciones comerciales permiten a los inversores minoristas operar directa y fácilmente en una gama de productos, incluidas acciones fraccionarias e inversiones de alto riesgo, como activos criptográficos y contratos por diferencia (CFD). 4 empresas de aplicaciones comerciales abrieron 1,15 millones de nuevas cuentas en los primeros 4 meses de 2021, casi el doble de la cantidad abierta con todos los demás servicios de inversión minorista combinados. Muchos de estos clientes eran nuevos en la inversión y más jóvenes que los inversores tradicionales.

Evaluamos el uso de las características de diseño digital por parte de las empresas como parte de una evaluación más amplia de la FCA de estas aplicaciones. Este trabajo de evaluación respalda el objetivo de nuestra Estrategia de Inversión del Consumidor para un mercado de inversión de consumo donde los consumidores puedan invertir con confianza, entendiendo los riesgos que están asumiendo y las protecciones regulatorias proporcionadas.

También respalda los compromisos transversales establecidos en nuestra estrategia trienal publicada este año, que incluyen poner las necesidades de los consumidores en primer lugar y dar forma a los mercados digitales para lograr buenos resultados.

Volver al principio

Evaluación de las características de diseño que pueden estar relacionadas con el daño al consumidor

Seleccionamos varias empresas para que nos mostraran sus aplicaciones, y estaba claro que se había utilizado una amplia caja de herramientas de diseño de comportamiento para crearlas. Muchas de las características utilizadas nos preocupan, basadas en la teoría y la literatura conductual existentes. Damos algunos ejemplos aquí.

Encontramos técnicas de gamificación que utilizan el refuerzo positivo inmediatamente después de una operación, como mensajes de celebración y confeti que cae (Figura 1). También encontramos el uso de puntos, insignias y recompensas para llevar a cabo ciertos comportamientos y «tablas de clasificación» que clasifican a las personas en función de estas recompensas (Figura 2). Nos preocupa que estos refuerzos positivos puedan alentar a las personas a comerciar con más frecuencia o tomar decisiones de inversión que de otro modo no tomarían. Por ejemplo, un estudio reciente encontró que los mensajes de celebración y las insignias pueden llevar a las personas a asumir más riesgos al invertir.

Encontramos notificaciones push frecuentes con las últimas noticias del mercado sobre movimientos de acciones (Figura 3) y listas que llaman la atención sobre los cambios de precios en tiempo real parpadeando en rojo y verde, así como listas de acciones que habían visto los mayores movimientos de precios en las últimas 24 horas. Nos preocupa que dar información a los consumidores de esta manera pueda llevarlos a prestar atención a la información espuria y a realizar inversiones que no redundan en su interés. La investigación ha encontrado que las notificaciones push pueden estimular a las personas a operar de una manera más arriesgada utilizando un mayor apalancamiento y negociando cantidades más grandes, con el mayor impacto en los inversores más jóvenes y menos experimentados. Se ha demostrado que mostrar «tablas de clasificación» para las acciones que han visto los mayores cambios de precios en las últimas 24 horas impulsa a los consumidores a prestar atención y comerciar sobre la base de esta información, obteniendo rendimientos más pobres como resultado.

Es probable que otras características influyan en la elección del consumidor, como cuánto invertir. Por ejemplo, descubrimos que los montos de inversión y la cantidad de apalancamiento ofrecido a veces se incumplían con montos altos (Figura 4). Existe una extensa literatura que muestra que las personas son mucho más propensas a apegarse a un incumplimiento.

Ejemplos de figuras

Figura 1: Ejemplo de confeti que cae celebrando una operación de acciones
Figura 2: Ejemplo del uso de tablas de clasificación de operadores
Figura 3: Ejemplo de notificaciones push frecuentes con noticias del mercado
Figura 4: Importes predeterminados para invertir y apalancar

También nos preocupa que las características de la aplicación puedan difuminar las líneas entre la inversión en línea y los comportamientos similares a los juegos de azar, como sugiere otro estudio. Investigaciones anteriores de FCA han demostrado que, para muchos inversores nuevos y más jóvenes, las emociones como la emoción y la emoción son factores clave para invertir. Esto podría ser especialmente mayor para invertir en inversiones más riesgosas como criptoactivos y CFD.

Nos propusimos comprender hasta qué punto los usuarios de estas aplicaciones podrían estar mostrando estos comportamientos y obteniendo estos resultados.

Nuestra investigación

Realizamos una encuesta con más de 3.000 usuarios de aplicaciones, muestreando clientes de 4 aplicaciones comerciales. También incluimos participantes de una aplicación de trading de una plataforma de inversión más tradicional, que no tiene las características que nos preocupaban, como comparador. También realizamos entrevistas cualitativas en profundidad con una muestra de 20 usuarios de la aplicación.

Se utilizó un método de la literatura académica, utilizando una decisión de inversión hipotética para categorizar a los participantes en aversión al riesgo alto, medio o bajo o no aversión al riesgo. Comparamos estas preferencias con sus opciones de inversión informadas. Por ejemplo, si eligieron una inversión de alto riesgo (como criptoactivos) pero tenían un apetito de riesgo bajo o medio, los clasificamos como dedicados a inversiones que estaban potencialmente más allá de su apetito de riesgo.

El comportamiento de juego en una población a menudo se evalúa utilizando el Índice de gravedad del problema del juego (PGSI). Hace una serie de preguntas sobre el comportamiento problemático, como «¿Has apostado más de lo que realmente podrías permitirte perder?» Con asesoramiento académico, adaptamos esto en nuestra encuesta para invertir. Agrupamos a los encuestados según el grado de comportamiento problemático que informan. Los puntajes de más de 8 en el PGSI se clasifican como «problemas con el juego», y aquellos que obtienen entre 3 y 7 se clasifican como «en riesgo». Aunque nuestra investigación analizó las inversiones, utilizamos el término «comportamiento problemático de juego» aquí por coherencia con estudios anteriores.

También hicimos una serie de preguntas para comprender comportamientos de inversión y vulnerabilidades más amplios, como la frecuencia con la que operaban, su resiliencia financiera y su educación financiera.

Las aplicaciones comerciales que utilizan más características de preocupación se asociaron con los consumidores que invierten potencialmente más allá de su apetito de riesgo, comportamientos de juego problemáticos y comercio frecuente

Daños al consumidor: invertir potencialmente más allá de su apetito de riesgo

En las figuras 5 y 6, moverse de izquierda a derecha lo lleva desde la aplicación sin características preocupantes (nuestro comparador) a través de recuentos crecientes de características, como se identificó en nuestra evaluación. Para 2 de las aplicaciones con características preocupantes, que también ofrecen criptoactivos, casi el 50% de los clientes en nuestra encuesta invirtieron en productos que estaban potencialmente más allá de su apetito de riesgo. Para las aplicaciones que no ofrecían criptomonedas, esto era mucho menor. Sin embargo, se mantuvo en un nivel más alto que el de la comparación.

Figura 5: La proporción de clientes que se dedican a invertir potencialmente más allá de su apetito de riesgo

En nuestra encuesta, estar «en riesgo» de comportamiento problemático con el juego se correlaciona con otros indicadores de vulnerabilidad comúnmente utilizados, como la baja resiliencia financiera y la baja educación financiera. Esto indica que un subconjunto de clientes financieramente vulnerables está exhibiendo un comportamiento similar al juego.

La asociación entre los comportamientos de juego y la inversión en la aplicación comercial fue una que los participantes en nuestra investigación cualitativa hicieron sin preguntar. Por ejemplo, un participante declaró que las diversas características de diseño hicieron que la aplicación se sintiera «muy en tu cara y se sienta más como una aplicación de apuestas deportivas». Otro participante que habló sobre las notificaciones frecuentes declaró que tienen un «hábito de adicción y literalmente estaría en la aplicación todo el tiempo, así que es mejor que las apague».

Daños al consumidor: comportamiento problemático en el juego

Usando el PGSI, 1 de cada 27 (3.75%) participantes en nuestra encuesta fueron clasificados como «comportamiento problemático de juego». Esta es una incidencia similar al «problema con el juego» para los jugadores en línea, en 1 de cada 29 (3,5%). Si ampliamos los grupos para incluir a aquellos que están «en riesgo» de comportamiento problemático de juego (puntuación 3+ en el PGSI), aumenta a alrededor de 1 de cada 5 (más del 20%) clientes de aplicaciones comerciales, con más comportamientos de riesgo que se observan en las aplicaciones con más características de preocupación. Esta asociación se mantiene incluso cuando se controlan las variables demográficas.

Figura 6: La proporción de usuarios «en riesgo» de apostar (medida por una puntuación de 3+ en el PGSI) en cada aplicación comercial

En nuestra encuesta, estar «en riesgo» de comportamiento problemático con el juego se correlaciona con otros indicadores de vulnerabilidad comúnmente utilizados, como la baja resiliencia financiera y la baja educación financiera. Esto indica que un subconjunto de clientes financieramente vulnerables está exhibiendo un comportamiento similar al juego.

La asociación entre los comportamientos de juego y la inversión en la aplicación comercial fue una que los participantes en nuestra investigación cualitativa hicieron sin preguntar. Por ejemplo, un participante declaró que las diversas características de diseño hicieron que la aplicación se sintiera «muy en tu cara y se sienta más como una aplicación de apuestas deportivas». Otro participante que habló sobre las notificaciones frecuentes declaró que tienen un «hábito de adicción y literalmente estaría en la aplicación todo el tiempo, así que es mejor que las apague».

Próximos pasos

Los posibles comportamientos de «juego problemático» que nuestra investigación ha descubierto están asociados con aplicaciones que tienen más elementos de gamificación y diseño de lodos. No nos dice si las características de diseño en sí mismas están causando malos resultados, como invertir en productos más allá del apetito de riesgo. Esto requeriría una mayor investigación. Podemos analizar aspectos de esto a través de investigaciones futuras y explorar posibles vulnerabilidades financieras y de contexto más amplio para los usuarios de estas aplicaciones, como si piden prestado e invierten y la escala de las pérdidas.

La FCA está tomando medidas para hacer un seguimiento con algunas de las empresas cuyas aplicaciones comerciales revisamos y ha declarado que «algunas características de diseño de productos podrían estar contribuyendo al comportamiento problemático, incluso similar al juego, de los inversores. Esperamos que todas las empresas que ofrecen negociación de acciones a los consumidores revisen y, cuando corresponda, realicen mejoras en sus productos en función de estos hallazgos. También deben asegurarse de que están proporcionando apoyo a sus clientes, especialmente a aquellos en circunstancias vulnerables o aquellos que muestran signos de comportamiento problemático con el juego. Para garantizar que los clientes reciban un trato justo y antes de que el nuevo Deber del Consumidor entre en vigor el próximo año, todas las empresas deberían revisar sus productos ahora para asegurarse de que sean adecuados para su propósito».


Publicado originalmente: https://www.fca.org.uk/publications/research/gaming-trading-how-trading-apps-could-be-engaging-consumers-worse

Activos digitales: poner a los inversores primero


Comisionado Jaime Lizárraga

Discurso de apertura de la Facultad de Derecho de Brooklyn

16 de noviembre de 2022

Gracias por esa cálida introducción. Es un placer estar aquí hoy y agradezco a la Facultad de Derecho de Brooklyn por la amable invitación para pronunciar el discurso de apertura de hoy. Debo señalar desde el principio que las opiniones expresadas hoy aquí son mías y no reflejan necesariamente las opiniones de la Comisión o de su personal, ni las de mis compañeros Comisarios.

Hablando de los comisionados de la SEC, es maravilloso saber que Roberta Karmel, nominada por el presidente Jimmy Carter como la primera mujer en servir como comisionada de la SEC, ahora es profesora investigadora distinguida de derecho aquí en Brooklyn Law. Agradezco a mi colega comisionada Hester Peirce por informarme primero sobre la increíble historia del comisionado Karmel.

También es un honor particular hablar en una institución con un compromiso tan profundo con la diversidad, la equidad y la inclusión (DEI). Cuando se fundó en 1901, Brooklyn Law abrazó la inclusión cuando la exclusión era la norma.

Adelantándose a su tiempo, Brooklyn Law ofreció oportunidades de educación legal a mujeres y personas de color cuando esas opciones eran limitadas o no estaban disponibles para ellas. Este compromiso fundacional de DEI que rompe barreras y amplía las oportunidades educativas para todos beneficia a la abogacía, a nuestra economía ya nuestro país.

Abordo los problemas en el mercado de activos digitales desde la perspectiva de una familia trabajadora o una persona trabajadora que está considerando comprar o invertir en activos digitales. Para comprender mejor esa perspectiva, es útil volver a la aparición del mercado de activos digitales en primer lugar.

En el otoño de 2008, los mercados financieros estadounidenses estaban al borde del colapso. Mientras nuestra nación lidiaba con las consecuencias de la crisis financiera más severa desde la Gran Depresión, muchos, comprensiblemente, cuestionaron si el sistema financiero tradicional satisfacía mejor sus necesidades. En esas circunstancias, una alternativa innovadora y potencialmente más accesible a las finanzas tradicionales podría parecer muy atractiva.

Las semillas del mercado de activos digitales se plantaron inicialmente alrededor de octubre de 2008, cuando una persona o personas que usaban el seudónimo «Satoshi Nakamoto» publicaron el documento técnico de Bitcoin. Este documento introdujo la idea de un sistema de pago electrónico en efectivo «de igual a igual» sin terceros de confianza. Describió las debilidades de nuestro sistema financiero tradicional, incluida la necesidad de confiar en los intermediarios, los niveles inevitables de fraude y los altos costos de transacción.

Desde ese documento técnico, y en las extraordinarias secuelas de la crisis financiera de 2008, el mercado de activos digitales creció y proliferó. Y su crecimiento se disparó durante la pandemia.

Hoy en día, hay casi diez mil tokens y cientos de plataformas de activos digitales en las que los clientes pueden comprar y vender estos tokens. Según algunas estimaciones, uno de cada cinco estadounidenses adultos ha comprado activos digitales.

El rápido crecimiento del mercado a menudo ha estado acompañado por la narrativa de que sirve como una alternativa de creación de riqueza más eficaz y equitativa a las finanzas tradicionales. Un tema clave en esta narrativa es la promesa de un mayor acceso financiero para las comunidades de bajos ingresos y otras comunidades desatendidas que el sistema financiero tradicional ha dejado atrás.

Este tema sin duda alude a problemas e inequidades reales en las finanzas tradicionales. Hay una brecha de riqueza en nuestro país y bancarizar a los no bancarizados sigue siendo un problema persistente.

Por lo tanto, las encuestas recientes que sugieren que las personas en comunidades desatendidas y de bajos ingresos están invirtiendo en activos digitales en cantidades cada vez mayores no son sorprendentes. Tampoco es sorprendente que una mayor proporción de personas no bancarizadas y sub bancarizadas puedan poseer activos digitales que aquellos que están completamente bancarizados.

A la luz de todo esto, ¿se ha convertido realmente el mercado de activos digitales en una alternativa viable a las finanzas tradicionales? ¿Ofrece inclusión financiera genuina y protecciones sólidas para compradores e inversores de activos digitales? En mi opinión, a partir de ahora, ya pesar de las mejores intenciones de muchos, la respuesta es no.

En marzo de este año, el presidente Biden emitió una orden ejecutiva en la que ordenaba a las agencias federales y los reguladores financieros que examinaran una variedad de problemas en los mercados de activos digitales. Ciertos informes en respuesta a esta orden ejecutiva describieron varios riesgos: entre ellos, niveles crecientes de fraude, concentración de riqueza y control, intermediarios altamente centralizados, falta de transparencia y alta volatilidad.

Con respecto al fraude, una estimación citada por el Tesoro de los EE.UU. es de $ 14 mil millones en delitos basados en activos digitales en todo el mundo en 2021. Esta cantidad es casi el doble de la estimación para 2020. La cantidad de estafas en 2021 aumentó en más del 60% año- año tras año, mientras que el valor de los activos digitales robados aumentó más del 80 % en 2021. El informe del Tesoro señaló que los delitos de activos digitales se basan en autoinformes, por lo que es probable que estas cifras no muestren una imagen completa.

También hay una concentración de riqueza y control en el mercado de activos digitales. Un estudio encontró que, a fines de 2020, los 1000 principales participantes del mercado poseían aproximadamente una sexta parte de Bitcoin en circulación. El mismo estudio encontró que los 10,000 participantes principales poseían aproximadamente un tercio de la misma.

Cuando las llamadas «ballenas» que mantienen grandes posiciones en relación con el tamaño de sus contrapartes liquidan una posición o experimentan pérdidas, esas contrapartes pueden enfrentar una presión financiera extrema.

Un informe del Consejo Inter-agencial de Supervisión de la Estabilidad Financiera (FSOC) también señala que muchos tokens de gobernanza de activos digitales están en manos del 1 por ciento superior de los titulares de un token determinado, lo que puede generar problemas de gobernanza si los titulares de derechos de voto son anónimos o no están sujetos a supervisión robusta.

Contrariamente a la narrativa de que el mercado de activos digitales ofrece descentralización, existen altos niveles de centralización en el ecosistema. Muchas plataformas de activos digitales ofrecen una amplia gama de servicios, como negociación, custodia, mantenimiento de libros de pedidos, creación de mercado y préstamos y préstamos.

Dichas plataformas pueden tener conflictos de intereses debido a su estructura integrada y centralizada. Además, su práctica de mezclar los activos de los clientes con los de la plataforma plantea riesgos para los clientes, como en el caso de insolvencia de la plataforma. La mezcla de activos expone a los clientes de la plataforma a mayores pérdidas potenciales que si sus activos estuvieran debidamente segregados.

Existe una falta significativa de transparencia en el mercado de activos digitales. Según el FSOC, las divulgaciones de los promotores y emisores de activos digitales carecen de uniformidad y varían ampliamente en la cantidad de información proporcionada al público. Para las monedas estables en particular, algunos emisores no divulgan, o divulgan por completo, sus tenencias de activos subyacentes. Como resultado, los compradores o inversores potenciales a menudo carecen de acceso a la información de calidad necesaria para tomar decisiones informadas de compra o inversión.

También hay una falta de transparencia sobre las vulnerabilidades tecnológicas. Las actividades de activos digitales han sido objeto de muchos ataques maliciosos. Pero el alcance de estos ataques es difícil de medir dado que la industria opera en gran medida fuera del espacio regulado.

Los valores de los activos digitales son altamente volátiles. Los eventos de la semana pasada e incluso hoy, y el reciente cripto invierno de 2022, revelaron cuán volátil puede ser el mercado de activos digitales. Históricamente, los precios de los activos digitales han oscilado entre fuertes ganancias y caídas que están fuera de la norma en relación con las fluctuaciones rutinarias de los mercados tradicionales. Esta volatilidad puede tener efectos en cascada en el mercado de activos digitales más amplio.

Estos riesgos, en mi opinión, son muy preocupantes y pueden tener un impacto adverso en los compradores e inversores de activos digitales, y en las comunidades desatendidas y de bajos ingresos en particular. Es importante tener en cuenta que la entrada inicial a este mercado implica necesariamente el uso de moneda fiduciaria para comprar activos digitales por primera vez. Como consecuencia, la erosión del valor o las pérdidas significativas pueden tener un impacto devastador en la seguridad financiera de una familia trabajadora o de una persona trabajadora. Mis condolencias están con los inversores minoristas que están sufriendo el impacto de los preocupantes eventos del mercado de activos digitales de la semana pasada.

En mi opinión, el mercado de activos digitales de hoy no puede describirse como libre de intermediarios, con costos más bajos o con fraude reducido, como lo imaginaron Satoshi Nakamoto y los defensores de este mercado. De hecho, muchos de los mismos problemas que sus defensores afirman que resolverá están presentes en el panorama actual de activos digitales. Francamente, los problemas en el mercado de activos digitales son peores que los del sistema financiero tradicional, porque ocurren en un espacio en gran parte no regulado.

¿A dónde nos lleva esto? A la luz de los eventos recientes, este es un momento decisivo que ofrece una oportunidad para que los emisores e intermediarios en el mercado de activos digitales reflexionen sobre sus ofertas y operaciones. Una pregunta clave que deben considerar es si operar fuera de las leyes federales de valores es lo mejor para los inversores y un mercado justo y transparente.

Para ser claros, no todos los tokens digitales emitidos representan necesariamente una oferta de valores, y no todos los intermediarios de activos digitales operan necesariamente como participantes del mercado no registrados. Pero, en general, estoy de acuerdo con el presidente de la SEC, Gensler, en que la mayoría de los casi 10 000 tokens de activos digitales en el mercado probablemente se ofrezcan como valores. Además, y sin prejuzgar a ninguna entidad en particular, también me preocupa que los intermediarios que venden, negocian o asesoran sobre activos digitales que son valores pueden estar operando como participantes del mercado no registrados. 

Mi opinión es que es probable que haya un número considerable de emisores de activos digitales e intermediarios que operan ilegalmente fuera de las leyes federales de valores. Esto socava el principio general de transparencia, así como nuestra capacidad para proteger a los inversores vulnerables en un mercado que es susceptible a la volatilidad y el fraude.

Vale la pena señalar que no es responsabilidad de la SEC brindar asesoramiento o análisis legal a ningún participante del mercado bajo su competencia. Eso se aplica en igual medida, en mi opinión, a quienes operan en el mercado de activos digitales. A la luz de esto, corresponde al emisor o al intermediario y a su asesor legal determinar si sus productos, prácticas comerciales o activos requieren el cumplimiento de las leyes federales de valores.

Algunos han sugerido que la SEC no ha brindado orientación a la industria. La realidad es que hay una gran cantidad de orientación, desde el Informe DAO hasta el marco FinHub de la SEC para el análisis de «contratos de inversión» de activos digitales, y múltiples cartas de no acción emitidas por el personal de la División de Finanzas Corporativas.

Décadas de precedentes legales sobre lo que constituye un «contrato de inversión» o «pagaré» según nuestras leyes de valores también brindan una amplia orientación a la industria, así como la sofisticada ley de valores. No se trata de una falta de orientación, sino más bien de que la orientación existente puede no ser lo que muchos participantes del mercado quieren escuchar.

También hay una narrativa de que la SEC se dedica a la «regulación mediante la aplicación». Pero veo algo diferente. Las leyes están bien establecidas y los casos presentados hasta la fecha tienen aplicaciones claras, como ha sido evidente en los fallos judiciales sobre estos temas. No se trata de una regulación mediante la aplicación, sino de la aplicación de nuestras leyes de valores como pretendía el Congreso.

También me gustaría dirigirme a los guardianes, específicamente, la barra de valores que asesora a aquellos en la industria de activos digitales. Existe un colegio de abogados de valores bien establecido y altamente especializado con casi un siglo de experiencia, cuyo asesoramiento está fácilmente disponible para los emisores e intermediarios de activos digitales. Los guardianes de los abogados juegan un papel importante aquí. Tienen la obligación de ser claros con sus clientes sobre la aplicación de las leyes de valores a los negocios de sus clientes, incluso si no es un consejo que sus clientes quieran recibir.

Finalmente, si bien creo que la SEC debe trabajar con aquellos que acuden a nosotros con planes de buena fe y plazos concretos para cumplir con los requisitos de las leyes federales de valores, la SEC tiene la obligación de proteger a los inversionistas y hacer cumplir nuestras normas y reglamentos. Aquellos que violen nuestras leyes federales de valores y perjudiquen a los inversionistas y los mercados deben enfrentar las consecuencias puras y simples. El Congreso nos dio la responsabilidad de hacer cumplir nuestras leyes de valores para proteger a los inversores y el interés público. Tenemos el deber para con el público de cumplir con esas importantes responsabilidades.

Quiero terminar donde empecé y dirigirme directamente a cualquiera que esté considerando comprar o invertir en activos digitales. Es importante obtener la mayor cantidad de información posible sobre los riesgos involucrados. Un inversor informado es un inversor protegido. Un recurso clave que tiene como objetivo ayudar al público a cumplir ese objetivo es la sección de Criptoactivos de Investor.gov, el portal de protección de inversores de la SEC.

La tecnología innovadora de blockchain puede coexistir y ser compatible con el marco de la ley federal de valores existente. El momento actual ofrece la oportunidad de marcar una diferencia significativa para el éxito de la tecnología blockchain y, posiblemente, para el futuro financiero de millones. Pero requiere una elección de buena fe, honesta y consciente para cumplir con la ley y anteponer los intereses de los inversores.

Gracias nuevamente por la oportunidad de hablar ante ustedes hoy y mis mejores deseos para una discusión productiva y constructiva para el panel que sigue.


Publicado originalmente: https://www.sec.gov/news/speech/lizarraga-brooklyn-law-school-20221116

Más verde y más barato: ¿podría la transición de los combustibles fósiles generar una coincidencia divina?


Discurso de Fabio Panetta, miembro del Comité Ejecutivo del BCE, en la Asociación Bancaria Italiana

Roma, 16 de noviembre de 2022

La economía de la UE[1]es altamente dependiente de los combustibles fósiles[2], que representan cerca de las tres cuartas partes de su consumo total de energía. La mayor parte de esta energía de combustibles fósiles es importada: mientras que la UE representa el 8 por ciento de la demanda mundial de combustibles fósiles, representa solo el 0,5 por ciento de la producción mundial de petróleo y el 1 por ciento de la producción mundial de gas.

Un costo importante de esta dependencia, que se nos recuerda a diario, es que los países productores de energía pueden usar sus exportaciones de combustibles fósiles para presionar o incluso amenazar a los importadores de energía, creando tensión geopolítica en el proceso. Históricamente, el precio del petróleo crudo a menudo se ha disparado en el contexto de la guerra, como es el caso hoy. Esto subraya la necesidad de reducir nuestra dependencia de los combustibles fósiles.

Otro enorme costo de nuestra dependencia de los combustibles fósiles es el cambio climático. La tierra se está calentando rápidamente, con riesgos masivos para los ecosistemas y los humanos, y se necesita una acción urgente para reducir nuestro consumo de combustibles fósiles y cambiar a fuentes verdes de energía. [3]

A nivel mundial, la energía generada a partir del petróleo, el carbón y el gas natural representa más del 80% del consumo de energía primaria. Según la Red para la Ecologización del Sistema Financiero (NGFS), esta proporción tendrá que reducirse a alrededor del 30 por ciento para alcanzar emisiones netas cero para 2050. Para la UE, la reducción tendrá que ser aún mayor.[4]Esto requerirá cambios estructurales de gran alcance en la producción de energía, pero todavía tenemos un largo camino por recorrer (gráfico 1).[5]

Gráfico 1

La combinación energética debe cambiar drásticamente para alcanzar la neutralidad de carbono para 2050 (exajulios por año)

Fuentes: Red para la Ecologización del Sistema Financiero (NGFS).

Notas: El cero neto para 2050 es un escenario ambicioso que limita el calentamiento global a 1,5 °C, alcanzando emisiones netas cero para 2050. Se muestra el promedio de los tres modelos principales utilizados por el NGFS. Las definiciones de la UE difieren entre estos tres modelos.

Estos cambios tendrán profundas implicaciones para nuestra vida cotidiana y nuestro sistema económico.

El precio de la energía afecta el costo de prácticamente todo lo que consumimos y producimos. Como resultado, el impacto de los costos de un aumento en los precios de la energía se siente en toda la economía. Dado que el mandato principal del BCE es preservar la estabilidad de precios, es crucial comprender la relación entre la transición a una economía más ecológica y el precio de la energía.

Para empezar, permítanme ser claro: no podemos culpar a la transición verde de los altos precios actuales del petróleo y el gas. El culpable es claramente la manipulación del suministro de energía por parte de Rusia.[6], lo que ha dado lugar a precios de la energía más altos y volátiles en un mercado ya ajustado.[7]La reducción de la oferta ha exacerbado los efectos de la fuerte recuperación postpandemia de la demanda de combustibles fósiles, lo que resulta en los altos precios de la energía que estamos viendo hoy.[8]

Pero el cambio masivo requerido por la transición verde puede ser importante para los precios de la energía en el futuro. A este respecto, a menudo se argumenta que la transición verde causará un aumento persistente de los precios de los productos energéticos y la inflación. [9]

Sin embargo, los efectos sobre los precios de la transición verde no son sencillos. De hecho, la transición verde influirá en varias dimensiones que a su vez afectarán a los precios de la energía. Por ejemplo, modificará tanto la demanda como la oferta de combustibles fósiles a través de múltiples canales, con efectos ambiguos en los precios de mercado a lo largo del camino de transición. También afectará el costo y la disponibilidad de energías renovables, que también influyen en la sustitución de los combustibles fósiles y, por lo tanto, en su costo.

Hoy examinaré las posibles implicaciones de la transición verde para los precios de la energía. Argumentaré que el camino hacia una economía más verde no implica necesariamente una inflación persistentemente más alta. Mucho dependerá de las políticas que adoptemos para alejarnos de las fuentes de energía más contaminantes. Incluso diría que podemos llegar a una «coincidencia divina» entre la estabilidad de precios y la descarbonización.

Los efectos de los cambios en la oferta y la demanda de combustibles fósiles y energías renovables

La transición verde afectará el precio de los combustibles fósiles y otras fuentes de energía, en particular las renovables. Juntas, estas dinámicas determinarán cómo evolucionarán los precios generales de la energía en el futuro.

La fiscalidad desempeñará un papel importante. Una menor tributación (o subvención) de la energía verde y una mayor tributación (o penalización) de los combustibles fósiles tendrán un impacto en los precios relativos y la demanda. El efecto neto sobre los precios de la energía al consumidor dependerá del equilibrio entre los dos y de cómo se utilicen los ingresos de los impuestos sobre el carbono (si, por ejemplo, se utilizan para subsidiar la energía verde e invertir en tecnologías verdes).

En última instancia, el impacto en la inflación de la energía dependerá de cómo reaccionen la oferta y la demanda de energía a estas señales de precios.

Los efectos de la transición verde en los precios de los combustibles fósiles

Permítanme comenzar esbozando los canales a través de los cuales la transición verde podría afectar a los productos energéticos.

Una amplia gama de canales interactivos determinará cómo afectarán los riesgos de transición a los mercados de materias primas energéticas (gráfico 2). [10]

Gráfico 2

Canales de transmisión: impacto de la transición verde en los precios de los combustibles fósiles

Fuentes: Ilustraciones del personal del BCE. El efecto precio del canal de costo relativo no está claro a priori, ya que el precio antes de impuestos podría disminuir debido a una menor demanda relativa de combustibles fósiles, pero el precio después de impuestos podría ser más alto.

Por el lado de la oferta, un canal de transmisión al que a menudo se hace referencia es el «canal de incertidumbre política»: una menor demanda esperada hace que los beneficios futuros sean altamente inciertos y comprime la inversión en combustibles fósiles.[11]A medida que disminuye la inversión, los precios de los combustibles fósiles aumentan.

Sin embargo, hay otras fuerzas de suministro en el trabajo que podrían bajar los precios. La oferta puede aumentar si los productores de combustibles fósiles extraen sus reservas ahora debido al «canal de carga anticipada».[12]Además, las innovaciones en tecnologías de combustibles fósiles, como las soluciones de captura y almacenamiento de carbono, podrían apoyar la inversión a través del «canal de innovación marrón».[13]Esto haría que los precios de los combustibles fósiles cayeran.

Los canales de demanda también importan.

En primer lugar, las preferencias pueden cambiar hacia formas de energía más ecológicas a través del «canal de preferencia». Por ejemplo, las ventas de automóviles eléctricos en Europa ahora representan el 14 por ciento del mercado, después de un aumento del 160 por ciento en solo dos años. [14]

En segundo lugar, las medidas de política pueden desalentar aún más la demanda de combustibles fósiles al hacer que estos sean más costosos que sus contrapartes verdes a través del «canal de costo relativo». La fijación del precio del carbono es un buen ejemplo.[15]Al aumentar el costo después de impuestos de los combustibles fósiles y la electricidad producida por la quema de combustibles fósiles, los impuestos sobre el carbono (o medidas equivalentes, como el Sistema de Comercio de Emisiones) reducen la demanda de combustibles fósiles y aumentan el recurso a las energías renovables. El efecto del precio no está claro a priori: el precio antes de impuestos de la energía fósil podría disminuir, pero el precio después de impuestos podría ser más alto.

En tercer lugar, la innovación en tecnologías verdes podría hacer que las fuentes de energía más limpias estén más disponibles y sean más asequibles, reduciendo así la demanda de fuentes más contaminantes a través del «canal de innovación verde».[16]El aumento masivo de la instalación de bombas de calor en Europa en los últimos dos años para reemplazar las calderas de gas es un claro ejemplo de cómo las nuevas tecnologías pueden disminuir rápidamente la demanda de combustibles fósiles.[17]

La conclusión es que el efecto de la transición verde en los precios de los combustibles fósiles es ambiguo. Dependerá de qué canales prevalezcan, lo que está determinado en gran medida por los desarrollos tecnológicos y las políticas implementadas por los gobiernos a nivel mundial. Diferentes canales pueden tener efectos opuestos y dominar en diferentes puntos en el tiempo.

Las energías renovables y los efectos de la transición verde en los precios globales de la energía

El efecto de la transición verde en los precios generales de la energía también dependerá fundamentalmente de la disponibilidad y el precio de la energía renovable.

Los costos asociados con las energías renovables han ido disminuyendo. Ahora son más bajos que los de los combustibles fósiles. En 2020, las nuevas plantas de energía fotovoltaica y eólica terrestre a escala de servicios públicos fueron más baratas que las nuevas plantas de combustibles fósiles. En 2021, los costos de la energía eólica terrestre cayeron un 15% en comparación con 2020, mientras que los costos eólicos marinos y solares fotovoltaicos cayeron un 13%. A partir de 2022, el costo marginal de la nueva producción de energía solar se estimó en una cuarta parte del costo marginal de las plantas de gas existentes en Europa.[18]Y en la actual crisis energética, los precios mayoristas de la electricidad han sido más bajos cuando la generación de energía de la UE dependía más de la energía renovable que del gas.[19]

Por lo tanto, no solo es necesaria una reasignación de la producción y el consumo de energía de combustibles fósiles a energía renovable para alcanzar el objetivo de cero emisiones netas. Pero el menor costo de la energía renovable también puede ejercer una presión a la baja sobre los precios generales de la energía. De hecho, la UE ha decidido amortiguar el impacto del aumento de los precios de la electricidad en los hogares y las empresas imponiendo un límite temporal de ingresos a los productores con costes marginales más bajos. [20], que comprende principalmente productores de energía renovable y nuclear.

La expansión de la producción de energía renovable aumentaría la resistencia de la economía europea a los picos de precios de los combustibles fósiles y las interrupciones del suministro. Si bien las energías renovables también tienen algunos inconvenientes, como la intermitencia de su suministro y los insumos básicos requeridos durante la fase de construcción de la planta.[21], no utilizan más productos durante la vida útil de una instalación.[22]

¿Qué debemos esperar en medio de toda la incertidumbre?

Para evaluar los efectos de la transición verde en los precios de la energía en el futuro, organismos internacionales como el NGFS y la Agencia Internacional de Energía (AIE) han recurrido al análisis de escenarios. Me referiré a dos escenarios contrastantes.

El primero es un escenario ordenado que asume que se introduzcan inmediatamente políticas climáticas ambiciosas. Este escenario limita el calentamiento global a 1,5 ° C a través de políticas climáticas estrictas e innovación, alcanzando emisiones netas globales cero para 2050 en línea con el Acuerdo de París.[23]Sin embargo, requiere una acción política ambiciosa y un cambio tecnológico en todos los sectores de la economía.[24]El NGFS no proporciona información detallada y granular sobre el costo total de la producción de energía (incluso a partir de fuentes de energía renovables), lo que daría una imagen más completa. Pero sí proporciona estimaciones para el precio del petróleo, el gas y el carbón, que solo aumentaría moderadamente durante la próxima década en el escenario de cero emisiones netas (gráfico 3).[25]En particular, se prevé que los precios del petróleo aumenten en torno al 6% acumulativo de 2020 a 2030, lo que refleja el aumento de los costos de extracción.[26]Se espera que los precios del gas, a su vez, aumenten más rápido, ya que se espera que la demanda de gas se mantenga relativamente fuerte, aunque en términos anuales las magnitudes también están contenidas.[27]En un escenario similar construido por la AIE, los precios de los combustibles fósiles (excepto el gas) incluso disminuirían, ya que los canales que reducen la demanda dominan la dinámica de precios.[28]

Gráfico 3

Cambios proyectados en los precios de los combustibles fósiles antes de impuestos para 2030 en diferentes escenarios (porcentajes)

Fuentes: Network for Greening the Financial System (NGFS), Agencia Internacional de la Energía (AIE).

Notas: Cambios proyectados de 2020 a 2030 de los precios de los combustibles fósiles antes de impuestos. El escenario de cero emisiones netas es ambicioso y limita el calentamiento global a 1,5 °C, alcanzando emisiones netas cero para 2050. Las contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC) es un escenario menos ambicioso utilizado por NGFS que incluye todas las políticas climáticas comprometidas que conducen a aproximadamente 2.5 ° C de calentamiento global. El escenario de directivas declaradas (STEPS) se usa como el escenario de IEA más cercano al escenario NDC. Para los escenarios NGFS, se muestra el promedio de los tres modelos principales.

By contrast, the second NGFS scenario, referred to as “nationally determined contributions” (NDCs), assumes that only currently pledged climate change policies are implemented. This means that global efforts would be insufficient to halt significant global warming. Emissions would decline but lead nonetheless to at least 2.6 °C of warming associated with severe physical risks, setting the world on a “hothouse” path and failing to meet the climate goals of the Paris Agreement.[29] In this case, the NGFS foresees moderate increases in fossil fuel prices, while the IEA projects energy prices to increase more strongly in a similar scenario. This is because the demand for gas and oil is set to rise over the short run, and investment in renewables will fall short.

Estos resultados deben tomarse con una pizca de sal. De hecho, los escenarios NGFS aún no incorporan completamente la turbulencia actual del mercado del gas. En consecuencia, el cambio real en los precios puede diferir de las trayectorias proyectadas, al menos a corto plazo.[30]Además, la gama de resultados posibles es extremadamente amplia y refleja diferentes supuestos con respecto a las políticas, las preferencias de los consumidores, la innovación tecnológica, la evolución del mercado y otros aspectos.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) hace hincapié en que los efectos inflacionarios de la transición verde dependen fundamentalmente de las políticas adoptadas durante la transición. Aunque hay escenarios en los que la transición puede generar presiones inflacionarias leves, el FMI prevé que una transición dirigida a reducir las emisiones en un 25 por ciento de aquí a 2030[31]y donde un tercio de los ingresos generados por el aumento de los precios del carbono se destinaría a subvenciones ecológicas no daría lugar a ningún aumento sustancial de la inflación en la zona del euro en comparación con el valor de referencia.[32]Su análisis concluye que la transición a la energía limpia no tiene por qué ser inflacionaria y que retrasar la transición solo causaría un aumento de los costos.

En general, estos análisis confirman que los efectos de la transición verde en los precios de la energía no son unilaterales. La transición no debería conducir necesariamente a un aumento vertiginoso de los costos de la energía en el futuro, sino que bien puede tener el efecto contrario. Las consecuencias dependen fundamentalmente de la interacción entre los diferentes canales que impulsan la transición verde y de la acción política.

Por ejemplo, se requiere una inversión significativa en investigación e innovación a corto plazo para desarrollar soluciones tecnológicas y garantizar que los objetivos de descarbonización puedan cumplirse realmente. Si la transición se produce al ritmo requerido y está respaldada por las políticas adecuadas, es probable que se contengan las presiones al alza de los precios. Y al comparar el valor actual de los beneficios de menores emisiones con el valor actual de los costos de reducir nuestra dependencia de los combustibles fósiles y reemplazarlos con energía renovable, en realidad hay considerables beneficios netos. [33]

Papel limitado de los factores verdes en el actual shock de los precios de la energía

Permítanme ahora referirme al actual shock energético.

Después de meses de aumentos continuos, el precio del petróleo y el gas alcanzó máximos de varios años en el verano. Esto planteó la cuestión de si la transición verde había desempeñado un papel en estos aumentos. Para responderla, me apoyaré en estudios empíricos.[34], basándose en la amplia gama de literatura disponible sobre los impulsores de los precios del petróleo.[35]

Análisis recientes sugieren que la transición verde ha afectado la inversión en combustibles fósiles hasta cierto punto. Las expectativas sobre la transición pueden haber llevado a una menor inversión en el sector petrolero en los últimos años, probablemente porque ha hecho que sea más costoso atraer capital.[36]El impacto estimado de un shock similar en tamaño al Acuerdo de París sobre la inversión petrolera es, sin embargo, insignificante (entre uno y dos por ciento) y aumenta solo moderadamente durante un período más largo (gráfico 4, panel A).[37]

El riesgo de transición no ha dejado una marca notable en los precios del petróleo hasta ahora (gráfico 4, panel B). Esto es coherente con lo que he dicho antes. Diferentes canales de transmisión están en juego: la inversión en combustibles fósiles puede haberse reducido debido a la incertidumbre política y la menor demanda de este tipo de combustibles, pero estos canales de oferta y demanda tienen efectos opuestos en los precios. Por lo tanto, el impacto neto sobre los precios puede haber sido contenido o incluso anulado.

Gráfico 4

Efecto de la transición verde en los precios del petróleo

Fuentes: Cálculos de los expertos del BCE.

Notas: Panel A: efectos de un cambio en la proporción de artículos de noticias de transición verde a artículos publicados en general en los principales periódicos utilizando un marco de proyección local que verifica los choques de oferta y demanda de petróleo identificados. El impacto se reduce a la cobertura en artículos periodísticos como se observó durante la vigésimo primera sesión de la reunión de la Conferencia de las Partes (COP21) en París en diciembre de 2015, y el número de instalaciones internacionales de perforación petrolera se utiliza como un indicador de la inversión petrolera. Paneles B y C: las respuestas de impulso y la descomposición de la varianza del error de pronóstico se obtienen de un modelo BVAR mensual de petróleo en el que se identifica un shock de riesgo de transición además de la demanda de petróleo, la demanda específica de petróleo y los choques de oferta de petróleo utilizando restricciones de signo y narrativa. En el panel B, las respuestas impulsivas se escalan a un choque similar en tamaño al observado durante la reunión de la COP21 en París. El período de muestreo va desde octubre de 2013 hasta enero de 2022.

Los resultados sugieren que los shocks más «convencionales» de la demanda y la oferta de petróleo han sido probablemente los principales impulsores de los precios del petróleo hasta ahora (gráfico 4, panel C). Esto también es cierto para los altos precios del petróleo que vemos hoy: estos son el resultado de la recuperación posterior a la pandemia de la demanda de petróleo y la escasez en el lado de la oferta impulsada por razones distintas al cambio climático, como la producción gestionada de petróleo. [38]

Para los precios del gas en Europa, las interrupciones del suministro son aún mayores. Hay indicios de que incluso antes de invadir Ucrania, Rusia manipuló el suministro de gas al mercado europeo, cortando los flujos de gas y creando escasez e incertidumbre sobre los suministros futuros. Ya había menos gas ruso fluyendo a Europa en 2021 a pesar de los precios más altos del gas y la fuerte demanda (gráfico 5). La reducción de la oferta agotó las instalaciones de almacenamiento europeas a pesar de que existía el potencial de exportar más. Después de la invasión de Ucrania, los flujos de gas ruso a través de los principales gasoductos como Nord Stream 1 se redujeron aún más y finalmente se detuvieron por completo, lo que provocó que los precios del gas europeo aumentaran aún más.

Gráfico 5

Cortes en el suministro de gas ruso a la UE (en millones de metros cúbicos por día)

Fuentes: Bloomberg y cálculos del personal técnico del BCE.
Notas: El GNL incluye las entregas desde Rusia.

La última observación es para el 24 de octubre de 2022.

Las tensiones económicas, inflacionarias y políticas causadas por esta estrategia de suministro probablemente tenían dos objetivos: romper la unidad de Europa y debilitar su apoyo a las sanciones en vista de la invasión (planificada) de Ucrania por parte de Rusia, que comenzó en febrero de 2022. Estos objetivos no se lograron.

En cambio, grandes perturbaciones como esta deberían reforzar la determinación de la UE de acelerar la transición verde –en lugar de ralentizarla– y eliminar rápidamente su dependencia de los combustibles fósiles rusos.[39]Los considerables progresos realizados en la intensidad energética después de las crisis del petróleo a principios del decenio de 1970 nos dan motivos para ser optimistas de que se pueden lograr progresos similares en respuesta a la crisis actual.[40]

Implicaciones políticas: buscar una coincidencia divina

Para lograr una «coincidencia divina» en la que la reducción de la dependencia de los combustibles fósiles no se produzca a expensas de los precios más altos de la energía, las políticas públicas deberán tener éxito en la reducción de la intensidad energética, la protección de la seguridad energética y la financiación de la transición.

En primer lugar, las políticas tendrán que proporcionar incentivos para reducir la demanda de combustibles fósiles para un precio determinado después de impuestos.[41]Esto limitaría las presiones al alza sobre los precios de la energía durante la transición verde y, lo que es más importante, ayudaría a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. En la UE, el paquete Fit for 55 y el plan REPowerEU han planteado objetivos de eficiencia energética e incluyen medidas concretas para alcanzarlos. A corto plazo, los ministros de la UE han acordado reducciones voluntarias y obligatorias de la demanda de electricidad en respuesta a la crisis actual. Los resultados iniciales son alentadores. [42]

En segundo lugar, las políticas deben proteger la seguridad energética para contener la probabilidad de perturbaciones significativas de la inflación vinculadas a picos en el precio de los combustibles fósiles. Esto se coordina o se lleva a cabo mejor a nivel europeo, ya que las medidas nacionales para garantizar el suministro de energía y proteger a las empresas del impacto de los aumentos de precios podrían convertirse en políticas de empobrecer al vecino.

Las recientes iniciativas de la UE van en la dirección correcta. Por ejemplo, el Consejo de la UE ha acordado recaudar pagos de solidaridad de las empresas de combustibles fósiles para apoyar a los hogares y las empresas. La Comisión Europea ha propuesto compras conjuntas de gas para reforzar el poder de negociación de la UE a la hora de garantizar el suministro a todos los Estados miembros. También ha propuesto normas de solidaridad en caso de escasez de gas y está trabajando en una revisión de su marco de ayudas estatales. Por último, los ministros han acordado que el apoyo fiscal para amortiguar el impacto del aumento de los precios de la energía debe dirigirse a los hogares y las empresas más vulnerables, preservando al mismo tiempo las señales de precios y los incentivos para reducir el consumo de combustibles fósiles.

En tercer lugar, las políticas deben apoyar las inversiones necesarias en la transición verde. Según la AIE, la inversión en energía renovable debe triplicarse para fines de la década para abordar eficazmente el cambio climático y contener los precios de la energía.[43]Para la UE, reducir la dependencia de los combustibles fósiles rusos y alcanzar los objetivos climáticos requerirá invertir aproximadamente 500 000 millones de euros al año entre 2021 y 2030.[44]

Cerrar la brecha en la inversión verde requerirá la contribución del sector privado. Los incentivos pueden ofrecerse a través de esfuerzos regulatorios. Por ejemplo, la racionalización de los procesos de aprobación administrativa puede ayudar a acelerar los proyectos de energía renovable. En el ámbito de las finanzas sostenibles, el progreso en la adopción de divulgaciones climáticas puede contribuir significativamente a reducir el costo del capital para las inversiones ecológicas.[45],[46]

No obstante, el sector privado necesitará tiempo para adaptarse. También puede no invertir lo suficiente en proyectos verdes que tengan la característica de bienes públicos. Por lo tanto, debemos acelerar, mantener y proporcionar un respaldo para la transición verde a través de inversiones públicas. Como he argumentado anteriormente, estas inversiones serían financiadas de manera más eficaz y eficiente a nivel europeo que por los Estados miembros individuales.[47]Podrían, por ejemplo, adoptar la forma de un fondo de seguridad climática y energética de la UE destinado a apoyar la transición ecológica en los próximos años.

Conclusión

La transición verde a menudo se presenta como una amenaza para aspectos fundamentales de nuestra vida cotidiana, incluidas las oportunidades de crecimiento o el poder adquisitivo.

Esta narrativa negativa es injustificada. La coincidencia divina no es una quimera: más verde puede significar más barato. Esto depende fundamentalmente de las políticas que adoptemos.

Si se gestiona adecuadamente, la respuesta mundial a la crisis climática puede aumentar la productividad y el crecimiento a través de varios canales: mejorando la asignación de recursos, mejorando las condiciones sanitarias y estimulando el progreso tecnológico. [48]En estas condiciones, podemos colocar «… La acción climática en el centro de una nueva historia de crecimiento, impulsada por la inversión, la tecnología, la política y las finanzas”. [49]

Del mismo modo, la transición verde no tiene por qué conducir a una mayor inflación. De hecho, las políticas públicas apropiadas que comprimen la demanda de combustibles fósiles y estimulan la producción de fuentes de energía renovables más baratas pueden ayudar a contener las presiones inflacionarias e incluso pueden ayudar a reducir la inflación en comparación con una situación contrafáctica que no contiene estas políticas. En realidad, ya estamos utilizando el menor costo de la energía renovable para amortiguar el impacto del shock de los combustibles fósiles en los precios de la electricidad.

Los altos niveles de inflación energética que se observan actualmente no pueden atribuirse a la transición verde. Son principalmente el resultado de la manipulación del suministro de combustibles fósiles por parte de Rusia. Si la transición verde hubiera ocurrido antes, habría sido más fácil avanzar hacia nuestros objetivos climáticos y habríamos reducido nuestra exposición al actual shock energético y sus consecuencias inflacionarias. La economía europea habría sido más resistente a la actual crisis energética.

Para actuar sobre el cambio climático, los responsables políticos deben tomar medidas rápidas, audaces y ambiciosas que obtengan el apoyo de los ciudadanos. Este resultado solo puede obtenerse estableciendo una narrativa realista y positiva sobre la transición verde.[50]En particular, tenemos que asegurar a los ciudadanos que, con políticas bien diseñadas, la transición verde aumentaría –no disminuiría– sus oportunidades de empleo, la calidad de sus vidas y su poder adquisitivo. La situación contrafáctica sería peor, con la probable repetición del tipo de crisis que estamos viviendo actualmente.

Al dar forma a esta narrativa y tomar medidas políticas, un enfoque europeo redunda en nuestro interés colectivo. Es más probable que las políticas comunes reduzcan la intensidad energética necesaria, protejan nuestra seguridad energética y financien las inversiones necesarias. La unidad nos hace más fuertes cuando enfrentamos choques y nos da una mayor influencia en la determinación de nuestro futuro climático y energético.

  1. Me gustaría dar las gracias a Ine Van Robays, Fabio Tamburrini y Jean-Francois Jamet por su ayuda en la preparación de este discurso y a Jakob Adolfsen, Juliette Desloires, Donata Faccia, Francesco Drudi, Alessandro Giovannini, Miles Parker, Laura Parisi y Lucas ter Braak por sus aportaciones y comentarios.
  2. Los combustibles fósiles son el carbón, el petróleo y el gas natural. La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) los define como «depósitos geológicos combustibles enterrados de materiales orgánicos, formados a partir de plantas y animales en descomposición que se han convertido en petróleo crudo, carbón, gas natural o petróleo pesado por exposición al calor y la presión en la corteza terrestre durante cientos de millones de años».
  3. La quema de carbón, petróleo (incluida la gasolina) y gas natural para generar energía libera carbono que se oxida en dióxido de carbono en la atmósfera. Al aumentar la concentración de gases de efecto invernadero que atrapan el calor en la atmósfera, los combustibles fósiles contribuyen al cambio climático.
  4. Este número se basa en un promedio de los tres modelos NGFS utilizados para el análisis de escenarios, y los modelos indican una reducción requerida en la proporción de combustibles fósiles a entre 24% y 39% para el consumo mundial de energía primaria. Para la UE, la combinación energética media en los tres modelos NGFS se basa en diferentes definiciones de la UE: EU28 para el modelo REMIND-MAgPIE, EU15 para el modelo de evaluación del cambio global y Europa occidental para el modelo MESSAGEix-GLOBROM. Según la Agencia Internacional de Energía (AIE), la proporción del consumo final mundial de energía debe disminuir a poco menos del 20 por ciento para 2050. En escenarios de cero emisiones netas, el uso de combustibles fósiles no cae a cero en 2050. Todavía se proyecta que los combustibles fósiles se utilizarán para producir bienes no energéticos, en plantas con captura de carbono y en sectores donde las emisiones son especialmente difíciles de reducir. Se supone que todas las emisiones restantes en 2050 se compensarán con emisiones negativas en otros lugares.
  5. Las políticas actuales están significativamente por debajo de alcanzar los objetivos del Acuerdo de París. Proyecciones proporcionadas por el Rastreador de Acción Climática indican que se prevé que las políticas actuales den lugar a un calentamiento de unos 2,7 °C por encima de los niveles preindustriales. Las contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC) prometidas por los países en virtud del Acuerdo de París limitarían el calentamiento a 2,4 ° C. Según el NGFS, el escenario de políticas actuales conduce a un aumento de la temperatura superior a 3 ° C y a impactos severos e irreversibles.
  6. Como Fatih Birol, Director Ejecutivo de la Agencia Internacional de Energía (AIE), argumentó recientemente: «Cuando las personas culpan engañosamente a las políticas de energía limpia y clima por la crisis energética actual, son […] alejando el foco de atención de los verdaderos culpablesla crisis del suministro de gas y Rusia«. Birol, F. (2022), «Tres mitos sobre la crisis energética mundial«,Financial Times, septiembre.
  7. Otros factores contribuyeron a garantizar que el mercado se mantuviera ajustado (por ejemplo, la reducción significativa de la producción nuclear de Francia, la falta de viento a principios de 2022 y la reducción de la producción hidroeléctrica debido a la sequía durante el verano), lo que magnificó el efecto sobre los precios de la reducción en el suministro de energía de Rusia.
  8. La decisión de los miembros de la OPEP + de reducir la producción de petróleo en respuesta a la pandemia y los repetidos déficits en varios países productores de petróleo desempeñaron un papel importante en el aumento de los precios del petróleo. Los trabajos de mantenimiento contribuyeron a la escasez de suministro de gas antes de la invasión rusa de Ucrania. Véase Kuik, F., Adolfsen, J.F., Lis, E.M. y Meyler, A. (2022), «Evolución de los precios de la energía dentro y fuera de la pandemia de COVID-19, desde los precios de los productos básicos hasta los precios al consumidor» y Adolfsen, J.F., Kuik, F., Lis, E.M. y Schuler, T. (2022), «El impacto de la guerra en Ucrania en los mercados energéticos de la zona del euro«,Boletín Económico, número 4, BCE.
  9. Sharma, R. (2021), «‘Greenflation’ amenaza con descarrilar la acción contra el cambio climático«,Financial Times, agosto.
  10. Si bien me centro aquí en los riesgos relacionados con la transición hacia una economía más verde (los llamados riesgos de transición), los riesgos físicos que se derivan de eventos climáticos como sequías, tormentas e inundaciones también pueden dar forma a la dinámica de los precios. Véase Drudi, F. et al. (2021), «Cambio climático y política monetaria en la zona del euro«, Report of the Eurosystem working stream on climate change and monetary policy, BCE Occasional Paper Series, nº 271, septiembre.
  11. Este canal también se describe en Schnabel, I. (2022), «Una nueva era de inflación energética: climaflación, fosilflación y greenflation«, discurso pronunciado en la XXII Conferencia The ECB and its Watchers, marzo.
  12. Si los productores de combustibles fósiles esperan que la demanda de combustibles fósiles disminuya en el futuro debido a la transición verde, podrían extraer tantas reservas de combustibles fósiles como puedan en el corto plazo cuando la demanda de sus productos básicos sigue siendo alta. Una mayor producción a su vez ejercerá una presión a la baja sobre los precios de los combustibles fósiles.
  13. Las tecnologías de captura, utilización y almacenamiento de carbono (CCUS) eliminan el carbono capturando dióxido de carbono (CO₂) de la generación de energía o instalaciones industriales, o directamente de la atmósfera, y comprimiéndolo y transportándolo para ser utilizado o almacenado. El despliegue de CCUS ha ido ganando impulso en los últimos años, pero según la AIE, aún se necesita un progreso considerable para alcanzar las emisiones netas cero para 2050.
  14. Cálculos propios basados en Bernstein Research y S&P Global Mobility.
  15. La UE tiene un sistema de fijación de precios del carbono conocido como el Régimen de Comercio de Derechos de Emisión de la UE (ETS). Se trata de un sistema de límites máximos y comercio puesto en marcha en 2005, que limita las emisiones de unas 10.000 instalaciones de generación de electricidad y calor, de unos pocos sectores manufactureros y de las compañías aéreas que operan entre los países participantes (Estados miembros de la UE más Islandia, Liechtenstein y Noruega). A partir de 2021, cubrió alrededor del 40 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero en la UE. Actualmente se está negociando una revisión del RCDE UE. El objetivo es alinearlo con el nuevo objetivo climático de la UE de reducir las emisiones netas de gases de efecto invernadero en un 55 por ciento en comparación con los niveles de 1990 para 2030. La revisión propuesta aumentaría el ritmo de reducción de las emisiones, pondría fin a la asignación gratuita de derechos de emisión, ampliaría el ámbito de aplicación del RCDE existente para incluir el transporte marítimo y establecería un nuevo RCDE separado para las emisiones en el transporte por carretera y los edificios. Además del RCDE UE, algunos países de la UE (por ejemplo, Finlandia y Alemania) tienen impuestos explícitos sobre el carbono para los sectores cubiertos por el RCDE UE.
  16. Important progress in clean energy innovation has been made in recent years globally, such as research and development in low-emission hydrogen-based steelmaking and lithium-free batteries. However, we need to significantly increase innovation in green technologies to reach net-zero emissions by 2050. International Energy Agency (2022), “Clean Energy Innovation”, September.
  17. According to the European Heat Pump Association (EHPA), the heat pump market grew by more than 34 per cent in 2021, surpassing 2 million units sold per year for the first time. Preliminary data from Germany and Poland suggest that this growth has further accelerated in 2022. Heat pumps have the potential to deliver large-scale reductions in carbon emissions from building heat. They use electricity to move heat from outside air, water or ground to a building’s interior and to heat water. This process is up to four times more efficient than gas boilers. Furthermore, if the electricity used to drive the compressor is produced from low-carbon sources, nearly all the useful heat becomes low-carbon.
  18. Source: International Renewable Energy Agency.
  19. Source: IEA’s World Energy Outlook 2022.
  20. “Inframarginal” electricity producers. “Council agrees on emergency measures to reduce energy prices”, press release, Council of the European Union, September 2022. EU Ministers agreed to cap the revenue of inframarginal producers at €180 per MWh.
  21. Such as lithium and cobalt for wind turbines.
  22. Además, la innovación, la diversificación y la sustitución de insumos pueden reducir los riesgos asociados con el uso de insumos básicos para la construcción de centrales eléctricas de energía renovable. Véase Huber, S.T. y Steininger, K.W. (2022), «Problemas críticos de sostenibilidad en la producción de generación de electricidad eólica y solar, así como instalaciones de almacenamiento y posibles soluciones«, Journal of Cleaner Production, Volumen 339, marzo.
  23. Dadas las medidas de emergencia adoptadas para sustituir parcialmente el suministro de gas con el fin de hacer frente a la actual crisis energética, la consecución de estos objetivos requerirá una ambición aún mayor en el futuro.
  24. Los escenarios NGFS tienden a enfatizar la importancia de descarbonizar el suministro de electricidad, aumentar el uso de electricidad, aumentar la eficiencia energética y desarrollar nuevas tecnologías para abordar las emisiones difíciles de reducir.
  25. Los escenarios NGFS se toman del Explorador de escenarios NGFS Fase 3. Véase también NGFS (2022), «Base de datos de escenarios climáticos: documentación técnicaV3.1″, septiembre. Estas respuestas de precios proyectadas representan promedios en los tres modelos principales empleados por el NGFS. Los resultados pueden diferir dependiendo del modelo utilizado.
  26. El impacto de la evolución de las energías renovables sólo se tiene en cuenta parcialmente en estas estimaciones. Los modelos utilizados por el NGFS capturan el hecho de que más energías renovables significan un uso más lento del petróleo, y esto a su vez disminuye los precios del petróleo. Sin embargo, los desarrollos potenciales en el mercado de las energías renovables se excluyen con fines de simplificación.
  27. Para los precios del gas, las diferencias regionales juegan un papel más importante en la determinación del precio promedio global. La reducción en el uso de gas y petróleo hasta 2030 en el escenario NGFS neto cero es comparable entre los modelos de evaluación integrada, con la excepción del modelo para alternativas de sistemas de suministro de energía y sus impactos ambientales generales (MESSAGE) para el cual la reducción de petróleo es significativamente mayor.
  28. Los escenarios de la AIE se basan en las Perspectivas Energéticas Mundiales 2022. Para facilitar la comparación con los escenarios NGFS, 2020 también se toma como punto de partida de referencia para los escenarios de la AIE, con los valores de 2020 tomados del informe World Energy Outlook de la AIE de 2021. La AIE utiliza modelos de subsectores, mientras que el NGFS utiliza una representación más simplificada de los mercados de combustibles fósiles.
  29. De los escenarios NGFS, este es el escenario NDC que incluye todas las políticas comprometidas, incluso si aún no se han implementado. Este escenario asume una ambición climática moderada y heterogénea que conduce a aproximadamente 2,5 ° C de calentamiento global. Este escenario NDC coincide con el escenario de políticas declaradas de la AIE (STEPS).
  30. Los últimos escenarios NGFS de la Fase III de septiembre de 2022 no incluyen ninguna actualización mecánica específica para tener en cuenta la invasión rusa de Ucrania, ya que las consecuencias aún no están claras y, por lo tanto, son difíciles de modelar. Esto se reflejará mejor en la próxima iteración, los escenarios NGFS de la Fase IV que se publicarán en 2023.
  31. En comparación, el marco legislativo revisado de la UE en materia de clima y energía (paquete «Fit for 55») ha establecido el objetivo de reducir las emisiones netas de gases de efecto invernadero en al menos un 55 % para 2030 en comparación con los niveles de 1990. Esto implica una reducción adicional de estas emisiones del 40% en comparación con los niveles de 2019.
  32. Véase el gráfico 3.4 del capítulo 3 delInforme Perspectivas de la economía mundialde octubre de 2022. El FMI también muestra que las opciones de política que no utilizan los ingresos para subsidiar a los sectores de bajas emisiones, sino que reducen los impuestos sobre la renta del trabajo o proporcionan subsidios no específicos a las empresas implicarían entre 0,1 y 0,2 puntos porcentuales adicionales de inflación anual en la zona del euro en comparación con el escenario de referencia.
  33. Adrian, T., Bolton, P. y Kleinnijenhuis, A.M. (2022), «El Gran Arbitraje de Carbono«,Documento de trabajo,n.º 2022/107, Fondo Monetario Internacional, junio; y Way, R., Ives, M.C., Mealy, P. y Doyne Farmer, J. (2022), «Previsiones tecnológicas empíricamente fundamentadas y la transición energética«,Joule, Volumen 6, Número 9, pp. 2057-2082.
  34. Se combinan varios enfoques para este análisis: un indicador de texto basado en artículos de periódicos se construye como un proxy para el riesgo de transición verde. Luego se utiliza en un marco de proyecciones locales y un modelo de autorregresión vectorial bayesiana (BVAR). El proxy para el riesgo de transición es un indicador basado en texto que mide la proporción de artículos que mencionan términos relacionados con la transición verde en un conjunto de periódicos, similar en enfoque a Bua et al. (2022), «Transición frente a la fijación de precios del riesgo climático físico en los mercados financieros europeos: un enfoque basado en textos«,Working Paper Series,nº 2677, BCE, julio; y Engle et al. (2020), «Hedging Climate Change News», TheReview of Financial Studies, Volumen 33, Número 3, pp. 1184-1216. Luego se utiliza un marco de proyecciones locales para medir el impacto de las noticias de transición verde en el número de instalaciones internacionales de perforación petrolera como un proxy de la inversión petrolera global. Finalmente, para determinar la importancia relativa del riesgo de transición para los precios del petróleo y la producción mundial de petróleo en comparación con la dinámica convencional de la demanda y la oferta de petróleo, se establece un modelo BVAR en el que los shocks de riesgo de transición se identifican a través del proxy basado en texto y una combinación de restricciones de signos y narrativas. Como siempre, el enfoque de modelado está sujeto a advertencias e incertidumbres.
  35. Véase, por ejemplo, Peersman. G, y Van Robays, I (2009), «Oil and the Euro Area Economy», Economic Policy, volumen 24, pp. 603-651; y Baumeister, C. y Hamilton, J.D. (2019), «Structural Interpretation of Vector Autoregressions with Incomplete Identification: Revisiting the Role of Oil Supply and Demand Shocks», American Economic Review, Volumen 109, Número 5, pp. 1873-1910.
  36. El costo del capital de mercado para financiar proyectos de inversión es más alto para las compañías de petróleo y gas, lo que refleja principalmente la creciente cuña en el costo del capital. La investigación ha demostrado que los inversores del mercado de valores están más preocupados por los riesgos relacionados con el clima en comparación con los inversores en los mercados de deuda y tienden a empujar a las industrias intensivas en carbono hacia el uso de tecnologías más ecológicas. De Haas, R. y Popov, A. (2019), «Finanzas y emisiones de carbonoWorking Paper Series», nº 2318, BCE, septiembre. A pesar de la mayor rentabilidad del sector de la energía de combustibles fósiles en la coyuntura actual, la AIE señala que los altos niveles de incertidumbre política, las dificultades para obtener financiación y una renuencia general a comprometer grandes cantidades de capital limitan la capacidad de respuesta de la inversión en combustibles fósiles a precios más altos. Ver el artículo de la AIE «Inversión mundial en energía 2022» para más detalles.
  37. Existe evidencia mixta sobre el efecto de la transición verde en la inversión en combustibles fósiles. Si bien la AIE argumenta que las promesas netas cero hasta ahora no se han correlacionado con el gasto en combustibles fósiles (ver elPerspectivas Energéticas Mundiales 2022), el FMI ha encontrado un impacto significativo de la transición verde en la inversión de las compañías de petróleo y gas, aunque el impacto posterior al Acuerdo de París sigue siendo menos importante que el efecto de los precios más bajos del petróleo en el mismo período (véase elPerspectivas de la economía mundial 2022).
  38. En respuesta a la pandemia, la OPEP + redujo la producción para apoyar los precios del petróleo y, después de restaurar gradualmente el suministro de petróleo a los niveles anteriores a la pandemia, lo redujo nuevamente más recientemente. La invasión rusa de Ucrania ha agravado la escasez de suministro.
  39. Si bien a corto plazo los países europeos han tratado de compensar la pérdida de gas ruso con otros combustibles fósiles, como el carbón y el gas natural licuado (GNL), el shock energético también es un importante acelerador de los planes para reducir la intensidad energética y aumentar la participación de las energías renovables en Europa. El sector privado ha adoptado planes para aumentar la eficiencia energética y la proporción de energías renovables: reducir los costos de energía se ha convertido en una prioridad para las empresas y los hogares, mientras que los precios más altos de la electricidad significan que es más rápido alcanzar el punto de equilibrio en las inversiones en centrales eléctricas que no dependen de combustibles fósiles. El sector público también ha adoptado planes similares: el plan REPowerEU de la Comisión Europea se ha diseñado en respuesta a la guerra con el fin de acelerar la transición verde y reducir la dependencia de la UE de los combustibles fósiles rusos.
  40. El consumo de petróleo como porcentaje de la combinación energética total cayó casi un 12% en la UE-27 y un 7% a nivel mundial en los 10 años posteriores a la crisis del petróleo de 1973 (véaseBP Statistical Review of World EnergyyNuestro mundo en datospara más información).
  41. Este objetivo podría lograrse, por ejemplo, facilitando la aparición de soluciones de movilidad y mejoras en el entorno construido que permitan ahorrar energía y reducir las emisiones de carbono a lo largo del ciclo de vida de los medios de transporte y los edificios.
  42. El análisis preliminar de la Comisión Europea muestra que en agosto y septiembre el consumo de gas de la UE sería alrededor de un 15% inferior al promedio de los cinco años anteriores.
  43. AIE (2021), «Perspectivas Energéticas Mundiales 2021«, octubre.
  44. Esta cifra se eleva a más de 1,2 billones de euros si se consideran también las necesidades de inversión en el sector del transporte. Comisión Europea (2021), «Documento de trabajo de los servicios de la Comisión: Informe de evaluación de impacto«, julio; y Comisión Europea (2022), «Hacia una economía verde, digital y resiliente: nuestro modelo europeo de crecimiento«, marzo. Véase también Panetta, F. (2022), «Invertir en el futuro de Europa: argumentos a favor de un replanteamiento«, discurso pronunciado en el Istituto per gli Studi di Politica Internazionale, noviembre.
  45. Ejemplos de tales esfuerzos regulatorios en el área de finanzas sostenibles incluyen el progreso en la adopción de divulgaciones climáticas y los esfuerzos para reducir el lavado verde. Véase Panetta, F. (2021), «Finanzas sostenibles: transformar las finanzas para financiar la transformación», discurso de apertura en el 50 aniversario de la Associazione Italiana per l’Analisi Finanziaria, enero.
  46. Las medidas que el BCE anunció a principios de julio también pueden ayudar a canalizar la financiación hacia proyectos más sostenibles al incorporar el cambio climático en sus compras de bonos corporativos, el marco de garantías y la gestión de riesgos. Véase «El BCE toma nuevas medidas para incorporar el cambio climático en sus operaciones de política monetaria«, comunicado de prensa, BCE, 4 de julio de 2022. Paralelamente, la Supervisión Bancaria del BCE ha situado los riesgos relacionados con el clima en el centro de sus actividades, instando a las entidades de crédito a mejorar la forma en que gestionan y divulgan los riesgos climáticos y medioambientales a la luz de los resultados de la prueba de resistencia del riesgo climático supervisora del BCE. Véase «Las entidades de crédito deben centrarse más en el riesgo climático, según muestra una prueba de resistencia supervisora del BCE«, comunicado de prensa, BCE, 8 de julio de 2022.
  47. Determinadas inversiones en la entrega de bienes públicos de la UE se proporcionarían de manera más eficaz o eficiente a nivel de la UE. Hay razones de peso para que las inversiones en mitigación del cambio climático y seguridad energética entren en esta categoría, dado el limitado margen de acción individual y la naturaleza transfronteriza de la cuestión. Panetta (2022), op. cit.
  48. Terzi. A (2022), «Growth for Good«, Harvard University Press.
  49. Stern, N. y Lankes, H.P. (2022), «Colaborar y cumplir con la acción climática a través de un Club Climático«, London School of Economics, octubre.
  50. Lagarde, C. (2021), «Trazando un curso para la acción climática«, Blog del BCE, noviembre. Véase también Heemskerk, I., Nerlich, C. y Parker M. (2022), «Bajar la temperatura: cómo la transición verde apoya la estabilidad de precios«, Blog del BCE, noviembre.

Temas relacionados

Publicado originalmente: https://www.ecb.europa.eu/press/key/date/2022/html/ecb.sp221116~c1d5160785.en.html

Los criptoactivos y sus riesgos para la estabilidad financiera


Informe de la AEVM sobre tendencias, riesgos y vulnerabilidades Análisis de riesgos

Estabilidad financiera

Los criptoactivos y sus riesgos para la estabilidad financiera

Contacto: claudia.guagliano@esma.europa.eu; steffen.kern@esma.europa.eu

Resumen

Los criptoactivos han ganado cada vez más atención debido a su rápido crecimiento y también lo ha hecho el interés en torno a sus implicaciones para el sistema financiero tradicional, incluida la estabilidad financiera. La AEVM ha estado siguiendo de cerca estos desarrollos durante varios años, incluso debido a sus riesgos para la protección de los consumidores, y describe en este artículo la comprensión más reciente de los riesgos de los criptoactivos y los canales de transmisión a los mercados financieros. Mientras que algunas fuentes de riesgo son bien entendidas desde los mercados tradicionales, otras son novedosas y están vinculadas al diseño del producto, el desarrollo tecnológico o las complejas infraestructuras construidas en torno a los criptoactivos. Encontramos que, en la actualidad, los criptoactivos siguen siendo pequeños en tamaño y sus interrelaciones con los mercados tradicionales son limitadas. En el futuro, esta situación puede cambiar ya que el crecimiento del mercado puede ocurrir repentinamente y la transmisión del riesgo es posible a través de varios canales. Se requiere un seguimiento continuo del mercado de criptoactivos y su interconexión con el sistema financiero en general para evaluar oportunamente las nuevas amenazas emergentes, mientras que las regulaciones como la propuesta de la UE «Mercados de criptoactivos» (MiCA) deben implementarse rápidamente para mitigar los riesgos ya identificados.

Introducción

Desde la publicación del documento técnico de Bitcoin (BTC) en 2008, el mercado de criptoactivos se ha convertido en un sistema vasto e inherentemente global de más de 20,000 monedas, con características que se asemejan cada vez más a los mercados e infraestructuras financieras tradicionales.

Después de un período sostenido de creciente conciencia y adopción de criptoactivos, el deterioro de las condiciones macroeconómicas ha oscurecido las perspectivas del mercado en los últimos meses. El aumento de la inflación y el final de la era de los bajos tipos de interés han socavado el sentimiento de los inversores, que antes era alcista, causando una venta masiva dramática en el mercado de criptoactivos. Para julio de 2022, el mercado se había derrumbado en más del 60% en solo medio año, lo que demuestra su ciclicidad y alta volatilidad.

A pesar de la venta masiva, la continua popularidad de los criptoactivos, sobre todo entre los inversores minoristas, su tamaño, características en constante evolución y crecientes interrelaciones con el sistema financiero son una fuente de preocupación para los reguladores a nivel mundial.

Este artículo:

a) identifica los riesgos en el mercado de criptoactivos (que podrían servir como fuentes de inestabilidad financiera); y

b) analiza las interrelaciones con los mercados tradicionales (es decir, los canales de transmisión que podrían crear riesgos de contagio).

Comienza con: (i) una visión general de la evolución reciente del mercado; continúa con ii) el análisis de fuentes específicas de riesgo; junto con (iii) posibles canales de transmisión a los mercados financieros tradicionales; (iv) esboza nuestro enfoque para monitorear los riesgos en el mercado; y v) ofrece una breve reseña de las respuestas reglamentarias; seguido de vi) observaciones finales.

Para evaluar los riesgos de estabilidad financiera relacionados con los criptoactivos presentados en este artículo, nos inspiramos en los criterios desarrollados por el Consejo de Estabilidad Financiera (CEF). Los criterios más relevantes incluyen:

i)  tamaño (es decir, tamaño del mercado criptográfico en relación con el mercado tradicional); y

(ii) interconexión (es decir, las interrelaciones directas e indirectas entre los diversos componentes de la criptografía y el sistema financiero tradicional).

Un tercer criterio del FSB, la sustituibilidad (es decir, la capacidad de reemplazar funciones o infraestructuras críticas), en este momento no será central para nuestro análisis, dado que los criptomercados aún se encuentran en un estado incipiente y no forman parte de funciones críticas para el sistema financiero en su conjunto. No obstante, es probable que los problemas de sustituibilidad se desarrollen a medida que estos mercados crezcan y pueden merecer una atención específica en el futuro (Fondo Monetario Internacional, Banco de Pagos Internacionales (BPI) y FSB, 2009) ( 6 ).

También recurrimos al FSB para la definición de criptoactivos, es decir, «un tipo de activo digital del sector privado que depende principalmente de la criptografía y el libro mayor distribuido o tecnología similar» (FSB, 2022). Esta amplia definición abarca una amplia variedad de criptoactivos, que van desde «tokens nativos» (por ejemplo, Bitcoin o Ether) y las llamadas «monedas estables» (por ejemplo, Tether o USD-Coin) hasta «tokens de seguridad» y «tokens no fungibles» (NFT), todos ellos con diferentes características y, por lo tanto, diferentes implicaciones para el sistema financiero tradicional, incluida su estabilidad. Nos centraremos en los tokens nativos y las llamadas stablecoins que no califican como instrumentos financieros MiFID o dinero electrónico, ya que actualmente representan la mayor parte del mercado con diferencia.

Un mercado volátil y en rápido movimiento

Al considerar todo el alcance del desarrollo de criptoactivos en la última década, está claro que el mayor crecimiento, tanto en términos de valoraciones como de número de monedas en circulación, se ha producido durante los últimos 5 años. En el último ciclo de 2020 al 1T22, los precios de los criptoactivos se dispararon, impulsados por un alto grado de especulación y el temor a perderse entre los consumidores «ricos en efectivo». Los criptoactivos alcanzaron una valoración combinada de alrededor de 2,5 billones de euros en noviembre de 2021, marcando un nuevo máximo histórico, equivalente a cinco veces el máximo anterior en 2018. Sin embargo, desde entonces, el mercado ha sufrido una recesión, intensificada por colapsos de alto perfil de una gran plataforma de préstamos y monedas estables, arrastrando la capitalización total del mercado a 1 billón de euros a partir de julio de 2022 (gráfico 1). Incluso en su punto máximo, la criptocapitalización se mantuvo en solo el 1 % de la capitalización combinada de los mercados mundiales de acciones y bonos (Kolchin, Podziemska y Hadley, 2022), lo que subraya la relevancia hasta ahora limitada para la estabilidad financiera en general.

Dentro del mercado de criptoactivos, las llamadas monedas estables se han establecido recientemente como una clase distinta, con una valoración combinada que creció de aproximadamente 5.000 millones de euros en 2020 a 152.000 millones de euros en julio de 2022 (+ 3.000 %), cinco veces más rápido que el crecimiento general del mercado de criptoactivos (+ 600 %). Las llamadas monedas estables han ganado popularidad debido a su promesa de superar las volatilidades históricamente extremas de los criptoactivos al vincular sus precios a un valor subyacente, como el dólar estadounidense (USD) o una canasta de criptoactivos, supuestamente haciéndolos comparativamente más adecuados para almacenar valor digitalmente sin convertirlos a fiat. Esto ha permitido que las denominadas monedas estables se conviertan en un componente muy discutido del mercado de criptoactivos, al tiempo que crea nuevos vínculos con el sistema financiero convencional (por ejemplo, a través de la tenencia directa de valores tradicionales).

Junto con el aumento de las capitalizaciones y la emisión de nuevos tipos de tokens, ha habido un aumento correspondiente en los volúmenes de negociación, reforzado por la aparición de plataformas especializadas de negociación de criptoactivos con tamaños y volúmenes que ahora rivalizan con algunos de los mercados establecidos más pequeños. A modo de comparación, la Bolsa de Nueva York y Binance (las plataformas de negociación más grandes en el mercado de valores y el mercado de criptoactivos por volumen) registraron volúmenes anuales totales de negociación al contado de 35 billones de euros y 8 billones de euros, respectivamente, hasta julio de 2022. Pero la diferencia clave es que la mayoría de las plataformas de negociación que se encuentran en los criptomercados operan fuera de cualquier supervisión regulatoria.

Un desarrollo notable es el crecimiento de las finanzas descentralizadas (DeFi), comúnmente definidas como «la provisión de productos, servicios, arreglos y actividades financieras que utilizan tecnología de contabilidad distribuida para desintermediar y descentralizar los ecosistemas heredados al eliminar la necesidad de algunos intermediarios financieros tradicionales e instituciones centralizadas». DeFi pretende efectivamente permitir que las personas y las empresas realicen transacciones financieras sin intermediarios aprovechando las tecnologías de contabilidad distribuida (DLT). Las aplicaciones más desarrolladas por DeFi a día de hoy son los intercambios descentralizados (DEX) y las plataformas de préstamos descentralizadas. Una métrica clave para evaluar el tamaño de DeFi es el valor total bloqueado (TVL), que refleja el capital comprometido con esos protocolos. A partir de julio de 2022, TVL se sitúa en torno a los 60.000 millones EUR, lo que equivale al 7,5 % del mercado general de criptoactivos.

Además, hemos observado un uso creciente de derivados de criptoactivos. Los futuros cotizados y las opciones sobre criptoactivos están disponibles en bolsas reguladas como la Bolsa Mercantil de Chicago (CME) o la Bolsa Intercontinental (ICE), pero la mayoría de los volúmenes de derivados se tramitan en plataformas de negociación de criptoactivos no reguladas.

La inteligencia de mercado también apunta a una creciente adopción por parte de los inversores institucionales, aunque los datos confiables son escasos y en su mayoría se basan en encuestas.

Riesgos estructurales en los mercados de criptoactivos

En esta sección, identificamos los riesgos encontrados en los criptomercados, incluido el uso de criptoactivos en aplicaciones financieras y sus infraestructuras asociadas. Clasificamos estos riesgos en:

i)  los riesgos financieros tradicionales, que son similares a los que se encuentran en los mercados financieros establecidos, aunque pueden tomar formas algo diferentes o exacerbarse en los mercados de criptoactivos; y

ii) los riesgos que son nativos de los criptoactivos (es decir, derivados de las propiedades únicas de los libros de contabilidad distribuidos y la capa de aplicación construida sobre ellos).

Riesgos financieros tradicionales

Muchos criptoactivos no tienen valor tangible, contrariamente a los valores tradicionales, como acciones o bonos, que otorgan a los titulares derechos sobre flujos de efectivo futuros o reclamaciones sobre activos de la empresa en caso de liquidación. Como resultado, la mayoría de los criptoactivos son altamente especulativos, lo que significa que su valor depende exclusivamente de la dinámica de la oferta y la demanda. Los mercados especulativos tienden a ser volátiles (predominantemente impulsados por noticias e indicadores técnicos en lugar de fundamentales), susceptibles a la manipulación o el fraude y, a menudo, facilitan la aparición de burbujas que eventualmente pueden estallar, causando una gran redistribución de la riqueza.

Para agravar la especulación en los mercados de criptoactivos, se encuentran agresivas campañas de marketing dirigidas al público, incluidos los inversores minoristas menos sofisticados, en algunos casos anunciando rendimientos anuales de hasta el 20 % (Shen, 2022). Las criptoempresas también han promovido productos cada vez más complejos, a menudo sin revelar adecuadamente los riesgos y con poca responsabilidad por hacer declaraciones engañosas. La advertencia conjunta de la ESA de marzo de 2022 no solo alertó a los consumidores sobre la naturaleza especulativa de muchos criptoactivos, sino también sobre los riesgos de publicidad engañosa, incluso a través de las redes sociales y personas influyentes.

Otro factor detrás de la especulación es el apalancamiento, que es accesible para los inversores minoristas a través de cuentas de margen en intercambios de criptoactivos, derivados tradicionales (especialmente futuros, opciones o contratos por diferencia) y a través de derivados especiales de criptoactivos (es decir, contratos perpetuos conocidos como «tokens apalancados»). La mayoría de las principales bolsas de criptoactivos permiten a los inversores realizar inversiones excesivamente grandes en comparación con su base de capital (hasta 125 ×) y, por lo tanto, asumir riesgos que exceden su capacidad para seguir siendo solventes (Tabla 1).

Muchos de los mismos intercambios ofrecen tokens apalancados, que según ellos brindan el mismo potencial de rendimientos descomunales con menor riesgo de liquidación que el apalancamiento tradicional.

Muchos de los mismos elementos se reflejan «en cadena» en el contexto de DeFi (es decir, con transacciones registradas en la cadena de bloques y liquidadas en tiempo real). Aunque los préstamos con garantía excesiva (generalmente entre el 110% y el 150% del valor de la deuda) son la norma en la mayor parte de DeFi, se puede acceder al apalancamiento en cadena a través de una variedad de métodos con pocos (si es que hay alguno) guardianes. Por ejemplo, ciertos protocolos ofrecen los mismos derivados y productos de opciones que se encuentran en los intercambios centralizados fuera de la cadena. Han surgido otras innovaciones, como la «agricultura de rendimiento apalancada», que permite a los usuarios complementar su liquidez depositada en un protocolo DeFi con liquidez prestada a ratios de garantía más bajos de otros protocolos.

Riesgos nativos de los criptoactivos

El seudónimo que prevalece en los mercados de criptoactivos hace que sea prácticamente imposible evaluar la solvencia o las exposiciones agregadas de los participantes. El seudónimo se refiere a la cadena de letras y números que constituyen las «claves públicas» de las billeteras de autocustodia que a menudo no requieren que se cree ningún procedimiento de conocimiento del cliente. Del mismo modo, las concentraciones de tenencias de activos son difíciles de identificar porque la misma persona o entidad puede poseer varias carteras seudónimas (lo que hace que su saldo total sea imposible de rastrear). Las estimaciones sugieren que existe una desigualdad significativa en la distribución de determinados activos (es decir, el 2 % de los monederos poseen el 94 % de todos los bitcoins), lo que tiene implicaciones en términos de liquidez pero también de integridad del mercado (es decir, en el caso de grandes órdenes que distorsionan la formación de precios). En términos más generales, la actual falta de transparencia y de datos fiables para evaluar las exposiciones y los riesgos es motivo de preocupación tanto para la protección de los consumidores, el orden del mercado como para la estabilidad financiera.

Una segunda fuente de riesgos nativos es inherente al uso de tecnologías de contabilidad distribuida (DLT) en las que se basan los criptoactivos. Los intentos de manipular los mecanismos de consenso de los libros de contabilidad distribuidos (es decir, a través de los llamados ataques «51%» o «Sybil») pueden poner en riesgo el valor de toda la cadena de bloques. Si un atacante obtuviera el control de una mayoría (o quórum) de nodos de red (o poder de hash), podría cambiar deliberadamente el orden de las transacciones y permitir un doble gasto. Desde 2012, ha habido 33 intentos conocidos de atacar el consenso (tanto exitosos como infructuosos), según Makarov y Schoar (2022). En muchos casos, si el consenso subyacente se ve comprometido, las partes interesadas de la cadena de bloques pueden votar a favor de la «bifurcación dura» de la cadena, lo que les permitiría salvar algún valor (dependiendo de la aquiescencia de los nodos restantes en consenso).

Para tener una idea de la escala de valor en riesgo para los ataques de consenso de blockchain, a partir de julio de 2022, había 57.000 millones de euros apostados en los nodos de las 10 DLT habilitadas para contratos inteligentes más grandes (Gráfico 2). En algunos casos, el porcentaje del suministro total de tokens circulantes apostado en consenso es tan alto como el 80% (a partir de julio de 2022). Esta cifra no incluye todo el valor total en otros activos que también se tramitan en la cadena de bloques (es decir, los tokens ERC-20 en Ethereum).

A los riesgos basados en el consenso se suma la congestión básica de la red, que ha detenido los servicios en varias cadenas de bloques importantes en los últimos meses. Aunque la mayoría de las cadenas de bloques utilizan tarifas de transacción variables para mantener la demanda en niveles sostenibles, los aumentos repentinos en el tráfico pueden hacer que los nodos de consenso no estén sincronizados, lo que lleva a interrupciones que pueden ser devastadoras para la confianza de los inversores en la cadena de bloques. A veces, las interrupciones son causadas deliberadamente por un nodo malicioso dentro de la red o por un actor externo a través de un ataque distribuido de denegación de servicio (DDoS).

DeFi muestra tipos similares de vulnerabilidades operativas. Estos se manifiestan a través de una variedad de los llamados «exploits DeFi», que se refieren a la gama de ataques basados en código o gobernanza utilizados para capturar ganancias mal habidas. En lo que va de 2022, se han perdido 1.400 millones de euros debido a las hazañas de DeFi (gráfico 3). La mayoría de los principales protocolos explotados (65 %) no realizaron una auditoría de terceros de su código.

Los ataques de gobernanza (en los que una entidad controla el 51 % de los tokens de gobernanza) son una fuente de vulnerabilidad específica de DeFi. A diferencia de un ataque Sybil, que apunta al consenso subyacente de blockchain, los ataques de gobernanza implican la acumulación de tokens de gobernanza que pueden permitir a los atacantes manipular la votación sobre los parámetros de diseño del protocolo DeFi. Al hacerlo, pueden permitir que ciertas transacciones roben liquidez de los depósitos en el protocolo.

Otra característica importante única de DeFi es la componibilidad, en la que los contratos inteligentes nativos de diferentes protocolos de código abierto pueden interactuar entre sí, de manera similar a las API en la economía basada en la web (Xie, 2021). La componibilidad permite la rehipotecación, en la que los activos «apostados» (es decir, depositados) en un protocolo pueden pignorarse como garantía (o liquidez) en otro protocolo (Hermans et al., 2022). Debido a que este proceso no involucra intermediarios que puedan monitorear esas dependencias colaterales, el incumplimiento de un actor puede propagarse rápidamente por todo el sistema.

La componibilidad también es un requisito fundamental para un vector de ataque común en DeFi: el «préstamo flash». Los préstamos flash son transacciones especiales que permiten a los usuarios tomar prestado un activo sin proporcionar ninguna garantía inicial (siempre que el monto prestado y una tarifa se devuelvan antes del final de la transacción). La mayoría de los grandes protocolos de préstamos e intercambios descentralizados ofrecen préstamos flash. El término «flash» denota la velocidad con la que se ejecutan: a menudo en segundos basados en parámetros precodificados. El atractivo de los préstamos flash para los árbitros DeFi está en los préstamos libres de riesgo que ofrecen: el préstamo solo es válido dentro de una sola transacción (o bloque), que vuelve al estado previo a la transacción sin pérdida para el prestatario (o prestamista) si no pueden pagar el préstamo dentro del mismo bloque. Esto solo es posible en una cadena de bloques debido a la atomicidad: las acciones pueden ejecutarse colectivamente en secuencia o fallar colectivamente (Qin et al., 2021).

Los participantes del mercado pueden usar préstamos flash para explotar los fondos de liquidez de los protocolos DeFi (llamados «ataques de préstamos flash») de dos maneras. El primer método es un arbitraje artificial o un «ataque de bomba» que capitaliza las ineficiencias del mercado (baja liquidez) y la fragmentación. Sin una sincronización instantánea de los precios entre DEX o entre blockchains, el mismo activo se puede negociar a precios marginalmente mejores en diferentes lugares. Sin embargo, en un ataque de bombeo, el objetivo es manipular el precio relativo de dos activos en un fondo de liquidez DEX para maximizar este desajuste entre los grupos de liquidez antes de que los precios se sincronicen. El segundo método implica la manipulación de «oráculos», que son una fuente en cadena para datos de precios verificados (a menudo, un oráculo es simplemente una fuente de precios determinada por la liquidez del par mantenida en un DEX y transmitida al resto de la cadena de bloques).

Las víctimas en ambos casos son los proveedores de liquidez en el DEX, es decir, los depositantes que colocan un par de criptoactivos en un «fondo de liquidez» que luego se utiliza para facilitar la negociación entre el par. Estos proveedores de liquidez se dan cuenta de las pérdidas en sus posiciones porque pueden verse obligados a comprar un activo con una prima masiva (o vender con un descuento masivo) debido a un deslizamiento de precios antinatural incurrido por el préstamo flash. El valor robado en ataques de préstamos flash en el 1S22 se estima en 300 millones de euros, o el 1% del volumen total del año hasta la fecha de 26.000 millones de euros. Los ataques de préstamos flash también representan el 22 % de todo el valor de explotación del año hasta la fecha, aunque se entiende que la mayoría de los préstamos flash se utilizan en arbitraje legítimo.

El mercado criptográfico actual se caracteriza por una fragmentación extrema entre blockchains (en términos de liquidez y operatividad). Pero los esfuerzos para resolver los problemas de interoperabilidad han introducido nuevos puntos de falla y fuentes de abuso en la naciente red de blockchains públicas. Los protocolos puente que sirven como conductos para la transferencia de fondos entre activos específicos de blockchain que de otro modo serían incompatibles son especialmente propensos a las explotaciones (Boissay et al., 2022). Los puentes funcionan «quemando» o «bloqueando» los tokens destinados a una cadena y acuñando versiones «envueltas» de los tokens con el mismo valor subyacente en la otra cadena (es decir, un token puenteado a la cadena de bloques Ethereum se «quema» en la cadena original y se vuelve a acuñar como un token ERC-20 (26)).

Debido a su profunda liquidez (11.200 millones de euros mantenidos en 23 puentes, el valor promedio más alto depositado de cualquier tipo de protocolo DeFi (Gráfico 4)) y su complejidad, son objetivos principales para la explotación. De hecho, las dos mayores hazañas de DeFi jamás registradas han involucrado puentes de cadena cruzada. El ataque más destacado fue el de Ronin Network en marzo de 2022, en el que los hackers robaron 582 millones de euros tras hacerse con el control de cinco de los nueve nodos necesarios para controlar el consenso de la cadena. El siguiente ejemplo más significativo es el exploit de febrero de 2022 del puente Ethereum-Solana, Wormhole, que sufrió una pérdida de EUR 304 m (en valor nocional de ETH en ese momento).

En resumen: los criptomercados son susceptibles a riesgos novedosos y familiares. Los nuevos riesgos se originan en los principios de diseño subyacentes de la tecnología blockchain (es decir, seudónimo, mecanismos de consenso, problemas de interoperabilidad) o en el mercado DeFi en rápida evolución (componibilidad, gobernanza, desintermediación). Y aunque la especulación no es un concepto nuevo, la falta de valor inherente de la mayoría de los criptoactivos y las nuevas formas de acceder al apalancamiento (especialmente para los inversores menos sofisticados) hace que la volatilidad sea más aguda. Combinados, estos riesgos pueden hacer que los ciclos de auge y caída en criptografía sean más pronunciados que los de los mercados tradicionales. Dadas las vulnerabilidades únicas presentes en el mercado de criptoactivos, es prudente que los supervisores entiendan si las grandes contracciones en el mercado podrían afectar negativamente al sistema financiero tradicional. Por lo tanto, el siguiente capítulo analiza los riesgos indirectos mediante el examen de los posibles canales de transmisión y la evaluación de la escala general de las amenazas actuales para una estabilidad financiera más amplia.

Inversores en criptoactivos

El primer caso con un activo neto mantenido en el sistema criptográfico podría considerarse el caso base, ya que casi todas las personas físicas o jurídicas enfrentan algún tipo de obligaciones denominadas en fiat en la economía real, mientras que los criptoactivos se utilizan predominantemente para inversiones o fines especulativos. Abarca a los inversores minoristas e institucionales con exposiciones directas o indirectas (es decir, a través de tenencias directas de criptoactivos o productos de inversión con criptoactivos como subyacentes, es decir, derivados o fondos de inversión).

Como ya se ha destacado anteriormente, los datos sobre la exposición de los inversores a los criptoactivos son incompletos e irregulares. Para los inversores minoristas, la Encuesta de expectativas de los consumidores de noviembre de 2021 del Banco Central Europeo indica que hasta el 10 % de los hogares europeos pueden poseer criptoactivos. Sin embargo, la mayoría de los encuestados parecen invertir solo pequeñas cantidades, por debajo de 5.000 euros (Hermans et al., 2022). La investigación de consumidores de 2021 de la Autoridad de Conducta Financiera del Reino Unido sobre criptoactivos llegó a conclusiones similares y estimó el número de adultos británicos que invierten en criptoactivos en alrededor del 4 %, con una inversión media de alrededor de 300 libras esterlinas (Karim y Tomova, 2021). Y aunque el número absoluto de inversores minoristas sigue siendo pequeño, ambas encuestas indican un creciente interés de los consumidores por invertir en criptoactivos.

El último «Estudio de activos digitales para inversores institucionales» de Fidelity (2021) encuentra que los inversores institucionales a nivel mundial también están mostrando una mayor aceptación de los criptoactivos. Los resultados sugieren que el 52% de todos los encuestados han invertido en criptografía, con una tasa aún mayor (56%) entre los profesionales europeos. La encuesta también mostró que la propiedad de criptoactivos se concentraba en Bitcoin y Ether y que fuera de los fondos de cobertura nativos de criptografía y los fondos de capital de riesgo, la adopción fue liderada por inversores de alto patrimonio, asesores financieros y oficinas familiares (Neureuter, 2021). Si bien un argumento para que los inversores profesionales participen en el mercado de criptoactivos podría ser su posible beneficio de diversificación de la cartera, observamos que los criptoactivos parecen haber establecido una correlación positiva relativamente estable con el mercado de valores, en particular con las acciones tecnológicas.

Ambos tipos de inversores (minoristas o institucionales) pueden tener una exposición directa a criptoactivos, que se refiere a una situación en la que las entidades tienen criptoactivos directamente, ya sea bajo autocustodia o con un proveedor de billetera de custodia de terceros. Si bien el seudónimo dificulta el análisis de quién está directamente expuesto, la capitalización de mercado general puede considerarse como un límite superior. Comparando el tamaño de los criptoactivos con los activos tradicionales, encontramos que todavía son comparativamente pequeños. En su punto máximo en noviembre de 2021, la capitalización combinada de todos los criptoactivos alcanzó los 2,4 billones de euros antes de caer a un valor de 0,9 billones de euros en julio de 2022, significativamente menor que las estimaciones para la capitalización de metales preciosos (14 billones de euros), acciones (124 billones de euros) y valores de renta fija (127 billones de euros) (Linciano et al., 2022; Kolchin, Podziemska y Hadley, 2022).

Además, o en lugar de las inversiones directas, los inversores pueden buscar exposición indirecta a criptoactivos. Los derivados, fondos y productos negociados en bolsa (ETP) pueden proporcionar una forma para que los inversores participen en los mercados de criptoactivos sin abandonar su hábitat tradicional, ya que estos productos no necesariamente requieren que desarrollen nuevas habilidades o infraestructuras (por ejemplo, para ejecutar transacciones en plataformas de negociación de criptoactivos o para salvaguardar esos activos). El uso de productos de inversión regulados, como derivados o fondos regulados, proporcionados por intermediarios, también ayuda a mitigar ciertos riesgos asociados a los criptoactivos.

La primera piedra angular de la exposición indirecta son los derivados de criptoactivos. Si bien la mayoría de las operaciones se realizan en bolsas de criptoactivos no reguladas, la Bolsa Mercantil de Chicago (CME) como entidad regulada parece haber incautado una cuota de mercado para los futuros de Bitcoin de alrededor del 10% (medida por el interés abierto), o alrededor del 4% (medida por el volumen de negociación). Según los datos de «The Block», el interés abierto de los derivados (futuros y opciones) en Bitcoin y Ether en todas las principales bolsas fue de 20.000 a 25.000 millones de euros en julio de 2022 (30). En comparación con el mercado europeo de derivados, con un importe nocional pendiente de 250 billones de euros, el tamaño del mercado mundial de derivados de criptoactivos parece todavía pequeño (base de datos EMIR, registros de operaciones, AEVM).

La segunda piedra angular de la exposición indirecta son los fondos de criptoactivos y los ETP, que en cierta medida dependen de derivados y fondos en sí mismos, pero pueden, dependiendo de su estado regulatorio, también invertir directamente en criptoactivos.

Una encuesta reciente realizada por las Autoridades Europeas de Supervisión ha revelado alrededor de 90 fondos de inversión con sede en Europa que están directamente expuestos a criptoactivos físicos, junto con otros 20 fondos con exposición indirecta (por ejemplo, a través de derivados de criptoactivos u otros fondos). Si bien no pudo evaluarse el valor exacto de la exposición a criptoactivos de esos fondos, puede considerarse marginal en comparación con un total de alrededor de 60 000 fondos de inversión domiciliados en la UE (OICVM y FIA) que representan un valor liquidativo de 18 billones EUR (base de datos de GFIA, autoridades nacionales competentes, AEVM).

El sector financiero ha prestado especial atención al primer ETF de Bitcoin regulado por la SEC en los Estados Unidos (ticker: BITO), que ProShares lanzó en octubre de 2021 para ofrecer a los inversores exposición a los futuros de Bitcoin. Si bien los activos bajo gestión de BITO alcanzaron la marca de USD 1 mil millones en solo 2 días de su lanzamiento, el valor del ETF ha sufrido desde entonces durante el declive general del mercado de criptoactivos en 2022. Sin embargo, como indica el número estable de acciones BITO en circulación, el interés de los inversores en este tipo de producto regulado parece persistir (gráfico 5). Hoy en día no existe un ETF similar en la UE, pero hay varios ETP que proporcionan exposición a criptoactivos con un valor de mercado combinado de alrededor de 6.500 millones de euros en julio de 2022, en comparación con el tamaño total del sector europeo de ETF de alrededor de 1,3 billones de euros.

En resumen, ha habido una creciente aceptación de los criptoactivos como una nueva clase de activos. Sin embargo, si bien el número de inversiones ha aumentado significativamente, se entiende que su tamaño general es limitado hasta este punto, en comparación con el tamaño del sistema financiero en general, y aún más después de la reciente caída en las valoraciones de criptoactivos. Por lo tanto, si bien los criptoactivos pueden, sin duda, conducir a una redistribución de la riqueza cuando se mantienen como un activo, hasta ahora no hemos visto ninguna indicación de que esto haya causado incumplimientos sistemáticos en la economía real.

«Stablecoins»

El segundo caso se caracteriza por un pasivo neto mantenido en el sistema criptográfico. Las llamadas monedas estables respaldadas por reservas que están vinculadas a una moneda fiduciaria representan el ejemplo más relevante.

Hasta la fecha, el tercer y cuarto criptoactivos más grandes por capitalización de mercado, Tether (USD 65 mil millones) y USD-Coin (USD 55 mil millones), son monedas estables respaldadas por reservas vinculadas al dólar estadounidense. Su modelo de negocio comparte similitudes con el de los bancos receptores de depósitos o las instituciones de dinero electrónico, en la medida en que por cada dólar recaudado, se emite un token, con la expectativa general por parte de los inversores de que podrán canjear a la par.

Para satisfacer la demanda de reembolso y respaldar la confianza en la paridad, los emisores de monedas estables suelen mantener una reserva de activos de bajo riesgo (por ejemplo, monedas fiduciarias e instrumentos del mercado monetario) y, por lo tanto, pueden compararse aún más con los fondos del mercado monetario (Gorton y Zhang, 2022). De hecho, Tether y USD-Coin afirman tener activos de reserva que rivalizan con algunos de los fondos más grandes del mercado monetario.

Sin embargo, en ausencia de divulgaciones obligatorias sobre sus activos de reserva, se han planteado dudas sobre la existencia de reservas declaradas, especialmente para la moneda estable más grande Tether, esencialmente acusándola de fraude (Faux, 2021). Desde entonces, Tether y Circle (el emisor de USD-Coin) han comenzado a revelar voluntariamente el tamaño y la composición de las reservas, revelando exposiciones masivas a bonos del Tesoro de los Estados Unidos, papeles comerciales y fondos del mercado monetario (gráfico 7).

La transmisión del estrés del mercado entre los criptoactivos y los mercados convencionales podría ocurrir en el escenario de una corrida en una gran moneda estable, obligando al emisor a liquidar reservas en el mercado tradicional, lo que dependiendo del volumen podría causar una grave tensión en la liquidez y los precios del mercado («ventas de fuego»). Dado un volumen diario de operaciones de bonos del Tesoro de EE.UU. de alrededor de USD 150 mil millones y las tenencias de letras del tesoro de Tether de alrededor de USD 39 mil millones, esos riesgos parecen manejables en este momento. Sin embargo, las liquidaciones podrían causar ondas en mercados menos líquidos, como los papeles comerciales o los certificados de depósito (Harris, 2022).

La corrida y posterior colapso de la una vez tercera moneda estable más grande llamada Terra (TerraUSD), con una capitalización de mercado máxima de alrededor de 16.000 millones de euros, en mayo de 2022 ha demostrado que el miedo puede extenderse rápidamente dentro del mercado de criptoactivos. Si bien Terra en sí era una moneda estable algorítmica sin un respaldo de reserva fiduciaria uno a uno, su colapso afectó rápidamente a Tether y varias monedas estables más pequeñas, lo que provocó que se desvincularan temporalmente, mientras que Bitcoin y Ether vieron caer sus precios en más del 30% en una semana. La agitación general se limitó a los criptoactivos. Pero mostró los fuertes vínculos dentro del sistema de criptoactivos.

Otros canales

Basado en el colapso de Terra, otro canal de transmisión se hace evidente, es decir, si un cierto comportamiento de los inversores comienza a ocurrir tanto en los mercados criptográficos como en los tradicionales al mismo tiempo. Estos efectos de contagio se denominan efectos de confianza, es decir, una situación en la que, con o sin exposiciones directas entre sistemas, las turbulencias en un sistema se reflejarían en el otro al socavar la confianza de los inversores en ambos mercados. Los efectos de confianza generalmente resultan y amplifican los efectos de riqueza existentes.

Las infraestructuras pueden representar otro canal de contagio. En primer lugar, los proveedores de servicios de criptoactivos (CASP) en gran medida no regulados sufren una serie de problemas de integridad del mercado (desde la ejecución frontal de órdenes minoristas hasta el comercio de lavado y otras formas de manipulación del mercado) y de riesgos operativos erráticos (como interrupciones o exploits). Aunque esas deficiencias no afectan directamente la estabilidad de los mercados tradicionales, pueden causar o amplificar la redistribución de la riqueza dentro del sistema de criptoactivos. En segundo lugar, las infraestructuras reguladas ofrecen cada vez más productos y servicios relacionados con criptoactivos, como la negociación y compensación de derivados de criptoactivos u otros productos de inversión, lo que significa que esas infraestructuras están expuestas, al menos temporalmente, a cambios de valor de los criptoactivos y a los riesgos de contraparte asociados.

Otro canal de transmisión mencionado en la literatura existente es el uso de criptoactivos en pagos y liquidaciones (FSB, 2022). Aunque en sí mismo es una combinación de posibles efectos de riqueza y confianza, este canal de transmisión representa el riesgo de una posible adopción generalizada de activos no regulados y riesgos relacionados, a efectos de transacciones. De hecho, las llamadas monedas estables tienen como objetivo específico cerrar la brecha entre los criptoactivos volátiles y las monedas fiduciarias tradicionales, haciéndolas utilizables como depósitos de valor y medios de pago. Varias iniciativas corporativas, como el ya desaparecido proyecto Diem, que fue iniciado originalmente por Meta, o el compromiso de Mastercard de apoyar algunos criptoactivos en su red  – sugieren que los pagos basados en criptoactivos podrían ganar más tracción.

Vale la pena considerar que los proveedores de servicios de pago actuales y las grandes empresas tecnológicas tienen un gran impacto en el comportamiento del consumidor. Por lo tanto, en un escenario en el que una de esas compañías promovería activamente los pagos de criptoactivos, una mayor adopción podría ocurrir rápidamente. Un ejemplo ya ha sido proporcionado por Tesla, que al aceptar primero pagos en Bitcoin antes de retirar esta decisión solo unos meses después ha causado varias reacciones inmediatas de precios (Roberts, 2021). Por lo tanto, imaginando un escenario en el que un gran minorista habilitaría los criptoactivos como opción de pago, o una empresa de tecnología líder introduciría pagos peer-to-peer basados en criptoactivos, la exposición del consumidor podría dispararse en un corto período de tiempo, fortaleciendo el vínculo entre ambos sistemas.

Concluimos que existen múltiples canales de transmisión entre el mercado criptográfico y el sistema financiero tradicional. Sin embargo, su escala sigue siendo limitada en este momento. La transmisión del riesgo depende en gran medida de las interrelaciones entre ambos sistemas (es decir, el grado de adopción de criptomonedas). Dado el extraordinario ritmo de desarrollos en el mercado de criptoactivos, junto con el potencial de algunos actores influyentes para acelerar aún más la adopción, se debe justificar un monitoreo continuo para identificar exposiciones críticas en caso de que surjan.

Dar forma a una respuesta regulatoria global

Los criptoactivos son un mercado global sin fronteras nacionales o regionales, y la mayoría de los participantes del mercado ni siquiera revelan su domicilio. En la mayoría de las jurisdicciones, los criptoactivos no se encuentran dentro del perímetro regulatorio existente, y aún no hay disposiciones regulatorias específicas en vigor.

La UE es la primera jurisdicción importante del mundo en proporcionar un marco regulatorio integral y dedicado para los criptoactivos, el Reglamento de Mercados de Criptoactivos de la UE (MiCA). MiCA está configurado para regular los criptoactivos, incluidas las llamadas monedas estables que aún no entran en el ámbito de aplicación de las normas vigentes de la UE, mediante el establecimiento de requisitos reglamentarios para la oferta pública y la comercialización de criptoactivos y la prestación de servicios relacionados con ellos. Además, MiCA incluye disposiciones para prevenir el abuso de mercado que involucra criptoactivos. Más concretamente, por lo que respecta a las monedas estables y con vistas a mitigar los riesgos para los inversores y la estabilidad financiera, MiCA establece que los emisores de monedas estables deberán estar autorizados (ya sea como entidad de crédito o como entidad de dinero electrónico para fichas de dinero electrónico, o en virtud de MiCA para fichas referenciadas a activos) y disponer de una reserva sólida y segregada de activos para respaldar la vinculación vinculante.  y en el caso de los tokens de dinero electrónico permiten a los titulares canjear a la par. Para los emisores de las denominadas monedas estables significativas, se aplican requisitos suplementarios y supervisión a nivel de la UE (en lugar de nacional). Se espera que el texto final de MiCA se publique en el Diario Oficial en la primavera de 2023 y entrará en vigor entre 12 y 18 meses después.

Sin embargo, aunque MiCA está destinado a crear un marco regulatorio integral para los criptoactivos, el monitoreo continuo seguirá siendo necesario. A medida que el sistema continúa evolucionando rápidamente, con nuevos modelos de negocio y riesgos emergentes, es posible que se requieran más acciones regulatorias a lo largo del tiempo. Una adopción más amplia de criptografía entre los ciudadanos e instituciones europeas también puede ampliar las exposiciones entre sistemas.

A la espera de las normas de la UE, dos jurisdicciones de la UE (Francia y Malta) han establecido regímenes nacionales específicos para los CASP. En Alemania, algunos requisitos prudenciales y de licencia también se aplican a los CASP que prestan ciertos tipos de servicios (por ejemplo, servicios de tipo MiFID o custodia).

Otros países del G7 también buscan contener los riesgos del mercado financiero relacionados con las criptomonedas. En los Estados Unidos, por ejemplo, la SEC utiliza la «Prueba Howey» para determinar qué activos, incluidos los criptoactivos, califican como un valor. El escrutinio regulatorio se ha centrado principalmente en las monedas estables, ya que representan la amenaza más aguda para la estabilidad financiera y podrían interrumpir la transmisión de la política monetaria (al competir potencialmente con el dinero fiduciario). Sin embargo, cuando existe alcance, los reguladores han iniciado acciones de cumplimiento contra varios CASP importantes por preocupaciones de conflicto de intereses y presuntas ventas de valores no registrados.

Dada la naturaleza transfronteriza del mercado de criptoactivos, no se puede subestimar la importancia de las organizaciones mundiales de normalización, como el Consejo de Estabilidad Financiera (CEF) y la Organización Internacional de Comisiones de Valores (OICV). Ambas organizaciones ofrecen espacios esenciales para promover la normalización convocando a supervisores de todas las jurisdicciones para compartir información y promover la convergencia reglamentaria en torno a un conjunto común de principios.

Conclusión

Debido a sus ciclos de crecimiento volátiles, y mientras no se apliquen las disposiciones reglamentarias pertinentes, los criptoactivos conllevan numerosos riesgos que en el futuro pueden ser relevantes para la estabilidad financiera. Hasta ahora, la agitación en el mercado de criptoactivos (gran parte de la cual puede atribuirse a las vulnerabilidades inherentes a la estructura del mercado y la tecnología subyacente) no se ha extendido a los mercados financieros tradicionales o a la economía real.

Sin embargo, pueden producirse efectos de contagio, dependiendo de cómo se puedan contener los riesgos actuales y de cómo se desarrollen las interrelaciones entre ambos sistemas. Aunque tales amenazas aún no se han materializado, comprender sus causas fundamentales es un primer paso importante para dar forma a una respuesta regulatoria adecuada y mitigar las consecuencias de las recesiones del mercado en el futuro. La AEVM está en proceso de incluir criptoactivos en su marco de seguimiento de riesgos, y continuará analizando los problemas de riesgo materiales a medida que surjan.

Glosario

Lista no exhaustiva de términos utilizados en este artículo de TRV. Descripciones basadas en el uso por instituciones internacionales oficiales, incluidos BIS, FSB, FF e IOSCO. Los términos y sus definiciones pueden cambiar en el futuro dada la naturaleza en rápida evolución de los mercados de criptoactivos.

Ataque del 51% (o Sybil): Cuando un actor malicioso puede comprometer más de la mitad de los validadores en una red, el actor puede ejecutar transacciones fraudulentas.

Algorítmicas llamadas stablecoins: Un tipo de las llamadas stablecoins que utilizan algoritmos para defender su paridad. Por lo general, esto se hace emitiendo automáticamente más monedas cuando su precio es demasiado alto y comprando monedas del mercado cuando su precio es demasiado bajo. Contrariamente a las llamadas monedas estables respaldadas por reserva, no dependen de un respaldo de reserva uno a uno de las monedas emitidas.

Atomicidad: Un intercambio instantáneo de activos, de tal manera que la transferencia de uno ocurre sólo después de la transferencia del otro.

Blockchain: Una forma de libro mayor distribuido en el que los detalles de las transacciones se almacenan en el libro mayor en forma de bloques de información. Un bloque de nueva información se adjunta a la cadena de bloques preexistentes a través de un proceso informatizado mediante el cual se validan las transacciones.

Consenso: En las aplicaciones DLT, el proceso mediante el cual los validadores acuerdan el estado de un libro mayor distribuido.

Componibilidad: La capacidad de combinar diferentes componentes en un sistema, como los protocolos DeFi.

Criptoactivo: Un tipo de activo digital del sector privado que depende principalmente de la criptografía y el libro mayor distribuido o tecnología similar.

Proveedor de servicios de criptoactivos (CASP): Cualquier entidad cuya ocupación o negocio es la prestación de uno o más servicios de criptoactivos a terceros de forma profesional.

Plataforma de negociación de criptoactivos: Cualquier plataforma de negociación donde se pueden comprar y vender criptoactivos, independientemente del estado legal de la plataforma.

Finanzas descentralizadas (DeFi): Un conjunto de mercados financieros alternativos, productos y sistemas que operan utilizando criptoactivos y contratos inteligentes y se construyen utilizando un libro mayor distribuido o tecnología similar.

Intercambios descentralizados (DEX): Mercados donde las transacciones ocurren directamente entre operadores de criptoactivos.

Tecnología de contabilidad distribuida (DLT): Un medio para guardar información a través de un libro mayor distribuido (es decir, una copia digital repetida de los datos disponibles en múltiples ubicaciones).

Oracle: Un servicio que proporciona información externa (fuera de la cadena) para su uso por contratos inteligentes en un sistema DLT.

Rehipotecación: La práctica que permite que las garantías depositadas por una entidad sean utilizadas nuevamente como garantía por otra entidad para su propia financiación.

Las llamadas monedas estables: un criptoactivo que tiene como objetivo mantener un valor estable en relación con un activo específico, o un grupo o canasta de activos.

Contrato inteligente: una aplicación autoejecutable que puede desencadenar una acción si se cumplen algunas condiciones preespecificadas.

Validador o nodo validador: Una entidad que verifica las transacciones en una cadena de bloques. En algunas redes, este papel es desempeñado por los mineros.


Publicado originalmente: https://www.esma.europa.eu/sites/default/files/library/esma50-165-2251_crypto_assets_and_financial_stability.pdf

Las ESAs lanzan una convocatoria conjunta de pruebas sobre el lavado verde


15 noviembre 2022

Las tres Autoridades Europeas de Supervisión (ABE, AESPJ y AEVM – AES) han publicado hoy una convocatoria de pruebas sobre el blanqueo ecológico para recabar información de las partes interesadas sobre cómo comprender las características clave, los impulsores y los riesgos asociados con el blanqueo ecológico y para recopilar ejemplos de posibles prácticas de blanqueo ecológico.

Debido a la creciente demanda de productos relacionados con la sostenibilidad y la rápida evolución de los regímenes regulatorios y las ofertas de productos relacionados con la sostenibilidad, la convocatoria también está motivada por la necesidad de comprender mejor qué áreas pueden volverse más propensas a los riesgos de lavado verde. Además, la convocatoria busca información sobre posibles prácticas de lavado verde relevantes para varios segmentos de la cadena de valor de inversión sostenible y del ciclo de vida del producto financiero.

Obtener una comprensión más granular del lavado verde ayudará a informar la formulación de políticas y la supervisión y ayudará a fomentar la confiabilidad de las afirmaciones relacionadas con la sostenibilidad. En el contexto de esta convocatoria, el término «greenwashing» se utiliza ampliamente, reconociendo que las declaraciones relacionadas con la sostenibilidad pueden vincularse a todos los aspectos del espectro ESG.

Todas las partes interesadas son bienvenidas a contribuir a la encuesta, incluidas las instituciones financieras bajo el mandato de las tres AES y otras partes interesadas, desde inversores minoristas y asociaciones de consumidores hasta ONG y universidades. Las contribuciones deben centrarse en los riesgos y sucesos de blanqueo ecológico que surjan en el sector financiero y afecten a los productos o servicios financieros, que entran en el ámbito de aplicación de las AES.

Llamamos la atención sobre el hecho de que la encuesta contiene una sección común a las tres Administraciones, que incluye preguntas intersectoriales sobre el lavado ecológico y secciones separadas pertinentes para cada AES.

Esta convocatoria de pruebas se publicó en el contexto de los mandatos recibidos de la Comisión Europea en mayo de 2022.

Próximos pasos

Se invita a los encuestados a enviar sus respuestas antes del 10 de enero de 2023. Las contribuciones se incorporarán a las conclusiones de las AES para sus informes de situación que vencen en mayo de 2023 y los informes finales que vencen en mayo de 2024.

DOCUMENTOS

ENLACES

Contactos de prensa

Franca Rosa Congiu

press@eba.europa.eu+33 1 86 52 7052Sigue @EBA_News


Solicitud de información a la Autoridad Bancaria Europea (ABE), la Autoridad Europea de Seguros y Pensiones de Jubilación (AESPJ) y la Autoridad Europea de Valores y Mercados (AEVM) en relación con los riesgos de lavado verde y la supervisión de las políticas de finanzas sostenibles.

1. Contexto y ámbito de aplicación

La demanda y la oferta de inversiones sostenibles está creciendo rápidamente. Se trata de una tendencia muy positiva en consonancia con los objetivos del Pacto Verde Europeo. Sin embargo, no debe hacerse a expensas de prácticas de blanqueo ecológico, que afecten a los inversores, los consumidores y los participantes en los mercados financieros y socaven potencialmente la confianza general en las finanzas sostenibles y la capacidad del sistema financiero en su conjunto para canalizar el capital privado hacia inversiones sostenibles.

El lavado verde es un tema complejo y multifacético. Puede ocurrir en diferentes etapas de la cadena de valor financiera, como en la venta o comercialización de productos financieros. También puede ocurrir a nivel de empresa cuando una empresa o una institución financiera hace afirmaciones de sostenibilidad falsas o sin fundamento sobre sus productos, actividades o políticas.

El lavado verde puede generar riesgos reputacionales y financieros para los actores involucrados. También puede afectar negativamente el mercado y el nivel del sistema, así como la confianza general en inversiones financieras sostenibles. Por ejemplo, el lavado verde relacionado con la venta de un producto financiero puede desencadenar riesgos legales y operativos para el vendedor. El lavado verde también podría crear un riesgo para la reputación y llevar a los inversores a retirar inversiones o financiación, lo que en última instancia afectaría a la situación comercial y financiera del participante en el mercado financiero.

La UE ha tomado medidas importantes para abordar el blanqueo ecológico en el mercado financiero mediante la adopción de políticas y legislación relacionadas con las finanzas sostenibles. Estos incluyen la divulgación de información sobre sostenibilidad y los requisitos (propuestos) de información sobre sostenibilidad para las empresas (Reglamento sobre taxonomía1 y propuesta de Directiva sobre la información sobre la sostenibilidad de las empresas2) y los fabricantes de productos financieros y los asesores financieros (Reglamento sobre divulgación de información sobre finanzas sostenibles3, Reglamento sobre taxonomía, preferencias de sostenibilidad de los inversores minoristas en el asesoramiento en materia de inversión4).

La UE también ha creado herramientas para aumentar la transparencia y ayudar a los inversores finales a identificar oportunidades de inversión creíbles y riesgos potenciales. Estos incluyen el SFDR y la divulgación de información sobre taxonomía, los índices de referencia en virtud del Reglamento sobre índices de referencia5 y la propuesta de norma europea sobre bonos verdes6. Además, los riesgos financieros derivados del blanqueo ecológico están cubiertos por normas prudenciales, como las normas RRC/DRC para los bancos7 y las normas de Solvencia II para las compañías de seguros8.

El marco de las finanzas sostenibles de la UE se aplicará y complementará con la legislación que se está negociando en los próximos años y aumentará sustancialmente la transparencia y exigirá la justificación de las declaraciones de sostenibilidad en el mercado financiero. Las políticas existentes de la UE, por ejemplo el SFDR, el Reglamento sobre taxonomía y, más en general, la Directiva sobre prácticas comerciales desleales,9 proporcionan la base para definir el blanqueo ecológico y las declaraciones ecológicas desleales, pero se necesita más investigación y un entendimiento común de las características específicas y las formas en que el blanqueo verde puede materializarse en el mercado financiero.

Paralelamente a la implementación de políticas clave, el monitoreo del lavado verde es importante. Los riesgos de lavado verde pueden surgir en diferentes partes del mercado financiero, incluidas aquellas que no están cubiertas por las normas y políticas de sostenibilidad. La eficacia de las políticas de finanzas sostenibles depende de un nivel adecuado de supervisión y ejecución en toda la UE. Por lo tanto, es crucial vigilar de cerca esos riesgos y hacer un seguimiento de las formas en que se están abordando. . Los supervisores desempeñan un papel clave en el seguimiento de los riesgos de lavado ecológico y el cumplimiento de la legislación europea sobre finanzas sostenibles. Es mandato de las autoridades de supervisión garantizar que los inversores y los consumidores estén protegidos contra declaraciones de sostenibilidad infundadas o exageradas, a lo largo de toda la cadena de inversión y el ciclo de vida del producto.

«La Estrategia sobre la financiación de la transición a una economía sostenible»10 esboza, por tanto, las medidas adoptadas en el marco de la acción 5 bis para supervisar los riesgos de blanqueo ecológico y evaluar si los mandatos y competencias de supervisión son eficaces para abordar estos riesgos de blanqueo ecológico en cooperación con las Autoridades Europeas de Supervisión (AES). El lavado verde real o percibido en el mercado financiero no solo puede desalentar significativamente a los inversores de invertir en actividades económicas sostenibles, sino que también puede generar riesgos para la reputación de los actores involucrados y desencadenar una pérdida de confianza en los productos financieros sostenibles, las instituciones financieras y, en última instancia, todo el sistema financiero.

2. Procedimiento

La Comisión pide a cada una de las AES que, individualmente, pero de manera coordinada, faciliten sus respectivas aportaciones mediante un informe final y de situación sobre varios aspectos relacionados con el blanqueo ecológico y sus riesgos conexos, así como sobre la aplicación, supervisión y ejecución de las políticas de finanzas sostenibles destinadas a prevenir el blanqueo ecológico.

Si bien las AES deben presentar con precisión las especificidades de los respectivos sectores en su ámbito de competencias, el enfoque y la estructura básica de los informes deben coordinarse entre las AES para permitir un cierto grado de comparabilidad entre los informes y sus conclusiones. Los informes deben ir acompañados de un resumen compartido de los aspectos horizontales clave de los tres informes.

Para garantizar que se tenga en cuenta la aplicación continua de las políticas, las aportaciones de las AES deben estar compuestas por informes de progreso y finales. Los informes de situación deben hacer un balance del trabajo realizado hasta la fecha, centrándose en cómo se entiende el lavado verde y dónde puede materializarse, las acciones tomadas y las herramientas desarrolladas para garantizar un monitoreo adecuado de los riesgos de lavado verde y los desafíos de supervisión temprana en el monitoreo de la aplicación y la aplicación de nuevas políticas.

Los informes finales deben basarse en las conclusiones de los informes de situación y complementarlos, por ejemplo, proporcionando ejemplos de casos de blanqueo ecológico y evaluando su impacto en el mercado financiero, evaluando las medidas de supervisión, las obligaciones de supervisión y las competencias relacionadas con la lucha contra los casos de blanqueo ecológico y abordando los riesgos del blanqueo ecológico, y evaluando la aplicación de políticas destinadas a prevenir el blanqueo ecológico y abordar los riesgos del blanqueo ecológico. Se anima a las AES a ponerse en contacto con las autoridades competentes y, en su caso, con los participantes en el mercado a fin de recabar pruebas para los informes.

También se anima a las AES a compartir entre sí información y datos sobre casos de blanqueo ecológico y reclamaciones, dada la naturaleza intersectorial de los riesgos de blanqueo ecológico. También se les anima a utilizar una amplia variedad de herramientas en su ámbito de competencias para recopilar pruebas de los riesgos de lavado verde que se materializan en el mercado y para determinar si sus herramientas son apropiadas o no.

Los informes de progreso se solicitan en 12 meses después de la fecha en que se envió esta solicitud. Los informes finales se solicitan en 24 meses después de la fecha de envío de esta solicitud.

La secuencia y el calendario de esta solicitud darían tiempo suficiente para que se establecieran políticas clave de financiación sostenible y, al mismo tiempo, proporcionarían información útil a la Comisión en relación con los casos y riesgos de blanqueo ecológico mientras tanto. Los informes constituirán una aportación importante de la comunidad supervisora a la Comisión. Sobre la base de esta aportación, la Comisión evaluará y supervisará los riesgos de blanqueo ecológico en el mercado financiero mientras se aplica la aplicación de políticas clave y considerará si son necesarias nuevas medidas para una supervisión y ejecución eficaces en el contexto del blanqueo ecológico y sus riesgos, así como para garantizar resultados coherentes para los consumidores e inversores europeos. La Comisión también estudiará posibles modificaciones del código normativo existente si es necesario.

La Comisión se reserva el derecho de revisar y/o completar esta solicitud de aportaciones.

Las aportaciones recibidas sobre la base de este mandato no prejuzgarán en modo alguno las decisiones finales de la Comisión. De conformidad con la práctica establecida, la Comisión podrá consultar a otros expertos o recabar otras aportaciones.

Esta solicitud estará disponible en el sitio web de la Dirección General de Estabilidad Financiera, Servicios Financieros y Unión de los Mercados de Capitales una vez que se haya transmitido a la ABE, la AESPJ y la AEVM.

3. Alcance y definición del greenwashing

La solicitud de aportaciones se dirige a cada una de las AES y debe considerarse dentro de sus respectivos sectores del mercado financiero y las competencias de supervisión. Debe abarcar los segmentos más pertinentes de los mercados en el ámbito de cada AES, incluso cuando no existan políticas específicas relacionadas con la sostenibilidad o que no se vayan a aplicar. Esto significa que si las AES ven un alto grado de riesgos de lavado verde en sectores de su competencia que no están cubiertos por políticas relacionadas con la sostenibilidad, también deben analizarlos y asesorarlos.

Las AES deben coordinar sus aportaciones y garantizar la coherencia entre los enfoques adoptados para los informes.

En la medida de lo posible, las AES deben utilizar una terminología común sobre el blanqueo ecológico en todos los sectores, destacando al mismo tiempo las posibles desviaciones para tener en cuenta las especificidades sectoriales. Como parte de esto, se pide a las AES que presenten una comprensión común de alto nivel de las características clave del lavado ecológico y la complementen con definiciones sectoriales más específicas cuando sea pertinente y necesario. Esto debería garantizar que exista un entendimiento común y un denominador común en todos los sectores, que se base en las definiciones existentes de la UE utilizadas en el contexto del blanqueo ecológico en general (por ejemplo, la Directiva sobre prácticas comerciales desleales), en el mercado financiero en particular (por ejemplo, el SFDR, el Reglamento sobre taxonomía, la última estrategia de finanzas sostenibles, etc.), y otras posibles definiciones utilizadas por el mercado. Esto incluye evaluar las prácticas actuales del mercado y las percepciones de lo que puede considerarse como lavado verde.

También se invita a las AES a proporcionar una visión temprana sobre si las definiciones jurídicas actuales destinadas a abordar el lavado ecológico son entendidas de manera coherente por los supervisores y los participantes en el mercado (por ejemplo, «inversión sostenible» en el marco del SFDR, así como los actos delegados de MiFID e IDD sobre preferencias de sostenibilidad). Además de basarse en las definiciones existentes en las políticas de finanzas sostenibles, será importante capturar los tipos y formas más relevantes de lavado verde en el mercado financiero para permitir un monitoreo integral del lavado verde en el mercado financiero.

4. Elementos sobre los que se solicita información

Se pide a las AES que proporcionen información sobre la ocurrencia del lavado ecológico y los posibles riesgos de lavado ecológico, así como una visión general y una evaluación de las prácticas de supervisión, la experiencia, la convergencia y las capacidades de supervisión relacionadas con la prevención del lavado ecológico a través de las herramientas y competencias disponibles en el momento de esta solicitud. Esto debería incluir si las herramientas y los datos existentes son suficientes para monitorear y abordar adecuadamente el lavado verde.

La Comisión recaba la aportación de las AES en materia de supervisión y ejecución, tanto desde un punto de vista jurídico como práctico.

4.1. Riesgos de Greenwashing y Greenwashing

A efectos de esta solicitud, se pide a las AES que evalúen la magnitud del posible lavado ecológico y la frecuencia con la que se produce en el mercado. A tal fin, se pide a las AES que, siempre que sea posible, recopilen información sobre los casos y las reclamaciones más frecuentes de lavado ecológico. También debe identificar y evaluar los riesgos que el blanqueo ecológico plantea para las entidades del sector financiero, los inversores y los consumidores. Dicha información debe recopilarse sobre la base de las aportaciones de las autoridades nacionales, la investigación documental y, cuando proceda, mediante una convocatoria pública de pruebas. En este contexto, se invita a las AES a dar una idea de cuántas ocurrencias de lavado verde podrían no detectarse y potencialmente no ser capturadas por su recopilación de información.

El lavado verde podría ocurrir en la venta o comercialización de productos financieros cubiertos o no cubiertos por el SFDR. El blanqueo ecológico también podría ocurrir a nivel de empresa cuando una empresa o una institución financiera haga afirmaciones de sostenibilidad sobre su negocio ahora y en el futuro que no estén fundamentadas y sean correctas11. El lavado ecológico también podría ocurrir en relación con empresas de terceros países que prestan servicios financieros en la UE. Con el debido respeto a las obligaciones de secreto profesional, los informes deben ofrecer una visión general y una evaluación de la aparición y de reclamaciones (incluidas las autoridades nacionales competentes y los defensores del pueblo) en relación con el blanqueo ecológico en los sectores financieros cubiertos por las AES. Esto debe incluir, cuando sea posible, información sobre los tipos más frecuentes de lavado verde12. Los informes deben basarse tanto en la información de supervisión y de mercado, como en el seguimiento del mercado y en las reclamaciones de los consumidores y los inversores. Los sucesos y las quejas deben ser reportados de manera anónima.

Si surge una cantidad limitada de pruebas, las AES deben proporcionar una evaluación de por qué, incluidos los desafíos, no se han identificado ni quejas y las áreas en las que ven el mayor riesgo de lavado ecológico. En este caso, las AES también podrían presentar «estudios de casos» en los que destacan dónde podría surgir el riesgo de lavado ecológico.

Los informes también deben proporcionar una visión general y una evaluación de los tipos de riesgos más relevantes que afectan a los mercados financieros y a las entidades financieras en relación con los casos de blanqueo ecológico y las reclamaciones, tanto dentro de la UE como a nivel internacional, incluidas las empresas de terceros países que prestan servicios financieros en la UE. Esto incluye evaluar la posible aparición y/u observación de riesgos de greenwashing en los mercados financieros, la posibilidad de que estos riesgos se materialicen, los canales de transmisión de estos riesgos y sus posibles impactos tanto en los mercados financieros como en la solvencia de las entidades financieras.

Los informes deben destacar cómo las AES planean monitorear e identificar estos riesgos y desafíos de lavado ecológico en el futuro.

4.2. Prácticas, experiencia y capacidades de supervisión

Si bien los supervisores están adquiriendo experiencia y adquiriendo conocimientos especializados en la lucha y prevención de reclamaciones infundadas en el mercado financiero, las prácticas y capacidades para hacer frente al lavado ecológico varían en toda la UE. Las prácticas de supervisión también están sujetas a los mandatos legales otorgados a las autoridades competentes por sus respectivos legisladores, que pueden diferir.

Si bien la implementación del SFDR está en curso y teniendo en cuenta que las prácticas nacionales difieren, los informes deben identificar las mejores prácticas y las posibles brechas, incluida la capacidad de supervisión y la experiencia en el tratamiento de casos de lavado verde hasta el momento y sus desafíos. Las AES podrían tener en cuenta su labor realizada en virtud del artículo 18 del SFDR para hacer balance del alcance de las divulgaciones voluntarias13 en este contexto.

Los informes deben proporcionar una visión general y una evaluación de las prácticas y herramientas de supervisión más pertinentes que las autoridades competentes están desarrollando o han desarrollado para definir, capturar y abordar los casos de blanqueo ecológico y los riesgos de blanqueo ecológico dentro de su ámbito de competencias. Para complementar esto, se debe evaluar la experiencia y las primeras lecciones aprendidas de los supervisores para hacer frente al lavado verde, así como los desafíos que enfrentan los supervisores a este respecto. Esto podría incluir ideas y sugerencias para que la Comisión apoye a los supervisores en sus funciones.

La visión general debe incluir prácticas existentes o previstas relacionadas con

• Técnicas y herramientas utilizadas o que pueden utilizarse para la identificación del greenwashing

• Prácticas desarrolladas o en curso de desarrollo para hacer frente a los casos de blanqueo ecológico dentro de la UE y con respecto a empresas de terceros países que prestan servicios financieros en la UE

• Medidas utilizadas para prevenir y remediar el lavado verde

• Requisitos de datos para permitir la identificación del lavado verde

Esto debe complementarse con las mejores prácticas de los procesos de supervisión a nivel internacional (por ejemplo, en la OICV, el CSBB, el IAIS, el FSB, etc.), si están disponibles.

Los informes también deben proporcionar una visión general y una evaluación de los recursos de supervisión actuales y la experiencia de los supervisores financieros para capturar, combatir y prevenir el lavado ecológico en el mercado financiero sobre la base de sus mandatos legales existentes o futuros. Esto podría incluir ideas, mejores prácticas y sugerencias para que la Comisión apoye a los supervisores en sus funciones. Esto podría incluir una estimación cuantitativa básica de los recursos/ETC que se dedican a tareas de supervisión relacionadas con la sostenibilidad para permitir luego una conclusión sobre los recursos y la capacidad relacionados con las diversas tareas en los Estados miembros.

También podrían estudiarse consideraciones sobre los arreglos institucionales y el intercambio de información entre las autoridades a nivel nacional y a nivel de la UE. Por ejemplo, si las reclamaciones recibidas por los defensores del pueblo o de resolución alternativa de litigios se comunican a las autoridades de supervisión, o si la información sobre los casos recibidos por una autoridad se comparte con otra autoridad que se ocupa de un sector diferente, para que esta última identifique si hay efectos indirectos o intersectoriales.

4.3. Aplicación de políticas de finanzas sostenibles y convergencia supervisora

Los informes también deben incluir el estado actual de la aplicación de las políticas y la legislación pertinentes de la UE relacionadas con las finanzas sostenibles en el ámbito de competencias de las autoridades competentes y las AES que tengan por objeto prevenir el blanqueo ecológico o abordar los riesgos del blanqueo ecológico. Esto incluye los mandatos legales de las autoridades competentes con respecto a la sostenibilidad de la supervisión financiera, incluido si los mandatos actuales son lo suficientemente amplios como para cubrir el lavado ecológico y para que utilicen herramientas que les permitan supervisar y abordar los riesgos del blanqueo ecológico.

Además, una evaluación de cómo las autoridades competentes pretenden o ya están aplicando las obligaciones de supervisión relacionadas con la divulgación de información sobre finanzas sostenibles en virtud del SFDR y el Reglamento sobre taxonomía sería beneficiosa para evaluar la coherencia de los enfoques en toda la UE y los retos comunes a los que nos enfrentamos. Como parte de esto, podría evaluarse cómo se preparan las autoridades competentes para la aplicación y el cumplimiento de las próximas obligaciones de financiación sostenible.

4.4. Medidas de supervisión y ejecución

La fiabilidad de la divulgación de información sobre finanzas sostenibles, los datos y otras medidas para evitar el blanqueo ecológico depende de un nivel adecuado de supervisión y cumplimiento de las obligaciones relacionadas con la sostenibilidad, tal como establece la legislación europea sobre los mercados financieros.

Si bien es posible que algunos elementos de las políticas y la legislación de la UE relacionadas con las finanzas sostenibles aún estén en ejecución, la aplicación de las políticas clave estaría muy avanzada en la fecha límite de los informes finales y permitiría una evaluación temprana de las medidas de supervisión y ejecución. La evaluación debe basarse en las medidas adoptadas por las autoridades competentes durante un período de observación definido.

El ámbito de aplicación debe abarcar medidas para detectar, prevenir, investigar, sancionar y remediar el blanqueo ecológico en el mercado financiero por parte de las autoridades competentes, incluidas, entre otras:

• Medidas de supervisión adoptadas por las autoridades competentes y/o impugnaciones de su adopción;

• Herramientas utilizadas y granularidad aplicada en la evaluación de las divulgaciones obligatorias

• Actividades de investigación por parte de las autoridades competentes, incluso cuando no hayan dado lugar a una acción formal de ejecución (como sanciones u otras medidas administrativas impuestas como consecuencia de una infracción de la legislación de la UE) o información sobre por qué no se han llevado a cabo actividades de investigación.

• Medidas formales de ejecución, como sanciones y otras medidas administrativas impuestas por las autoridades competentes;

• Informes a las autoridades policiales por parte de las autoridades competentes y cualquier procedimiento judicial posterior a estos informes que las autoridades competentes tengan conocimiento.

4.5. Evaluación de las obligaciones y facultades de supervisión

Teniendo en cuenta la experiencia con los casos de blanqueo ecológico y la aplicación real hasta la fecha, se pide a las AES que evalúen si los mandatos y conjuntos de herramientas de supervisión actuales y futuros de las AC14 son adecuados para identificar, prevenir, investigar, sancionar y remediar el posible blanqueo ecológico y abordar los riesgos de blanqueo ecológico a lo largo de la cadena de inversión y el ciclo de vida de los productos financieros y hacer cumplir la legislación europea destinada a prevenir el blanqueo ecológico.

Esto incluye una evaluación de la coherencia de los mandatos, obligaciones y facultades de supervisión de que disponen las autoridades competentes para la aplicación relacionada con la sostenibilidad, en particular, aunque no exclusivamente, la evaluación de si los mandatos de supervisión, así como las facultades y obligaciones encomendadas

• abordar y disuadir suficientemente el lavado verde y sus riesgos;

• sean suficientes para supervisar, investigar y sancionar adecuadamente el blanqueo ecológico a lo largo de toda la cadena de inversión y el ciclo de vida del producto;

• incluir la posibilidad de utilizar herramientas apropiadas y adecuadas y solicitar datos según sea necesario.

4.6. Propuestas de mejora del marco regulador

La adopción de medidas de supervisión adecuadas en relación con el blanqueo ecológico solo es posible cuando el marco regulador proporciona a las autoridades competentes una base jurídica adecuada para actuar. Se invita a las AES a proporcionar, como parte del asesoramiento técnico, información sobre los ámbitos de mejora del marco regulador actual, sobre la base de las posibles deficiencias observadas y experimentadas (contratiempos, incoherencias, conceptos o definiciones contradictorias, lagunas, etc.), incluida la legislación de nivel 1. El asesoramiento proporcionado no debe prejuzgar ninguna acción legislativa de la Comisión.

1. Reglamento (UE) 2020/852 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 18 de junio de 2020, relativo al establecimiento de un marco para facilitar las inversiones sostenibles y por el que se modifican el Reglamento (UE) 2019/2088, PE/20/2020/INIT.

2. Propuesta de Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo por la que se modifican la Directiva 2013/34/UE, la Directiva 2004/109/CE, la Directiva 2006/43/CE y el Reglamento (UE) n.º 537/2014, en lo que respecta a la información sobre sostenibilidad de las empresas, COM (2021) 189 final.

3. Reglamento (UE) 2019/2088 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 27 de noviembre de 2019, sobre la divulgación de información relacionada con la sostenibilidad en el sector de los servicios financieros, PE/87/2019/REV/1.

4. La integración de los aspectos de sostenibilidad, incluidas las preferencias de sostenibilidad, se llevó a cabo mediante modificaciones de los reglamentos de nivel 2 en virtud de la MiFID, la Directiva OICVM, la Directiva GFIA, la IDD y Solvencia II. Véase la Comunicación de la Comisión sobre el paquete de finanzas sostenibles.

5. Reglamento (UE) 2016/1011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 8 de junio de 2016, sobre los índices utilizados como referencia en los instrumentos financieros y los contratos financieros o para medir la rentabilidad de los fondos de inversión y por el que se modifican las Directivas 2008/48/CE y 2014/17/UE y el Reglamento (UE) n.º 596/2014, EUR-Lex – 32016R1011 – EN – EUR-Lex (europa.eu).

6. Propuesta de Reglamento del Parlamento Europeo y del Consejo sobre los bonos verdes europeos, COM (2021) 391 final.

7.  Requisitos de divulgación de información ASG con arreglo al artículo 449 bis del Reglamento (UE) n.º 575/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 26 de junio de 2013, sobre los requisitos prudenciales de las entidades de crédito («RRC»), EUR-Lex – 32013R0575 – EN – EUR-Lex (europa.eu). Y modificación del artículo 449 bis del RRC mediante una propuesta de Reglamento del Parlamento Europeo y del Consejo por el que se modifica el Reglamento (UE) n.º 575/2013 en lo que respecta a los requisitos de riesgo de crédito, riesgo de ajuste de valoración crediticia, riesgo operativo, riesgo de mercado y el nivel mínimo de producción COM(2021/664 final).

8.  Para más detalles, véase: Documento de trabajo de los servicios de la Comisión que acompaña a la Comunicación de la Comisión al Parlamento Europeo, al Consejo, al Comité Económico y Social Europeo y a la Estrategia del Comité de las Regiones para financiar la transición hacia una economía sostenible, SWD/2021/180 final.

9.  La Directiva sobre prácticas comerciales desleales (2005/29/CE) se aplica a las prácticas desleales de las empresas a los consumidores, incluidas las demandas de blanqueo ecológico, en el ámbito de los servicios financieros. Las orientaciones revisadas sobre la Directiva (véase la Comunicación de la Comisión, disponible en: EUR-Lex – 52021XC1229(05) – EN – EURLex (europa.eu)) profundizan en la interpretación y aplicación de la Directiva a las declaraciones medioambientales. Además, la Comisión ha adoptado recientemente una propuesta relativa a la capacitación de los consumidores para la transición ecológica (https://ec.europa.eu/info/law/betterregulation/have-your-say/initiatives/12467-Empowering-the-consumer-for-the-green-transition). La propuesta tiene por objeto introducir modificaciones específicas en la legislación de la UE en materia de protección de los consumidores, incluida la Directiva sobre las prácticas comerciales desleales, que permitirá a los consumidores tomar decisiones de compra mejor informadas y se centrará en las prácticas comerciales desleales que induzcan a error a los consumidores con respecto a las opciones de consumo sostenible, incluidas las prácticas de blanqueo ecológico.

10. Comunicación de la Comisión al Parlamento Europeo, al Consejo, al Comité  Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, Estrategia para financiar la transición hacia una economía sostenible, COM(2021) 390 final.

11.  Los informes no deben hacer ninguna propuesta que implique la modificación de ninguna disposición de la CDSR, ya que es poco probable que tengamos una experiencia sustancial en la aplicación de la Directiva antes de que se presenten los informes finales en virtud de esta solicitud.

13.  Artículo 18 del SFDR: Las AES harán balance del alcance de las divulgaciones voluntarias de conformidad con el artículo 4, apartado 1, letra a), y el artículo 7, apartado 1, letra a). A más tardar el 10 de septiembre de 2022 y posteriormente cada año, las AES presentarán un informe a la Comisión sobre las mejores prácticas y formularán recomendaciones sobre normas de notificación voluntaria. Dicho informe anual examinará las implicaciones de las prácticas de diligencia debida en la divulgación de información en virtud del presente Reglamento y proporcionará orientaciones al respecto. Dicho informe se hará público y se transmitirá al Parlamento Europeo y al Consejo.

14.  Por ejemplo, las propuestas de la Comisión que se están negociando actualmente, como CRR/CRD, Solvencia II, etc.


Publicado originalmente: https://www.eba.europa.eu/esas-launch-joint-call-evidence-greenwashing